Necrocosmos: There Is No God Up Here saldrá en Switch sin necesidad de Stretch Goal

Uno de los proyectos nacionales que están actualmente en Kickstarter es Necrocosmos: There Is No God Up Here, que promete mezclar exploración al estilo Metroidvania, fases de bullet-hell y viajes interplanetarios mientras descubrimos todo tipo de historias, enemigos y retos. Pues bien, el lanzamiento de la versión de Nintendo Switch estaba planteado como un Stretch Goal, por lo que incluso si se financiaba el juego, no era seguro que el título llegara a la consola híbrida.

Esto por suerte ha cambiado, ya que el estudio, Andromeda Project, ha confirmado que el juego se publicará en Nintendo Switch si se llega al objetivo mínimo de financiación, lo cual son grandes noticias. Espero que esto le dé un impulso a la campaña, y en breve no solo lleguen a su objetivo mínimo, y por qué no, superar alguno de sus objetivos adicionales. Por si acaso, aquí tenéis el link a su Kickstarter, donde además, se puede descargar una demo y así probar el juego.

La exploración espacial de Necrocosmos: There Is No God Up Here busca financiación en Kickstarter

Necrocosmos There is no god up here

Puede que la galaxia Andrómeda haya dejado algo frío a más de uno este año con el nuevo Mass Effect, pero eso no tiene pinta de ocurrir con Necrocosmos: There Is No God Up Here, el proyecto desarrollado por Andromeda Project en colaboración con Badland Games. El juego lleva dando guerra un tiempo en las redes sociales, y por fin da el salto a Kickstarter en busca de financiación. Su objetivo base es de 45 mil euros, cifra con la que esperan salir para PC, PS4 y Xbox One en año y medio. Si subimos a 65 mil euros, entonces el juego también saldría en Nintendo Switch.

El juego nos propone una mezcla de géneros de lo más interesante. Por un lado, tendremos la libertad de viajar a los diferentes planetas, que se han diseñado a mano. Sin embargo, su localización será procedimental, por lo que no todos los jugadores los visitarán en el mismo orden. En cada planeta la experiencia será la típica de un Metroidvania, con un arco autoconclusivo en cada uno de ellos. Luego, para viajar, estaremos en fases propias de un arcade de naves, por lo que tendremos acción, plataformas, puzzles, exploración y un toque de bullet hell. No pinta mal el juego, y hasta podemos probar ya su demo, por lo que espero que el Kickstarter sea un éxito y podamos viajar a Andrómeda próximamente.