8

Unpacking

Unpacking

Sin duda, una de las grandes ventajas del Game Pass de Microsoft es el permitirnos descubrir juegos que, por diversos motivos, se nos habrían escapado. Esto es, en mi caso particular, lo que me ha sucedido con Unpacking, un juego que me llamó la atención y del que ahora, tras haberlo completado, vamos a hablar un poquito de él.

Unpacking es un juego pequeñito, de esos hechos con mucho mimo y que resultan más una experiencia que un juego en sí. En éste caso, estamos ante una experiencia bastante narrativa, con la particularidad de que no se utilizan palabras, sino que la historia se cuenta a través de los objetos.

Unpacking

¿Por qué digo esto? Pues porque, en el juego, deberemos desempaquetar las pertenencias de la protagonista de sus cajas de mudanza a lo largo de unas dos décadas de su vida. Eso sí, como si de un puzzle se tratara, deberemos colocarlos en sus sitios correspondientes. Por ejemplo, la ropa en los armarios y los libros en sus estanterías. Pese a ello, ojo, hay cierto margen para la improvisación, pudiendo encontrar posiciones y hasta ubicaciones diferentes para un mismo objeto, por lo que realmente cada partida puede tener una disposición diferente. Por ejemplo, los libros pueden ir en cualquier estante en vertical o apilados horizontalmente, mientras que la ropa podemos colocarla en baldas plegada, o colgando de las diferentes perchas.

El caso es que tras una mecánica sencilla, como comentaba, se esconde cierta narrativa en el que veremos el crecimiento del personaje y sus experiencias. Por ejemplo, el primer escenario se corresponde con una habitación en su etapa infantil, mientras que en otros casos veremos un piso compartido con estudiantes (y bastante frikis, con cosplays, juegos de mesa y de rol, y videojuegos…), una mudanza a un piso compartido con una pareja o, incluso, una casita de 2 plantas. A lo largo de estos diferentes escenarios veremos que algunos objetos aparecen en cierto punto y son conservados por la protagonista, otros pierden cierta importancia y otros que son sustituidos. Vaya, que, como ya he avanzado, estamos ante un compendio de experiencias y recuerdos de lo vivido por la protagonsita en muchos momentos.

Unpacking

Como decía, en el fondo, estamos ante un puzzle bastante sencillo e incluso relajante en el que deberemos guardar todos los objetos, aunque el reto es prácticamente nulo, pues el máximo problema se puede presentar si no reconocemos un objeto… y al acabar de colocarlo todo se nos marcarán todos aquellos objetos que no estén en un sitio adecuado.

A nivel técnico estamos ante un juego que luce de maravilla gracias a unos gráficos en un precioso pixel-art llenos de detalle y color, e incluso hay ciertos objetos con los que interactuar, como cajones que se abren o incluso radios (y hasta un tocadiscos) y videoconsolas que podemos encender (hay una suerte de Gamecube o incluso una Wii, lo cual siempre es un puntazo). Es más, algunos elementos incluso tienen su propia lógica, como armarios que no podremos cerrar si los cajones de su interior siguen abiertos y bloquean la puerta, o puertas que se cierran al abrir otra puerta contigua que “choca” con ella. La música resulta muy agradable y acompaña en todo momento la experiencia, con melodías bastante calmadas y relajantes, de la mano de Jeff van Dyck (ganador de un premio BAFTA y director de audio del estudio Creative Asembly).

Unpacking

Para ir terminando, comentar que el juego tiene una duración aproximada de 2 o 3 horitas, aunque es un título que invita a marcar el ritmo que necesitemos, por lo que algunos jugadores tardarán algo menos en terminarlo, mientras que otros pueden dedicar mucho más tiempo en observar las diferentes estancias (cocinas, dormitorios, baños, salones…) del título, en planear minuciosamente las decoraciones o en ir dejando los objetos según van saliendo de las cajas (y ojo, porque no todos los objetos están empaquetados en su correspondiente habitación). Y para aquellos que quieran un pequeño aliciente para seguir explorando, decir que hay ciertos desafíos que consisten en interactuar con determinados objetos o en colocarlos en sitios concretos (ahí va una pista: el tarro de galletas fuera del alcance en la cocina) con lo que desbloquear una serie de pegatinas de un álbum (y unos jugosos logros en el caso de jugar en el ecosistema Xbox).

Conclusión

Unpacking es una preciosa experiencia interactiva en la que deleitarnos en la decoración de diferentes estancias, algo que hará las delicias de los amantes de los videojuegos sosegados pero que puede quedarse algo corto para aquellos jugadores ávidos de acción y desafíos y otras emociones fuertes.

Nos consolamos con:

  • Una experiencia relajante y relajada en la que se nos cuenta una historia casi sin que nos demos cuenta
  • Su banda sonora, una auténtica delicia
  • Gráficamente es una delicia pixel-art

Nos desconsolamos con:

  • … aunque ciertos elementos cuesta distinguirlos bien o ver qué son
  • Su falta de reto o de alicientes, unidos a su corta duración y su pausado ritmo, pueden echar para atrás a más de uno

Análisis realizado gracias a una copia incluida con la suscripción a Game Pass

Ficha

  • Desarrollo: Witch Beam
  • Distribución: Humble Games
  • Lanzamiento: 02/11/2021
  • Idioma: Textos en español
  • Precio: 19,99€

Comentarios

  1. buah, me lo he rebentado entero, he disfrutado un montón, y me ha venido de perlas para practicar la mudanza! 😀
    Viene bien de vez en cuando desconectar de tanto caos y jugar a algo así! 🙂

    Good job Eric! 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *