Impresiones de Tales of Arise. La saga sube de nivel

Tales of Arise

Una de las sagas roleras más míticas es Tales of, que llevaba un tiempo «aparcada» en lo que a entregas principales se refiere debido al largo proceso de desarrollo de Tales of Arise. Por suerte, la espera está a punto de llegar a su fin, con el lanzamiento del juego en menos de un mes. Para aumentar todavía más las ganas, desde Bandai Namco han publicado una demo en consolas, y tras probarla en su versión de Xbox Series X/S, se nota que la saga va a dar un salto cualitativo importante.

Primero, quiero dejar claro que no estoy muy puesto en la franquicia ni mucho menos. El único juego que he completado como tal es Tales of Hearts R en PS Vita, además de probar alguna otra entrega, como el reciente Tales of Zestiria. Es una de mis «asignaturas pendientes» como amante de los JRPG, pero como ocurre con otras franquicias, es posible disfrutar de cada entrega de manera independiente, así que no tengáis miedo de adentraros en Tales of Arise.

En segundo lugar, no me he querido informar mucho sobre la historia o los personajes, para conocerlos de primera mano en la aventura principal, por lo que mi primera toma de contacto con ellos ha sido casi con esta demo. Eso sí, esto hace que el contexto brille bastante por su ausencia, ya que la demo nos deja en un campo con el objetivo de ir a una ciudad cercana, después acabar con un jefe final, y se acabó.

Tales of Arise

Lo bueno es que todo eso no importa para ver todo lo bueno que va a tener este Tales of Arise, empezando por los personajes. Los famosos «skits» de la saga van a sufrir un lavado de cara increíble, ya que ahora los activaremos nosotros al ir andando por el mundo, y en vez de ser simplemente los sprites de los personajes centrados en pantalla, ahora serán secuencias con viñetas usando los modelos de los personajes, ganando una barbaridad en dinamismo.

Lo fundamental es que ya se percibe una gran química entre estos personajes. El protagonista, Alphen, se asombra con casi todo, mientras que Shionne es mucho más directa, creando un gran contraste. La escena que se muestra al hacer que Alphen cocine un pollo asado, donde participan todos los miembros del equipo, me hizo reír a lo grande. Son estos pequeños momentos los que siempre me han gustado de los títulos que he jugado de la saga, y se van a mantener en Tales of Arise.

Otro cambio importante estará en las interacciones tras un combate, que se mantienen, pero como la pantalla de victoria se ha «eliminado» para mantener el ritmo de la exploración, ahora hablarán mientras seguimos moviéndonos por el mundo. Este cambio igual le resta un poco de encanto (me gustan las pantallas de victoria en los JRPG, no lo puedo evitar), pero ganan en ritmo, por lo que es un buen sacrificio para no cortarnos el rollo.

Hablando de la exploración, la zona que podemos visitar en la demo es bastante extensa, hay secretos, y lo más importante, se ve increíblemente bien. Me gusta que podamos ver a los enemigos por el mundo, y que al tocarlos, pasemos a la batalla sin esperar prácticamente nada. Además, ver monstruos claramente más poderosos que nosotros impone lo suyo, dejándonos bien clarito que como intentemos liarnos a tortas con ese monstruo, acabaremos siendo su cena.

Tales of Arise
Sí, el Hootle es tan mono como nos esperábamos

Y así pasamos al combate, que es otra parte que me ha encantado. Como siempre, en Tales of Arise contamos con un sistema de batalla en tiempo real, funcionando como un ARPG en toda regla. Cada personaje puede soltar combos sin ningún problema, pero la gracia está en usar las «Artes», o hechizos, que consumen un maná que se recupera con el tiempo.

Esta base no ha cambiado, pero ahora las peleas son mucho más dinámicas y espectaculares, al poder movernos con mayor libertad por el entorno 3D de la batalla, haber un sistema de esquivas con una ventaja para las esquivas en el último momento, y poder encadenar con mucha facilidad los ataques normales con las Artes.

Cada personaje tiene un rol en el equipo y una forma muy diferente de controlarse. Por ejemplo, Alphen puede desatar poderosos ataques de fuego si mantenemos pulsados los botones de las Artes, sin usar Maná pero sacrificando vida, creando una buena mecánica de riesgo-recompensa. Shionne por otro lado usa su rifle para atacar desde lejos, pudiendo lanzar devastadores ataques con sus bombas, o funcionar al mismo tiempo como la curandera, creando un doble papel muy útil en los encuentros.

Tales of Arise

Junto a las Artes y los ataques normales, también tenemos los ataques de los aliados, pudiendo lanzarlos con la cruceta y teniendo un cooldown de tiempo. Son muy potentes, y cuando el enemigo está en las últimas, se puede traducir en una ejecución realmente espectacular.

Todo esto hace que los combates sean realmente divertidos, y sobre todo, tengan bastante miga. Se puede comprobar muy bien en el jefe final de la demo, al tener varios puntos débiles que podemos ir destruyendo para causar mucho más daño de lo normal, al mismo tiempo que vamos aprendiendo sus patrones de ataque.

Lo único que no me termina de convencer del todo es el sistema de apuntado, ya que o no me he hecho todavía a él, o me resulta un poco engorroso tener que pausar la acción y elegir el objetivo, en vez de poder rotar entre ellos con el stick derecho, o fijar del todo la cámara para que no se vuelva loca. No es algo grave, pero sí es un aspecto que se podría terminar de pulir un poco más en este Tales of Arise.

Quitando eso, estoy realmente contento con esta demo. Técnicamente, pese al popping evidente que hay al explorar los escenarios, se ve de escándalo. El nivel de detalle de escenarios y personajes ha aumentado una barbaridad, ofreciendo algunas estampas preciosas. Las batallas son todo un espectáculo, con unas animaciones soberbias, junto a unos efectos de partículas fantásticos para los que nos gusta el «brilli brilli».

Pero si hay algo que me ha conquistado, es sin duda la música. Es increíble en todo momento, ya sea al combatir o al explorar, por lo que estoy deseando escuchar el resto de temas. El doblaje en inglés también me ha gustado bastante, siendo siempre de agradecer que podamos escoger entre las voces inglesas o las japonesas.

En definitiva, esta toma de contacto con Tales of Arise me ha dejado muy claro que Bandai Namco está poniendo toda la carne en el asador para que la franquicia pase al siguiente nivel, y vaya si lo van a conseguir. Así que ahora sólo nos queda esperar todo lo pacientemente que podamos hasta que se ponga a la venta la versión final el próximo 10 de septiembre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *