8

Doctor Who: The Edge of Time

Doctor Who: The Edge of Time

Una de las series de televisión más míticas es fácilmente Doctor Who. Ya lleva a sus espaldas más de 50 años, ofreciendo a los espectadores aventuras por todo el espacio y el tiempo, a veces educándonos sobre alguna figura histórica, y otras dejando volar nuestra imaginación con su locura de tramas. A pesar de su popularidad (fuera de España, que aquí su éxito es más bien escaso/nulo), no ha tenido muchas adaptaciones al mundo del videojuego. Sí, tuvimos The Eternity Clock para vivir una nueva aventura con el Doctor de Matt Smith y River Song, pero no es que fuera gran cosa.

Tras algún que otro producto menor, y que se ha quedado en la mayoría de los casos en la web de la BBC, por fin tenemos una nueva propuesta, y en el mejor medio posible para sentir que formamos parte de este gran universo: la Realidad Virtual. Los chicos de Maze Theory han estado un tiempo poniéndonos los dientes largos con Doctor Who: The Edge of Time, y al fin ha llegado el momento de subirnos a la TARDIS para comprobar si este viaje merece la pena. ¡Gerónimo!

Por si alguien no conoce la serie de televisión, quiero empezar con una breve descripción. En esencia, la serie sigue a un Señor (o bueno, ahora Señora) del Tiempo, que robó la TARDIS (una nave espacial) para viajar por el espacio y el tiempo en su búsqueda de aventuras. Ya. Hay mucho más por detrás, como el tema de las regeneraciones para cambiar de actor, los compañeros humanos y bastante más, pero mejor dejarlo simple, ya que es una de las gracias de Doctor Who: poder disfrutar de forma sencilla en momentos esporádicos, o meternos hasta lo más profundo del lore de la franquicia.

Doctor Who: The Edge of Time

Un acierto por parte de Maze Theory es plantear The Edge of Time como una aventura completamente independiente a las que está viviendo la Doctora interpretada por Jodie Whitaker. De hecho, no salen ni los compañeros actuales (quitando una referencia), para que el foco de atención esté en el suceso al que nos enfrentamos, y la Doctora en sí misma. Porque sí, no controlamos a la protagonista de la serie, sino a un humano que se ve en medio del nuevo caos temporal al que se enfrenta la Doctora.

Que no la controlemos a ella es otro acierto, porque la Doctora es un personaje demasiado grande como para que lo encarnemos nosotros haciendo el tonto. De hecho, nuestro objetivo en Doctor Who: The Edge of Time es encontrar unos cristales temporales por diferentes épocas para rescatarla, ya que ha sido apresada en el límite del tiempo mismo, y es la única capaz de salvar el universo del virus temporal al que se enfrenta.

Es un concepto sencillo, pero que nos permite viajar por diferentes épocas en busca de estos cristales, toparnos con varias criaturas de la franquicia, y luego tener una conclusión satisfactoria. De hecho, me gusta cómo el argumento ofrece algo que recuerda a las diferentes etapas de la serie, como la empatía de la Doctora actual, los momentos «Timey Wimey» de la época de Moffat, y algún que otro «deus ex machina» de la de Russel T. Davies.

Doctor Who: The Edge of Time

Quizá estoy entrando mucho en profundidad, pero es lo que tiene ser fan de la serie y sentir que, por fin, estamos dentro de ella. Se nota que en Maze Theory son muy fans de Doctor Who, porque hay referencias y guiños en todos lados, lo cual me encanta. ¿Que no sois fans? Pues parte de la magia se pierde, está claro, pero creo que hay las suficientes explicaciones como para no sentiros perdidos y disfrutar de una gran aventura de ciencia ficción. Además, todo el juego está subtitulado al castellano, algo que se agradece muchísimo, entre tanto juego reciente para VR completamente en inglés.

A nivel de mecánicas, The Edge of Time es una aventura en primera persona con sencillos puzzles, pero con un énfasis en hacernos vivir la experiencia de una gran aventura junto a la Doctora. Por tanto, podremos interactuar con los escenarios, toquetearlo todo, y resolver algún rompecabezas. No son nada complicados, y de hecho, nos suelen dar bastantes pistas cada muy poco tiempo, para hacer más obvias todavía las soluciones. Al menos, los puzzles son bastante diferentes entre sí, al tener que conectar cables en un orden correcto, encontrar combinaciones entre fotos, redirigir rayos láser de forma adecuada, etc.

Pero lo dicho, lo que hace grande a The Edge of Time es el conjunto de pequeños momentos apasionantes que nos presenta un momento tras otro. Cuando empezamos en una lavandería normal, pero luego el virus temporal hace que aparezca un ser asqueroso dentro de las lavadoras, te sientes parte de este mundo. Incluso nos hacen acercarnos a la criatura, como harían en la serie, para empezar con la acción y tener que usar el cerebro para poder escapar de esa peligrosa situación.

Doctor Who: The Edge of Time

Cuando entramos por primera vez en la TARDIS, no pude evitar gritar «¡Es más grande por dentro!» como hacen todos los que se suben a la nave en la serie (excepto Clara, para la cual es más pequeña por fuera), ya que la sensación está muy, muy conseguida. De hecho, el tener en casi todo momento el destornillador sónico para «soniquear» todo lo que veamos, aunque solo se use en alguna ocasión, es genial, y oye, me sentía como el/la Doctor/a cuando están en una situación desconocida, y lo primero que hacen es sacar el destornillador apuntando a todo y a todos.

Otro aspecto que Doctor Who: The Edge of Time clava es el de la sensación de aventura y terror de la serie. Porque sí, es muy divertido meternos en la TARDIS, toquetear sus mecanismos para viajar al siguiente destino, pasar de una nave espacial al Londres Victoriano, etc. Sin embargo, algunas criaturas pueden ponernos los pelos de punta, y hasta hay un poco de terror en el juego.

Esto se ve ejemplificado en el capítulo protagonizado por los Ángeles Llorosos, que me parece sencillamente perfecto. Por si no conocéis a estos monstruos, os recomiendo ver el capítulo «Blink» de la 3ª Temporada de la serie moderna, que es donde se introdujeron, y que no requiere nada de conocimiento previo de la serie para disfrutarlo, ya que el propio Doctor sale apenas 5 minutos. Lo importante es que son depredadores que se camuflan como estatuas, y son indestructibles. Su mecanismo de defensa hace que se conviertan en estatus cuando les miras, pero cuando no, se pueden mover a sus anchas, de modo que un simple parpadeo puede ser mortal.

Doctor Who: The Edge of Time

Reconozco que sufrí bastante en ese capítulo, y os lo dice alguien que ha completado Resident Evil VII entero en PSVR, The Exorcist y se ha enfrentado a Five Nights at Freddy’s entre otros juegos de terror de VR. El conocer cómo funcionan en la serie, junto a la atmósfera y lo mucho que han clavado su representación, es de lo mejor que he vivido como Whovian. Tenía los pelos de punta durante todo el capítulo, me sentí enormemente aliviado al llegar a la TARDIS tras completar el objetivo, y hasta me quité el casco la primera vez que vi a un ángel para no tener pesadillas esa noche. Esa es la magia de Doctor Who, y está representada de manera brillante.

Con los Daleks no tengo tantos elogios, ya que su nivel es algo flojo por culpa de una IA bastante pobre, sin llegar a vender por un momento que sean los mayores rivales del Doctor/a. Si con cubrirme un segundo tras una columna después de haber sido descubierto ya les doy esquinazo (pese a haberme visto taparme con ella), ¿cómo pueden suponer un desafío? Es lo malo de intentar meter algo de sigilo, y luego acción, al juego, que no funciona tan bien como los puzzles o los momentos más de «experiencia» de todos los demás capítulos.

Lo que importa es que, pese al pequeño traspiés de los Daleks, la aventura es realmente buena, aunque tiene un problema: su duración. En unas 2-3 horas podremos llegar al final, sin que haya muchos motivos para rejugarla más que vivir estos momentos como buen Whovian.

Algo que no he comentado hasta ahora es cómo nos movemos por el juego, y por suerte, Maze Theory ha apostado por ir a lo seguro. He jugado en PSVR, donde podemos usar tanto el Dualshock como los Moves. Lo ideal es este último método de control, donde podemos usar movimiento libre (empleando el Move izquierdo como un joystick virtual), además de giro gradual o suave. Es cierto que el giro es extremadamente lento, pero al menos no es un inconveniente para disfrutar al máximo de la aventura.

En cuanto a los apartados técnicos, Doctor Who: The Edge of Time está realmente bien. La imagen se ve muy nítida en PSVR, y los escenarios tienen bastante nivel de detalle, además de ser muy interactivos. No todos los niveles son igual de llamativos (la lavandería inicial y el capítulo de los Ángeles Llorosos son los que mejor se ven), pero el resultado global es genial. Lo mejor es cómo la TARDIS está representada tal cual aparece actualmente en la televisión, y eso es brutal. Lo único que me ha parecido raro es que nuestras manos sean como low-poly. Igual es cosa de la versión de PSVR únicamente… O es que desde el principio somos un constructo virtual sin que lo sepamos.

En el sonido, cero pegas le puedo poner. Jodie Whitaker da la misma energía a su actuación que en la serie, eso que aquí solo es audio, sin apenas ver a la Doctora en todo el juego (de hecho, nunca aparece de carne y hueso), lo cual es genial para los fans. Los efectos sonoros son también sublimes, sacados directamente de la televisión, con que el destornillador sónico o la TARDIS suenan igual que como lo recordamos, siendo mejor ahora gracias al audio 3D. Incluso el sonido que suena en la serie cuando se ve a los ángeles en otra posición se mantiene, lo cual logra vender tan bien como en la serie ese capítulo en particular del juego.

Doctor Who: The Edge of Time

Conclusión

Ojalá todos los juegos basados en series de televisión fueran como Doctor Who: The Edge of Time. Estamos ante un verdadero regalo para los Whovians, ya que realmente podemos sentir que estamos dentro de un capítulo de la serie. El mimo con el que se ha realizado todo, y la atención puesta a la recreación de varios monstruos icónicos es sublime.

Así que, para todos los fans de la serie de televisión, estamos ante todo un imprescindible. He disfrutado cada minuto del juego, lo he pasado mal con los ángeles llorosos, y he soniqueado todo como si no hubiera un mañana. Ahora bien, ¿qué ocurre con los que no son fans? Esa es la pregunta del millón, y una que me cuesta responder, porque tengo mucho bagaje encima.

El como tal no es malo, y creo que cualquier amante de la ciencia ficción y las aventuras se lo va a pasar en grande, teniendo en cuenta la breve duración del juego, eso sí.. ¿Lo va a disfrutar tanto como un Whovian? Seguramente no, pero si así logra aficionarse a esta maravillosa serie, habrá merecido la pena.

8

Nos consolamos con:

  • Clava la esencia y la estética de la serie
  • El capítulo de los Ángeles Llorosos
  • Gran actuación por parte de Jodie Whitaker para la Doctora
  • Entrar en la TARDIS y querer gritar «¡Es más grande por dentro!»

Nos desconsolamos con:

  • Bastante breve
  • Los puzzles son muy sencillos, y encima no paran de darnos una pista más que obvia… ¡que ya me he enterado!
  • Giro suave excesivamente lento
  • Los Daleks no llegan a impresionar en su capítulo

Ficha

  • Desarrollo: Maze Theory
  • Distribución: Playstack Games
  • Lanzamiento: 12/11/2019 - Oculus Quest en diciembre
  • Dispositivo VR usado: PS VR
  • Idioma: Textos en Castellano y Voces en Inglés
  • Precio: 24,99 €

Comentarios

  1. Tengo ganas de que publiquéis el analisis de Espire 1 VR Operative que sale hoy para todas las plataformas. Me gustaría pillarlo para PSVR PS4PRO por comodidad entre otras cosas pero si la versión de Quest tiene alguna ventaja significativa me decantaré por Quest. En principio creo que lucirá en el apratado gráfico mejor en PSVR PS4PRO. Que contáis al respecto?? Jajaja

    • Pues te puedo decir… Que va a tardar un poco en llegar jajaja.
      Todavía no he empezado el juego, y por ahora, solo lo tengo en Quest y Rift S. Aun así, he leído que la versión de PSVR es la peor de todas, con diferencia, porque externalizaron el desarrollo de esta versión, y ha salido rana, con menor calidad gráfica que en Quest, bugs por todos lados (no se pueden modificar las opciones de control o confort en este momento), mecánicas que no siempre funcionan, etc.

      Ahora mismo, los análisis que seguro van a salir en breve de VR son Audica y Vader Immortal: Episodio III. Luego haré un par de análisis de juegos en plano, para seguir con Last Labyrinth y Deemo Reborn (que ya aviso, puede ser hasta mi GOTY de lo mucho que me está enamorando). Después, ya sí le daré mucha más caña a Espire 1, que el tiempo es limitado y no se da para más jajaja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *