8

A.O.T 2

Este año se celebran 9 años desde la publicación del primer capítulo de la serie Shingeki no Kyojin del mangaka Hajime Isayama en las páginas de la Bessastu Shōnen Magazine. Pronto la obra comenzó a ganar una popularidad sin precedentes ya no solo en el propio Japón, también a lo largo de todo el mundo. La obra que actualmente sigue en publicación y que podemos disfrutar en nuestro país gracias a la editorial Norma bajo el título de Ataque a los titanes cuenta con 24 volúmenes de los cuales 23 ya han sido editados en castellano. Pero no solo Shingeki no Kyojin es un manga de éxito, también tiene una versión de anime cuya segunda temporada está siendo comercializada actualmente en nuestro país de la mano de Selecta Visión y tiene multitud de spin-off tanto en manga como en novelas ligeras que estamos viendo poco a poco por nuestras librerías. Tengo que reconocer que era una obra relativamente desconocida para mí cuando se empezó a publicar en nuestro país, a medida que iba avanzando con la lectura se fue ganando un seguidor de las aventuras de Eren, Mikasa, Armin y el resto de los personajes que comparten la vida en esa ambientación prácticamente apocalíptica.

Para colmo, en el 2015 la compañía Tecmo Koei anunciaba que lanzarían un juego ambientado en el mundo de Shingeki no Kyojin para PlayStation 4 que abarcaría el género del musou, creo que cabe decir que mi hype prácticamente estalla mi barómetro personal del mismo. Tuve muchas esperanzas en ese título que también me daba un poco de miedo pues adaptar el manga de Isayama con un género como el musou podía resultar algo épico o simplemente un fracaso más que añadir a la lista de malas adaptaciones de obras del manga y el anime al videojuego, por suerte no fue eso último. Me lo pasé como un enano lanzándome entre los edificios en busca de un titán al que dar cuenta mientras iba con el temor de poder encontrarme con uno de ellos a la vuelta de la esquina al que le sirviera como cena, por ese motivo estuve muy pendiente de esta segunda entrega y más aún cuando se confirmaba que se iba a introducir como idioma español para los subtítulos.

Solo a los vencedores se les permite vivir. Así de cruel es el mundo.

Corría el año 738 cuando se divisó el primero de los muchos e implacables enemigos que la humanidad iba a tener a partir de entonces, un enemigo peor que cualquier enfermedad a la que se hubieran enfrentado hasta la fecha y que solamente tiene un objetivo: matar humanos. Para poder protegerse de esas enormes criaturas que recibieron el nombre de titanes la humanidad se encerró dentro de tres muros que les protegían de los ataques de ese temible enemigo. Dichos muros encargados de proteger a los humanos que Vivian dentro de ellos recibieron los nombres de Muro María, Muro Rose y Muro Sina en donde dentro de cada uno de ellos vivían distintas clases de la sociedad. Desde que se avistó el primero de los titanes han pasado ya 100 años, un siglo de paz que ha conseguido que la humanidad le pierda el miedo a los titanes ante la sensación de plena seguridad que dan los muros, una seguridad que han hecho que incluso aquellos encargados de protegerlos se hayan dado a los placeres mundanos como la bebida. En esa época de paz vive un muchacho que ansía conocer el mundo más allá de los muros que conoce desde que nació, su nombre es Eren Jäger. Un día como otro cualquiera y después de discutir con su madre por querer enrolarse en el Cuerpo de Exploración que se encarga de hacer misiones más allá de los muros su vida cambiará, un titán de dimensiones nunca vistas hasta la fecha asoma por encima del muro de más de 50 metros destruyendo una parte de una poderosa patada haciendo que varios titanes accedan al pueblo y recordándole de esta manera a todo el mundo que era vivir con miedo a los titanes. Eren lo pierde todo en el ataque de los enemigos y mientras se aleja a la protección de un muro más interior jura que matará a todos y cada uno de los titanes que habitan la tierra.

Desde el lanzamiento del primer juego de esta franquicia basada en Shingeki no Kyojin ha pasado poco más de un año, en este tiempo se han publicado 4 volúmenes más de la obra por lo que era de esperar que volviéramos a repetir la historia vivida en el primer título. Lejos de parecer que estamos ante un nuevo juego de Dragon Ball en donde revivíamos una y otra vez las mismas sagas de la obra, en esta ocasión Tecmo Koei ha apostado por lo que creo que es un toque genial, no se abandona nada de la obra original pero se le añade el factor de que el protagonista del mismo no será el propio Eren ni ninguno de los personajes del manga, el protagonista seremos nosotros mismos. De esta forma encarnamos a una personaje que vivíamos en el mismo lugar que Eren, Armin y Mikasa y que al igual que ellos lo han perdido todo durante el ataque que tuvo lugar, después del juramento de Eren de exterminar a todos los titanes de la tierra nosotros tomamos ese deseo como nuestro y nos enrolamos en el ejército con la intención de eliminar también a todos los titanes.

Para narrarnos la historia de principio a fin pero metiendo a nuestro personaje como parte de la misma la compañía ha utilizado como hilo conductor el que es el diario precisamente de nuestro personaje y en el que están narrados todos los acontecimientos desde el principio hasta el final. De esta forma consiguen que a pesar de ser la misma historia, metiendo protagonismo a nuestro personaje como si estuviera e interactuara con los personajes, tengamos la sensación de estar ante un juego completamente nuevo y que nos da una nueva perspectiva de la obra culmen de Isayama.

De esta manera van pasando los capítulos y la historia delante de nuestra pantalla de tal forma que tenemos la verdadera sensación de ser parte de la historia, parte de ese grupo de amigos que juntos luchan contra ese temible enemigo. Los combates van desarrollándose delante de nuestros ojos en donde tendremos que completar diferentes objetivo para darla por superada, pueden ser derrotar a todos los titanes de la zona, proteger a alguien o sencillamente dar buena cuenta de un titán objetivo para que todo finalice. Una vez completada cada pantalla se nos dará una puntuación dependiendo de factores como el número de titanes derrotados, el tiempo empleado para completar la misión… y por supuesto un botín acorde a lo que hemos realizado en batalla.

Derrotar a los titanes puede parecer algo sencillo, solamente tendremos que hacerles un profundo corte en la nuca para que caigan al suelo muertos. Sin embargo al igual que ocurre con las personas no todos los titanes son iguales y los hay de diferentes tipos y tamaños que pueden actuar de manera normal o por el contrario ser uno de los conocidos como excéntricos cuyo comportamiento es imprevisible. Algunos de ellos debido a su naturaleza tendremos que golpear una serie de puntos débiles antes de poder atacar a la nuca, estos son los que más a prueba pondrán nuestra pericia y como gestionamos los recursos a nuestra disposición. En los titanes de cierto tamaño podemos optar a atacar directamente la nuca o por el contrario seccionar sus extremidades haciendo que no pueda moverse con tanta libertad y que no sean capaces de poder agarrarnos, además si cortamos las partes que tienen un icono como de una piedra podremos obtener materiales. Ademas, cuando hayamos avanzado un poco en la historia tendremos la posibilidad de capturar titanes para poder experimentar con ellos, algo que es completamente nuevo en esta entrega.

En Ataque a los Titanes tendremos que hacer una gestión adecuada de los recursos que tenemos para poder llevar a cabo nuestra labor como son las hojas y los depósitos de gas. A medida que golpeamos al rival la durabilidad de la hoja se va perdiendo, se perderá de manera más contundente si fallamos el golpe y no seccionamos como es debido la zona dependiendo de nuestro equipo tendremos una cantidad de hojas para poder cambiarlas. Lo otro a lo que debemos de estar pendientes es el depósito de gas y que irá reduciéndose a medida que usamos el equipo de maniobras tridimensionales para movernos a gran velocidad y altura por los paisajes, al igual que con las hojas tendremos una serie de depósitos de reserva para poder cambiarlo cuando nos quedemos sin él. En los niveles más bajos de dificultad es muy extraño que os quedéis sin ninguna hoja o deposito antes de terminar la misión, si eso ocurriera podemos conseguirlos en las bases de reabastecimiento que estarán por el mapa de manera predefinida o que montemos nosotros mismos, algo que es una novedad en esta entrega.

Os acabo de mencionar el equipo de maniobras tridimensionales, fundamental para llevar a cabo la tarea de eliminar a los titanes y mantener la paz pues permite un movimiento prácticamente de libertad total a grandes velocidades siempre que haya algo donde podamos enganchar el gancho, además es fundamental para matar titanes. En las misiones que se llevan a cabo en interiores es muy difícil que no puedas usarlo salvo que haya algo como un rio, al contrario de lo que ocurre en escenarios de exterior en donde tendremos que aprovechar algún árbol o edificio para poder ir a una velocidad increíble. Como decimos es fundamental para matar titanes ya que tendremos que fijar la parte que queramos atacar, lanzar el gancho y acelerar para tener la velocidad necesaria para poder efectuar el ataque, tengo que decir que si has jugado al 1 vas a notar que antes era mucho más simple pero no tardas casi nada en hacerte con el nuevo sistema de control. Cuando se lanzó la primera entrega fue algo que me tenía verdaderamente asustado ya que dentro del manga era algo fundamental y no sabía cómo iban a implementarlo para que pareciera lo más cercano al manga, por suerte lo supieron hacer y han sabido mantenerlo en esta entrega.

Ahora vamos con algo que me ha llamado mucho la atención, el cómo han implementado al nuevo personaje y la vida dentro del cuartel. En esta ocasión tendremos la oportunidad de movernos por varias zonas del cuartel para que podamos hacer la vida de un soldado relacionándonos con el resto de personajes para aumentar la amistad con ellos y acceder a eventos, crear nuevo y poderoso armamento con el que exterminar titanes gracias a los materiales o incluso alentar a otros soldados. Tenemos muchas posibilidades entre combate y combate como la posibilidad de mejorar edificios que podemos usar en batalla gracias a nuestros puntos representados como el logo del cuerpo de exploración, o poder optar a qué tipo de entrenamiento que mejorará algunos parámetros en el siguiente combate. Otra de las novedades jugables es el hecho de que al subir de nivel no lo hacen nuestros parámetros, en vez de esos ganamos una serie de puntos con los que podremos equiparnos mejoras en los mismos dentro de la puntuación máxima permitida.

Al igual que ocurría en la primera entrega también tenemos hueco para el modo online, aquí tenemos dos opciones siendo la primera de ella realizar misiones de reconocimiento con otros jugadores para ganar experiencia para el personaje que controlamos y materiales. Al contrario de lo que ocurría en la entrega anterior en esta el número de personajes controlables disponibles se ha aumentado de manera considerable y tenemos prácticamente a todos los personajes relevantes que van apareciendo a lo largo de la historia. El otro modo es algo no visto hasta la fecha, tendremos la posibilidad de convertirnos en un titán y sembrar el miedo y la muerte a nuestro paso mientras que el resto de jugadores intentan acabar con nosotros. Además con cada nuevo día que nos conectemos al modo online se nos premiara con ciertos materiales de manera diaria y también con materiales a razón de la cantidad de días que nos conectemos.

Es como ver un capítulo del anime

Si hay algo que valoro especialmente en los juegos basados en manga y anime es que los personajes se parezcan verdaderamente a aquello que puedo ver en las hojas de un tomo o en la pantalla de la televisión cuando miro un capitulo. Con Wings of Freedom eso es algo que pude comprobar, personajes con un gran modelado y una técnica de dibujado que hace que todos los personajes principales de la obra estén fielmente reflejados en el título, lo mismo ha ocurrido con esta segunda entrega. Otra de las cosas que valoro especialmente en un juego del genero del musou es el rendimiento, de nada sirve tener unos gráficos de sobresaliente si el jugarlo es un infierno, Tecmo Koei ha sabido aprovechar las consolas de nueva generación para ofrecernos un juego que responde verdaderamente bien en pantalla sin caídas de frame que nos hagan fallar un golpe o ser víctima de un titán.

Una de las cosas que creo que caracterizan a Shingeki no Kyojin es su banda sonora, el opening de la serie es claramente reconocible por cualquiera que esté más o menos metido en esa afición y un juego debe de tener una música igual. En este apartado hay que decir que no tenemos las melodías originales del anime, pero en cambio tenemos una banda sonora que se asemeja bastante y que nos permite vivir cada una de las batallas con un fondo musical de notable alto. El titulo además cuenta con doblaje en japonés que eso siempre es algo que valoro positivamente en los títulos japoneses y más si están basados como en este caso en un manga, y lo mejor de todo son los textos pues por primera vez Tecmo Koei lo ha traducido a nuestro idioma por lo que no hay absolutamente ninguna excusa para no adquirir este título si eres fan de la obra o del genero musou.

Tecmo, no sueltes esta licencia

Tengo que reconocer que en su día disfruté como un enano con la primera entrega de A.O.T, me daba todo aquello que ansiaba en un videojuego basado en esa obra y pensaba que era difícil mejorarlo más allá de incluir textos en nuestro idioma. Después de jugarlo creo sinceramente que esta segunda entrega ha mejorado todo aquello que vi en 2016. Es innegable que volvemos a vivir la primera parte de la obra y eso es algo que siempre pesa a todos aquellos que esperaban continuar justo en donde nos quedamos, sin embargo han sabido darle una vuelta de tuerca a la historia ofreciéndonos algo nuevo como el vivirlo a través de los ojos de nuestro propio protagonista al que podremos editar como queramos.

Sinceramente espero que Tecmo no suelte esta licencia y nos siga ofreciendo juegos de esta calidad y también espero que las ventas acompañen para que sigan sacando las próximas entregas en castellano pues creedme que ayuda muchísimo el poder leer en tu idioma lo que dicen mientras están surcando los cielos en vez de estar traduciendo.

Nos consolamos con:

  • Crear nuestro propio personaje que además será un protagonista mas dentro de la obra original.
  • La nueva vida dentro del cuartel.
  • Muchos mas personajes para controlar.
  • El nuevo modo online en el que podemos ser un titan.
  • Llega con textos en castellano.

Nos desconsolamos con:

  • A pesar de plantear la historia de una manera diferente no deja de ser la misma que la de la primera entrega.

Ficha

  • Desarrollo: Tecmo Koei
  • Distribución: Koch Media
  • Lanzamiento: 20/03/2018
  • Idioma: Voces en japonés Textos en castellano
  • Precio: 69,99€

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *