8

Zone of the Enders: The 2nd Runner – MARS

Zone of the Enders: The 2nd Runner - MARS

Aunque la saga más popular de Hideo Kojima es sin duda Metal Gear, el creador japonés ha participado en bastantes otros juegos en su etapa en Konami, que han terminado siendo juegos de culto de manual. Una de las sagas en las que colaboró es Zone of the Enders, donde asistíamos a combates entre mecas.

Desde Konami están empeñados en resucitar esta saga, y por eso, tras ofrecer una remasterización de las dos entregas de la saga en Zone of the Enders HD Collection, ahora vuelven a la carga para ofrecernos la versión definitiva del segundo capítulo en la forma de Zone of the Enders: The 2nd Runner – MARS. El equipo de Cygames no ha querido ofrecer solo unos gráficos algo mejores, sino que han retocado muchos aspectos para ofrecer un aspecto visual mejorado, y ofrecer una nueva forma de jugar completamente nueva gracias a la Realidad Virtual. Poned a punto vuestro meca, que nos esperan decenas de combates para salvar Marte y la Tierra.

La historia de The 2nd Runner se sitúa un par de años después del original, pero por suerte, no es necesario haberlo jugado, al funcionar de forma más o menos independiente. Sí, hay algún personaje que regresa, pero pude entender todo siendo esta mi primera aproximación a la saga, lo cual es algo que uno siempre teme cuando entra a una franquicia por un título numerado.

Zone of the Enders: The 2nd Runner - MARS

El protagonista de la historia es Dingo, un minero que se encuentra en el satélite Calisto, y durante una actividad rutinaria, se encuentra el Orbital Frame de Jehuty, que era el meca usado en el primer juego. Al encontrarlo, llegan a Calisto las fuerzas de BAHRAM, un grupo revolucionario de Marte y con el que nuestro protagonista tiene un pasado. Dingo debe hacerles frente, y tras diversos sucesos, es malherido y su soporte vital es la propia fuerza de Jehuty, por lo que debe aprender a usar este Orbital Frame si quiere tener la más mínima oportunidad de derrotar a Nohman, el líder de BAHRAM, que pilota ANUBIS, un potente Orbital Frame que está muy relacionado con Jehuty.

El argumento de Zone of the Enders: The 2nd Runner – MARS es el mismo que el del título original (estamos ante una remasterización al fin y al cabo), con que realmente parece que estamos viendo un anime. De hecho, hay multitud de escenas que usan partes dibujadas que parecen de un anime. Cuando se combinan los gráficos del juego junto a las secuencias anime para tener una visión de los pilotos de los mecas durante las conversaciones, el resultado está bien, pero las escenas que son solo anime han envejecido bastante mal, por culpa de una baja resolución que contrasta con la nitidez de todo el juego. Quitando esto, la verdad es que he disfrutado de la trama, aunque no deja de ser un cúmulo de clichés en los personajes y sus trasfondos, y las situaciones argumentales.

Zone of the Enders: The 2nd Runner - MARS

El principal atractivo de The 2nd Runner está a la hora de jugar, donde nos encontramos con un título de acción bastante lineal. Aunque las mecánicas se comparten cuando jugamos en VR y de forma tradicional, la perspectiva cambia radicalmente entre ambas. En VR, jugaremos en primera persona, viendo el cuerpo del propio Dingo desde la cabina de Jehuty; por otro lado, en plano jugaremos en tercera persona, siendo ésta la forma en la que se diseñó el título originalmente.

Como mecas japoneses, estos grandes robots tienen una gran movilidad, pudiendo movernos por el aire gracias a los propulsores de nuestro traje. El control es bastante sencillo, al usar dos botones para subir o bajar, mientras que con el joystick nos movemos en el plano horizontal. Zone of the Enders aprovecha mucho el sistema de fijado para movernos a los enemigos o incluso por el escenario, y aunque se restringe un poco nuestra libertad, ayuda mucho para no perdernos nada de la acción ni perder de vista a los enemigos.

Para atacar, podremos usar armas a distancia y cuerpo a cuerpo. Gracias a la habilidad de carga, el disparo puede convertirse en un disparo múltiple cuando atacamos haciendo una esquiva, mientras que si cargamos mientras estamos quietos, los ataques que lancemos serán más poderosos de lo normal, y hasta podrán superar los bloqueos de los enemigos. A su vez, tendremos acceso a un buen número de armas secundarias, entre las que se incluye la capacidad de agarrar objetos del escenario y/o enemigos, rayos láser concentrados y potentes, una especie de escopeta para empujar a los oponentes, etc.

Zone of the Enders: The 2nd Runner - MARS

La gracia del combate es que, con estas sencillas mecánicas, podemos participar en peleas bastante frenéticas, donde nos enfrentaremos a decenas de pequeños robots que no hacen mucho daño de forma individual, pero que en su conjunto nos pueden superar fácilmente; mecas estándar que tienen capacidades ofensivas similares a las nuestras; los mecas anteriores pueden ir dentro de armaduras que les confieren nuevos ataques devastadores; torretas colocadas por los escenarios; mecas pesados especializados en el cuerpo a cuerpo y más tipos de enemigos.

Usar nuestras armas es tan importante como emplear el escenario, ya que empujar a un rival contra un muro u obstáculo hará mucho más daño de lo normal, lo cual nos ayudará a sobrevivir. Al final, estaremos moviéndonos todo el tiempo esquivando o bloqueando ataques, lanzando nuestros golpes nosotros mismos, y viendo qué arma secundaria usamos junto a las principales. El resultado es una experiencia que recuerda a las peleas de mecas que podemos ver en muchos animes, y esto es algo que me encanta.

Lo mejor de Zone of the Enders: The 2nd Runner – MARS son sin duda sus jefes finales y fases en plan “set pieces” como hacer descarrilar un tren en movimiento. Cada jefe presenta patrones radicalmente diferentes, por lo que cada jefe tiene algo único, ya sea en sus ataques, en la forma de moverse o por cómo podemos romper su defensa. Por tanto, tendremos que usar una serie de habilidades si queremos ganar, ya sea agarrar un objeto para romper un escudo de energía o la escopeta que mencionaba antes para empujar contra una barrera, por citar un par de ejemplos.

Zone of the Enders: The 2nd Runner - MARS

Algo que también me ha gustado es el diseño de varios niveles, algunos con partes móviles que nos pueden aplastar tanto a nosotros como a los enemigos. Esto nos hace plantear los combates de otra forma, y me hubiera encantado que más fases fueran así. De hecho, se notan los orígenes de PS2 del título en muchos niveles, al ser simples pasillos o zonas bastante vacías. Al menos, sí que podemos interactuar con bastantes elementos de los que hay, a veces para simplemente cambiar su aspecto visual, pero da la sensación de que estamos ante una pelea entre mastodontes mecánicos que destrozan todo a su paso.

Pese a todo esto positivo, hay varias fases en las que intentan aportar algo de variedad, pero que terminan siendo una lata. Esto incluye un jefe final en particular que me sacaba de mis casillas o alguna zona de escoltar a otro personaje, que tienen un diseño que choca con el ritmo habitual de la aventura, y son los momentos que menos he disfrutado de Zone of the Enders: The 2nd Runner – MARS. Al final, estamos ante un juego de unas 5-6 horas que engancha de lo lindo pese a estos traspiés, y que no deja ni un momento de respiro.

Antes mencionaba que podemos jugar tanto en plano en 3ª persona, como en VR en 1ª persona. En ambas perspectivas, contamos con un círculo alrededor de nuestro meca que funciona como radar, y nos informa de la cercanía de los enemigos o desde dónde nos están disparando. Sin embargo, la forma de representar esta información es algo diferente. En 3ª persona, al estar siempre viendo nuestro personaje, el radar es algo que veremos en todo momento. Por el contrario, en VR recurrimos a un holograma de nuestro meca, que veremos en la interfaz en todo momento, y también nos informa del movimiento externo de nuestro vehículo.

Zone of the Enders: The 2nd Runner - MARS

Todo esto hace que sea algo más desafiante jugar en VR, ya que estamos limitados a lo que vería Dingo, por lo que no tenemos una perspectiva tan amplia para ver todos los enemigos de nuestro alrededor como al jugar en plano. Aun así, la implementación de este modo en VR en Zone of the Enders: The 2nd Runner – MARS me ha encantado, ya que me sentía como dentro de un anime de mecas, teniendo que recurrir a la información de los sensores del meca para poder actuar de forma correcta durante los combates. Por tanto, la curva de aprendizaje es mayor, y la acción puede resultar algo más confusa cuando nos liamos a espadazos contra los enemigos que van en un enjambre, pero creo que la acción es todavía más satisfactoria al sentirnos como Dingo. Realmente no hay ningún otro juego que nos permita estar dentro de un meca de estilo anime más allá de las bestias lentas pero poderosas de Archangel y Code51: Mecha Arena, con que la sensación es fantástica.

Hay bastantes opciones de confort para que podamos jugar de forma correcta, y hasta recomiendan jugar en una dificultad llamada “VR Easy” (Very Easy en realidad) si no tenemos mucha experiencia con juegos de acción y en VR. Entre las opciones, está la opción de mover libremente la cámara, la típica visión de túnel, etc. A pesar de todas estas ayudas, The 2nd Runner es bastante intenso, por lo que no creo que sea un juego apropiado para iniciarse en la VR, sino que es mejor para los que ya tienen sus “piernas virtuales”.

Algo que quiero destacar es que, pese a todas las escenas de vídeo que hay, se han representado muy bien al jugar en VR, ya que se verán en modo cine. Esto podría cortar la inmersión dado el alto número de vídeos, pero por suerte, tienen un formato en 3D, lo cual mantiene parte de la inmersión. El efecto es bastante bueno, sobre todo con los efectos de partículas, y la verdad, es un sistema que me gustaría que implementaran otros juegos que funcionen tanto en plano como en VR, ya que no rompe tanto la inmersión como ocurría en Resident Evil VII, donde sí que era una transición demasiado fuerte.

Zone of the Enders: The 2nd Runner - MARS

Junto a la aventura principal, The 2nd Runner – MARS ha incorporado algunos extras, como poder ver las escenas de vídeo desde una especie de Cine, además de ver los mecas y demás vehículos en un hangar. Esto último es bastante impresionante en VR, para hacernos una idea de lo grandes que son los diversos robots del título. No son grandes extra que aportarán algo completamente nuevo a los que ya jugaron al título en su momento y no tienen VR, pero menos es nada.

A nivel visual, Cygames ha realizado un trabajo estupendo, tanto en plano como en VR. En plano, si usamos PS4 Pro la resolución alcanza los 4K, ofreciendo unas texturas bastante nítidas, que unido al fuerte estilo visual a lo anime, el juego siga siendo bastante vistoso incluso a día de hoy. Sí, los escenarios siguen estando algo vacíos, pero teniendo en cuenta los orígenes del título, el resultado es muy bueno. En cuanto al modo VR, es increíble la nitidez de la imagen, al no tener dientes de sierra ni otros artefactos que empañen la calidad de imagen. Se nota que PSVR funciona mejor con los títulos con una baja carga gráfica, y los resultados son excelentes.

A nivel sonoro, ha habido un cambio importante, para implementar sonido surround. Esto nos permite determinar mejor por donde vienen los ataques y los enemigos, algo que ayuda sobre todo cuando jugamos en VR, al no tener una perspectiva visual tan amplia. La música de estilo de ciencia ficción está bastante bien, aunque las voces en inglés son muy, muy de serie B. Supongo que funciona para mantener esa esencia de estar ante un anime de mecas, con mucha sobreactuación, con momentos en los que dan ganas de llevarse la mano a la cara.

Zone of the Enders: The 2nd Runner - MARS

”Conclusión”


Me alegro mucho que Konami haya realizado esta nueva remasterización, ya que he acabado encantado con Zone of the Enders: The 2nd Runner – MARS. Pese a sus años, las mecánicas y combates siguen siendo geniales, con una adaptación para VR sencillamente espectacular para que nos sintamos dentro de un meca sacado de un anime. Es más desafiante y puede desorientar más que al jugar de la forma tradicional, pero este esfuerzo adicional merece la pena.

Además, el trabajo de remasterización es excelente, de modo que el juego no desentona demasiado en el catálogo de PS4. Gracias a esto, muchos podemos descubrir la saga con un juego que sigue siendo muy, muy divertido y adictivo. Aun así, sigue presentando algunos elementos de diseño algo arcaicos, como jefes demasiado “gimmicky” o fases de escolta que terminan por frustrar más que divertir. Aun así, seguimos ante un juego de acción perfecto para los fans de los mecas, y tras probar este segundo capítulo, cruzo los dedos para que Cygames y Konaminos traigan un Zone of the Enders 3 aprovechando la tecnología actual, ya que podría ser algo realmente apoteósico.

8

Nos consolamos con:

  • Genial remasterización de los gráficos y el apartado sonoro
  • Implementación en VR muy buena para que nos sintamos dentro de un meca japonés sacado de un anime
  • Jefes finales muy variados y divertidos

Nos desconsolamos con:

  • Curva de aprendizaje más dura en el modo en VR
  • Las secuencias anime han envejecido muy mal
  • Las fases y jefes más “gimmicky”, que logran frustrar más que aportar una variedad divertida

Ficha

  • Desarrollo: Cygames
  • Distribución: Konami
  • Lanzamiento: 06/09/2018
  • Dispositivo VR usado: PS VR
  • Idioma: Textos en Castellano y Voces en Inglés
  • Precio: 39,99 €

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *