8

Samurai Warriors 5

Samurai Warriors 5

En Omega Force son especialistas en hacer juegos dentro del género Musou, donde nos enfrentamos a cientos de enemigos para recrear una gran batalla. Esto ha hecho que se hayan expandido a muchas franquicias para colaboraciones de todo tipo, añadiendo diferentes ideas o mecánicas que lo alejaban de la forma más pura del género.

Así hemos tenido recientemente el nuevo Hyrule Warriors con las físicas de Breath of the Wild, o Persona 5 Strikers, que se alejaba del musou para abrazar el ARPG. Esto es bueno para que el estudio no se estanque, pero para los fans de la experiencia musou más tradicional, claramente había un hueco. Es ahí donde entra Samurai Warriors 5, la primera entrega principal de la franquicia en 7 años, que pretende renovarla gracias a un estilo artístico similar a las obras antiguas japonesas, y un énfasis en el viaje personal de dos figuras clave del periodo Sengoku: Nobunaga Oda y Mitsuhide Akechi. Preparad vuestras mejores armas, porque lo vamos a necesitar si queremos unificar todo Japón.

Del Loco de Owari al Rey Demonio

En esta entrega, el modo principal se centra en el viaje de Nobunaga Oda, y por tanto, también en el de Mitsuhide Akechi, uno de sus lugartenientes más importantes. Esta figura del período Sengoku es de las más conocidas, y se ha usado normalmente como un villano en multitud de títulos, como en la saga Onimusha o Nioh por citar dos ejemplos muy conocidos. Sin embargo, el personaje no empezó siendo un frío conquistador, por lo que Samurai Warriors 5 pretende mostrarnos cómo pasó de su vivaz personalidad (se le conocía como «El Loco de Owari») a la frialdad por que lo ha hecho famoso, ya como «El Rey Demonio».

Samurai Warriors 5

En este sentido, el juego hace un trabajo estupendo para vendernos esta transformación, siendo creíble y enganchándonos. Porque sí, sabemos cuál será su destino y a manos de quién morirá (las biografías de la pantalla de carga bien que nos lo indican), pero eso no quita que nos emocionemos ante cada nueva traición, nos alegremos por los triunfos de nuestros aliados, y por cómo está el objetivo de unificar Japón para acabar con el período de caos que predominaba en dicha época.

Aquí la dualidad de Mitsuhide Akechi es clave, presentando a ambos personajes como figuras muy trágicas pero con un viaje personal fantástico. Como os podréis imaginar, desde Omega Force se han tomado muchas libertades respecto a lo que ocurrió en la historia, pero son cambios que acompañan muy bien a la narrativa del título.

Eso sí, como suele ocurrir con los musous, la trama se cuenta de aquella manera, ya que tienen que centrarse en las batallas, por lo que las alianzas o momentos más personales se cuentan rápidamente en pequeños vídeos narrados entre las misiones. Es algo muy típico tanto de Samurai Warriors como de Dynasty Warriors, al basarse en hechos históricos bastante complejos y que abarcaban varias décadas y facciones. Por eso, también es muy normal que de pronto aparezca un nuevo personaje, tenga un par de líneas de diálogo como mucho, y ale, a avanzar.

Samurai Warriors 5

Tampoco ayuda que parte del drama (sí, hay mucho dramón como nos gusta a los amantes del género) se desarrolle en diálogos durante las misiones, pudiendo no prestarles atención al escuchar voces en japonés, leer textos en inglés que debemos traducir en nuestra cabeza, y al mismo tiempo, seguimos completando las misiones que nos van encomendando. Ya es algo habitual en los musou, y aunque uno se acostumbra, sí que es cierto que una traducción como mínimo habría venido de perlas. Pero bueno, son pegas ya características del género, que no empañan el buen trabajo que han hecho para plasmar la vida de Nogunaga Oda y Mitsuhide Akechi en este Samurai Warriors 5.

Luchando sin parar

Antes mencionaba que el título volvía a lo más tradicional dentro del género musou, con que si ya habéis jugado algún título de la saga o de Dynasty Warriors, sabréis qué nos encontraremos. Las misiones nos irán proponiendo una serie de objetivos para llevar la balanza de la victoria a nuestro favor, ya sea conquistar alguna base, acabar con unos objetivos, escoltar a unos aliados para que usen sus habilidades especiales para mermar la capacidad ofensiva del ejército rival, etc.

En este sentido, nada ha cambiado, lo cual hace que Samurai Warriors 5 sea algo muy familiar para los que amamos este género. Lo bueno es que la fórmula es tan conocida, que Omega Force se ha esforzado al máximo en mejorarla al máximo. Esto lo notamos mucho en el ritmo de las misiones, al no haber apenas ratos muertos donde no sabemos qué hacer, así que vamos por inercia donde hay puntos rojos en el mapa y a machacar soldados. En su lugar, siempre tendremos metas, ya sean principales u opcionales, aumentando en complejidad a medida que vamos avanzando en la historia principal.

Samurai Warriors 5

Al principio, con ir sólo con nuestro personaje principal será suficiente, pero no tardaremos en ver cómo tenemos que ordenar a nuestro compañero que vaya a diferentes partes del mapa para que, al ir cambiando entre su control, podamos ser eficientes para cumplir los objetivos y que no se nos escapen los oficiales rivales, no machaquen a nuestros ingenieros que intentan abrir una brecha en un castillo enemigo, etc.

Este sistema de órdenes es muy sencillo, al pulsar hacia arriba en la cruceta y sacar así el mapa donde podemos decirle que se centre en algún oficial, una región del mapa o en algún aliado. Luego veremos mediante flechas en qué dirección se va moviendo el compañero, y hasta el camino que deberíamos tomar nosotros para el objetivo prioritario de la misión. Por defecto, la IA no lo hace del todo mal, pero para alcanzar las máximas calificaciones posibles, controlar a ambos héroes (o mejor aún, que lo haga un amigo) será esencial.

En el combate Samurai Warriors 5 también está increíblemente pulido. Cada personaje cuenta con sus ataques normales y los «Power Attack», que por defecto, nos permiten avanzar por el mapa rápidamente mientras barremos a los enemigos masilla. Sin embargo, depender únicamente de esos ataques es imposible, al ser inútiles contra los oficiales o contra las unidades especiales, ya sean lanceros o escuderos, por citar unos ejemplos. Esto nos obliga a pasar a usar los combos, donde sí podemos combinar ataques normales con los de tipo «Power», con resultados devastadores.

Samurai Warriors 5

Los oficiales funcionan como los jefes finales, pudiendo lanzar ataques especiales que debemos bloquear. Incluso podemos hacer un parry para contraatacar con más fuerza. Es aquí donde entran en juego las Habilidades Ultimate, que tienen cierto tiempo de recarga, y nos pueden dar beneficios temporales, o servir para lanzar un ataque que paraliza el golpe que esté cargando el enemigo.

A su vez, podemos lanzar los clásicos ataques Musou, pudiendo ser reforzados a su vez si activamos el modo Espíritu o los lanzamos al lado del otro personaje también jugable. Cuando se combina todo esto, se tienen unas mecánicas realmente sólidas, que si bien no rompen ningún molde dentro de los musou, sí que hacen Samurai Warriors 5 realmente divertido.

Para añadir más diversión, tenemos un completo elenco de personajes, aunque no todos tienen movimientos únicos al 100%. En su lugar, los movimientos normales dependen del tipo de arma que usemos, ya sea katana, mosquete, los puños, dobles espadas, lanza, etc. Cada arma tiene sus mecánicas propias, como los tres tipos de disparo del cañón, o el daño aumentado tras varios combos de los puñetazos. Lo que sí es único para cada personaje es su Habilidad Definitiva, además de los ataques Musou.

Samurai Warriors 5

Como ocurría con la historia, algunos problemas típicos de los musou se mantienen, ya que todas las batallas pueden empezar a juntarse un poco al no haber muchas diferencias mecánicas entre ellas, lo que puede dar cierta sensación de repetividad para más de uno. Personalmente, no he tenido ese problema, pero sé que es la pega principal que se le suele atribuir a este género.

Contenido para parar un tren

Un aspecto donde Omega Force no suele decepcionar en sus juegos es en el contenido, y Samurai Warriors 5 no es una excepción. Estamos ante un juego sencillamente inmenso, con contenido principal y opcional que nos darán muchas horas de juego. El modo principal, llamado Musou, nos ofrece varias rutas para enseñarnos la perspectiva de Nobunaga y de Mitsuhide. La de Nobunaga es la principal, desbloqueando poco a poco la de su mano derecha. A su vez, cada campaña tiene sus misiones secundarias, que añaden más contexto a los conflictos, y nos actualizan sobre el estado de los demás personajes secundarios.

Por si todo esto no fuera suficiente, al acabar el juego se desbloquea una tercera campaña, desbloqueando sus misiones bajo condiciones especiales, que suele incluir el obtener las mejores calificaciones en las demás misiones, lo que aumenta de paso la rejugabilidad. Para que os hagáis una idea, acabar la campaña de Nobunaga Oda, sin hacer varias de sus fases secundarias, me ha llevado unas 15 horas, lo cual no está nada mal.

A esto hay que sumar nuestro espíritu complecionista, ya que cada fase tiene una serie de objetivos ocultos, por lo que si queremos completarlos todos, tendremos que rejugar las misiones varias veces, ya que será casi imposible lograrlos todos a la primera.

Fuera del modo Musou, tenemos Citadel. Aquí tenemos una serie de misiones más cortas, con el objetivo de conseguir recursos de todo tipo. Así podremos mejorar varios edificios de nuestro reino (accesibles sólo mediante un menú), para obtener mejores items a comprar, caballos a usar, armas a mejorar, etc. Estas mejoras se aplican también al modo Musou, por lo que ambos modos se retroalimentan, al desbloquear más misiones y posibles mejoras al avanzar en la historia principal. Eso por no mencionar el ir subiendo de nivel a los personajes.

Pero estamos en Samurai Warriors 5 por los personajes, y en Citadel podemos mejorar la relación entre ellos si hacemos que luchen juntos. Al llegar a cierto nivel de amistad, desbloquearemos escenas entre ellos, que profundizan más en sus tramas personales, o sencillamente son simpáticas. Aquí tenemos más horas de juego a echar, ya que hay 27 personajes, por lo que llenar todas las relaciones nos llevará lo suyo. ¿Se puede hacer repetitivo conseguirlo todo? Desde luego, pero vaya si no puede engancharnos lograr esas escenas para nuestros personajes favoritos.

Samurai Warriors 5

Husbando Warriors

Algo que notaremos desde el primer momento al jugar a Samurai Warriors 5 es que Omega Force nos ofrece el musou más bonito que hay. Técnicamente sus títulos suelen ser algo discretos, pero esta vez, han optado por usar un estilo visual cel-shading que recuerda a las obras japonesas antiguas. Así se logran escenarios y personajes mucho más llamativos que en otros títulos donde se intenta usar un realismo exagerado, como los anteriores capítulos de la franquicia.

De paso, nos ofrecen un diseño de personajes de un estilo anime sencillamente increíble. Sí, la mayoría son husbandos de manual, ya que en ningún otro juego había visto a este Nobunaga tan joven, alegre y tan salido de un shonen. Es cierto que hay pocos personajes femeninos (por desgracia, en esa época no es que fueran muy feministas), pero los personajes que hay, como Mitsuki o Nō, son preciosos. Además, sus animaciones son geniales, ofreciendo unos efectos visuales que hacen las peleas increíblemente vistosas, sobre todo cuando hemos logrado desbloquear los combos más poderosos.

Hay detalles que me encantan, como la estampa que dejan cuando lanzan su ataque Musou especial, animándonos a probar todos los personajes sólo para ver su animación especial. ¿Lo mejor de todo? Que el rendimiento, al menos al jugar en Xbox Series X, es perfecto, sin ningún tirón ni nada, moviéndose a 60 FPS estables. Después de venir de Hyrule Warriors: La Era del Cataclismo, es una alegría. Supongo que será el mismo caso para las demás versiones de sobremesa y PC. En Switch, el juego va a 30 FPS, por lo que he podido comprobar en la demo, y es más o menos estable, lo cual es motivo de alegría para los que nos gusta llevarnos la guerra en modo portátil.

Samurai Warriors 5
Cada personaje tiene una estampa única de este estilo

No hay versión de nueva generación como tal, con que el juego no llega a aprovechar Series X de ninguna forma especial. Al menos, los tiempos de carga son prácticamente nulos, lo que nos permite saltar a la acción en un instante.

El sonido no se queda atrás, ya que Samurai Warriors 5 ofrece un apartado sensacional. Los seiyuus (actores de doblaje japoneses) hacen un trabajo fantástico, sobre todo en el caso de Nobunaga y Mitsuhide. Reflejan muy bien su evolución a lo largo del tiempo, para no solo ver de manera visual cómo dejan de ser unos jovenzuelos alegres, sino también por el sonido. Además, todos lo bordan para vender el melodrama durante las batallas, que ya es marca de la casa del género.

La música también se merece una buena mención, ya que Omega Force nos ofrece unas composiciones que acompañan a la perfección a la acción. Hay una gran cantidad de temas, con algunos que son magistrales. Sin entrar en spoilers, la música que suena durante la batalla final de la campaña de Nobunaga es perfecta.

Conclusión

En Omega Force han sido muy inteligentes con Samurai Warriors 5, ya que tras varios musous que se alejaban de lo tradicional, han vuelto a las raíces del género por la puerta grande con este título. ¿Reinventa la rueda o atraerá a nuevos seguidores? No, ya que a los que les resultara pesado, les seguirá aburriendo.

Ahora bien, para los que ya somos fans, Samurai Warriors 5 coge todo lo que ya conocemos, y lo pule hasta el extremo. El resultado es uno de los mejores musous de estilo tradicional que hay en el mercado, y de los que más horas nos pueden enganchar.

El viaje de Nobunaga Oda y Mitsuhide Akechi para unificar Japón es genial, sirviendo como telón de fondo para una historia épica llena de combates multitudinarios que entran por los ojos gracias a un estilo artístico sensacional y unas mecánicas a prueba de bombas. Así que, a poco que os guste el género, Omega Force os va a volver a atrapar con uno de sus mejores trabajos hasta la fecha.

8

Nos consolamos con:

  • Historia épica y que refleja muy bien el viaje emocional de estas figuras del período Sengoku
  • Estilo artístico fantástico, que hace el título más llamativo que ningún otro musou
  • Contenido para estar horas, horas y horas pegado a la pantalla
  • Música sensacional para acompañar a las batallas

Nos desconsolamos con:

  • No reinventa nada. Si no eres fan de los musou, Samurai Warriors 5 no te convertirá
  • Pese a lo bien que está la historia, siguen contando más que mostrando en muchos puntos
  • Conseguirlo todo se puede hacer muy, muy repetitivo
  • Completamente en inglés

Análisis realizado gracias a un código de descarga para Xbox ofrecido por Koch Media.

Ficha

  • Desarrollo: Omega Force
  • Distribución: Koei Tecmo/Koch Media
  • Lanzamiento: 27/07/2021
  • Idioma: Textos en Inglés y Voces en Japonés
  • Precio: 69,99 €

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *