7

Witching Tower VR

Witching Tower VR

Hemos vivido muchas aventuras de acción y magia en los videojuegos, donde controlamos al héroe de turno enfrentarse a soldados, monstruos y reyes malvados. Sin embargo, ahora es el turno de ser el héroe, o mejor dicho, heroína, gracias a la Realidad Virtual y Witching Tower VR. La obra de Daily Magic Productions lleva ya bastante tiempo en PC, donde ha dejado sensaciones positivas a los usuarios.

Tras un largo proceso de desarrollo, por fin nos toca a los usuarios de PSVR adentrarnos en este oscuro mundo de fantasía donde los espectros, los necromantes y las cabezas parlantes están a la hora del día. ¿Listos para escapar de esta torre embrujada y acabar con una malvada reina?

En esencia, estamos ante una aventura de acción, con que la trama tiene cierta importancia. Nosotros nos meteremos en la piel de Anna, una joven con una marca especial en una de sus manos. La reina tiene miedo de nosotros, así que, en vez de matarnos como sería lógico, decide dejarnos presos en su torre llena de guardas y no-muertos, además de ponernos un brazalete especial para que no usemos los poderes de la marca.

Witching Tower VR

Obviamente, escaparemos en menos de lo que canta un gallo, teniendo que recorrer el castillo junto a nuestra fiel amiga calavera para poder sobrevivir y acabar con el reinado de terror de la villana. La trama de Witching Tower VR es bastante sencilla, pero podemos ahondar más en el lore del juego si nos fijamos en los diversos cuadros y libros, que narran la historia del reino, qué llevó a la reina a levantar un ejército de no-muertos, etc. Es algo interesante, y creo que se podría haber aprovechado más para ofrecer una narrativa más atractiva. Supongo que no querían ponerse pesados para no cansar a los que sólo buscan algo directo, pero bueno, ahí ya es cuestión de gustos.

Lo que importa al final es la sensación que nos deja Witching Tower VR al jugar, y aquí es donde tenemos muchos puntos fuertes. Para disfrutar del título, necesitaremos usar los PS Move, pudiendo desplazarnos mediante teletransporte, movimiento libre, con giro gradual o suave, y demás opciones. Aunque se dan por fijas en la mayoría de títulos de VR, siempre se agradece cuando nos podemos mover como queramos por el escenario… Aunque no habría estado mal un grado más de personalización para que andemos más rápido, por ejemplo.

En esencia, el juego nos planteará diversos niveles completamente lineales, en los que poco a poco iremos ganando nuevos objetos o habilidades para poder superarlos. De este modo, tendremos un gancho con el que tirar de objetos lejanos, un arco para los ataques a distancia, y una poderosa espada. Todo esto está bien guardado en nuestro cinto o en la mano (el gancho se activa con el botón Move del mando derecho), por lo que todo resulta muy intuitivo de usar.

Witching Tower VR

Además, hacia el final de la aventura obtendremos una habilidad que abre diversas posibilidades y mecánicas interesantes, pero que prefiero no desvelar por ser un buen spoiler. Lo bueno es que, pese a no estar ante un RPG, sí que notaremos una buena progresión a lo largo de Witching Tower VR, lo que nos hace ver cómo Anna se ha hecho más fuerte en el viaje (junto a nosotros, claro), además de ofrecer retos que van cambiando, lo que aporta una siempre agradecida variedad. Eso sí, todo el juego está en inglés (tanto textos como voces), con que si no conocéis la lengua de Shakespeare, no entenderéis ni papa.

Durante los niveles, entonces, tendremos que esquivar trampas, resolver rompecabezas y participar en algún que otro combate. Todo mientras exploramos los escenarios en busca de coleccionables y para ahondar en la historia, claro.

Todo lo primero funciona estupendamente, con puzzles sencillos pero imaginativos y llenos de magia, que aprovechan al máximo las diversas habilidades que vamos ganando. Una forma muy habitual del juego de plantearnos un reto es dejar a un fantasma bloqueando una zona por la que progresar, teniendo que encontrar un objeto de dicho espectro y quemarlo con llamas azules, para así ayudarles a pasar al más allá (¡ay, como se hubiera enterado Melinda Gordon de «Entre Fantasmas» que era tan fácil!) y desbloquear el camino. Otras veces, será mediante mecanismos especiales, y otros, usando nuestra magia. Sí, hay bastante variedad, y eso me encanta, ya que así estaremos sorprendidos cada vez.

Witching Tower VR

La parte negra de Witching Tower VR llega cuando toca pelear, ya que el sistema de combate es, siendo directos, un desastre. Aunque podremos coger antorchas y espadas de los enemigos como armas, al final usaremos principalmente la espada mágica una vez la consigamos. Sin embargo, su usabilidad es exactamente que las mencionadas antorchas y espadas oxidadas, por lo que no nos sentimos más poderosos.

Esto no sería un grave problema si al menos pelear fuera divertido, pero no lo es. Básicamente, moveremos sin parar el brazo como si estuviéramos acariciando con la espada, ya que así atravesamos al enemigo y le hacemos daño de forma constante. ¿Que tiene un escudo? Entonces estaremos a merced de la detección de impactos, ya que la idea es que ataquemos por las aberturas que dejan los soldados en su defensa, o tras noquearlos una vez hayamos parado uno de sus ataques.

El problema del primer enfoque es que el juego detecta muchas veces que tocamos escudo aunque hayamos pasado la espada por el lateral y hayamos tocado escudo tras hacerle un buen tajo al enemigo. Luego, con el tema del bloqueo de los ataques, es otro aspecto que falla más que una escopeta de feria. Para empezar, los enemigos se acercan en exceso a nosotros, por lo que muchas veces no podemos ni ver bien por dónde van a atacar. Luego, las animaciones que tienen son bastante limitadas, de modo que tampoco podemos «leer» su comportamiento.

Witching Tower VR

Todo esto hace que, cuando nos hacen pelear, Witching Tower VR sea todo un incordio, ya que el juego no está nada bien planteado en este sentido. Por ejemplo, no notamos ningún feedback cuando hay choque de espadas como vibración del mando, o al menos, no la suficiente como para sentir que estamos en un intenso duelo a muerte. Es algo muy similar a lo que ocurre en Skyrim, pero se podría haber seguido el ejemplo de Trickster VR, eso por no hablar de juegos de PCVR donde el combate con espadas sí llega a ser satisfactorio.

En global, llegar hasta el final no nos costará demasiado, y no deberíamos tardar más de unas 3-4 horas, por lo que no estamos ante un juego realmente largo. Si nos hemos dejado algún coleccionable podemos darle otra vuelta (el juego nos avisa, con un mensaje que tiene un texto de prueba, si vamos a salir de un nivel y nos quedan coleccionables), pero la rejugabilidad es más bien baja.

Donde muchas menos pegas se puede poner a Witching Tower VR es en sus aspectos técnicos, ya que Daily Magic Productions nos ofrecen un producto sólido a más no poder. Para empezar, la imagen es increíblemente nítida, ofreciendo además una calidad en las texturas y efectos bastante notable. No es ni mucho menos el juego más vistoso de PSVR, pero sí es uno resultón a más no poder, y prefiero esta nitidez a más gráficos, pero con muchos más dientes de sierra. Eso sí, las animaciones de los personajes son, por lo general, bastante pobres.

Witching Tower VR

En cuanto al sonido, hay temas muy de fantasía oscura que quedan bien, pero nada memorable. Los efectos sonoros no están mal, aunque los ruidos que producen los murciélagos y perros siguen sonando un poco después de matarlos, lo cual queda raro. Igual querían hacernos notar que se estaban muriendo, pero usar otro efecto sonoro habría sido mucho más claro. Aun así, no desentona nada en exceso ni se nos saca de la experiencia, lo cual no es poco.

Conclusión

Este tipo de aventuras de acción llenas de magia, rompecabezas, castillos, espadas y esqueletos me encantan, con que Witching Tower VR me atrapó bastante desde el inicio. El universo que Daily Magic Productions ha creado no está nada mal, con un lore interesante que no me importaría explorar en futuros juegos.

Además, todo lo que no está relacionado con el combate está muy bien llevado a cabo, desde los puzzles a la exploración, pasando por el uso de nuestras diferentes habilidades. Que no haya nada muy repetido es algo que siempre de agradece, para que durante todo el viaje estemos sorprendiéndonos por cada nueva mecánica o rompecabezas a solucionar.

Si no fuera por el combate, estaríamos ante un juego de notable alto, pero desgraciadamente, los duelos con espada son mediocres, y eso siendo generosos. Si en el futuro, Daily Magic Productions logra crear un mejor sistema de lucha, pero mantiene los valores de producción, escala y variedad de Witching Tower VR, puede que estemos ante el próximo gran imprescindible de la VR. Por ahora, estamos ante una aventura de acción bastante recomendable si os gusta el género, y que os hará pasar unas cuantas horas inmersos en este oscuro mundo de fantasía.

7

Nos desconsolamos con:

  • Técnicamente muy sólido, con algún momento de los que te dejan sorprendido
  • Variedad constante a lo largo de la aventura
  • Puzzles variados y bien planteados
  • Universo bastante interesante con mucho potencial para seguir explorándolo en el futuro

Nos desconsolamos con:

  • El sistema de combate es mediocre. Menos mal que no es el foco principal del juego
  • Completamente en inglés
  • Se hace bastante corto

Ficha

  • Desarrollo: Daily Magic Productions
  • Distribución: Daily Magic Productions
  • Lanzamiento: PSVR: 17/09/2019 - PC: 25/10/2018
  • Dispositivo VR usado: PS VR
  • Idioma: Textos y Voces en Inglés
  • Precio: 19,99 €

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *