TNA Impact!

    La lucha libre está viviendo una nueva época dorada en todo el mundo, y prueba de ello son las numerosas ligas que hay de este “deporte”. Junto con la WWE, la más importante es la TNA, cuyos derechos compró Antena 3, pero que no tuvo suficiente éxito en España, a pesar de que en Estados Unidos haya miles de aficionados. Midway se ha dado cuenta de esto, por lo que se hizo con los derechos de esta liga para realizar videojuegos, que competirían directamente con la saga WWE SmackDown! VS. RAW.

    Los modos de juego de TNA Impact! son “Exhibición”, “Online”, “Historia”, “Crear un luchador” y “Suplementos TNA”. Al que más tiempo dedicaremos será al modo campaña, que además engloba todos los modos de juego anteriores, exceptuando las partidas a través de internert. Este modo de juego nos relata la historia de un luchador llamado “Suicidio”, que se va haciendo un hueco entre los grandes de la TNA. Tras ganar de forma excepcional numerosos combates, finalmente tiene la oportuniad de ganar el título de campeón. Sin embargo, antes de la pelea le obligan a dejarse perder. Nuestro protagonista hace caso omiso a las advrtencias de los dos coaccionadores, y gana de forma impecable. El problema llega al salir al parking, donde somos asaltados y recibimos una paliza brutal. Al despertar nos encontramos en México, donde unos cirujanos plásticos nos encontraron medio muertos tirados por las calles, y con el cuerpo totalmente desfigurado. Nuestros salvadores se ofrecen a ayudarnos mediante la cirugía, por lo que tenemos la excusa perfecta para crear nuestro propio luchador, partiendo desde cero. Tras personalizar a nuestro personaje ideal, descubrimos que tenemos amnesia, y únicamente queremos pelear. De esta forma, nos apuntamos a distintas peleas de lucha libre en México, para después ir a los Estados Unidos y formar parte de la TNA. Allí iremos ascendiendo para conseguir los diferentes cinturones de campeones, mientras nos encontramos con los asaltantes que casi nos matan. La historia no es muy buena, pero sirve para tener algún motivo por el que pelear. En este modo iremos desbloquendo personajes y arenas, por lo que os recomendamos que os centréis primero en la historia, para así tener el juego totalmente desbloqueado.

    El editor de personajes de TNA Impact! conste de dos partes. En la primera elegimos el estilo de lucha de nuestro personaje entre los tres disponibles: “Acróbata” (centrado en golpes aéreos), “Forcejeante” (especialista en sumisiones) y “Peleador” (mayor durabilidad). Después seleccionamos el tipo de cuerpo, donde también disponemos de tres opciones diferentes que variarán el aspecto físico de nuestro personaje: “Fuerza” (mayor potencia de ataque), “Pesado” (gran fuerza y resistencia) y “Atlético” (el estilo intermedio). Finalmente elegimos el color de piel de nuestro luchador. Es una pena que en estos aspecto no se hayan incluido más posibilidades, ya que los luchadores que creemos tendrán siempre alguno de los tres aspectos físicos disponibles, cuando habría sido un mejor idea poder seleccionar directamente el peso que queremos. La segunda fase consiste en el estético de nuestro luchador y en sus movimientos de combate. En el apartado visual, podemos seleccionar diferentes peinados, partes de la cara, collares, gorros, camisetas, pantalones, calzado y tatuajes. El mayor problema en este aspecto es la pequeña cantidad de elementos disponibles, frente a las cientos de posibilidades que nos brindan otros juegos de lucha.

    Con los movimientos ocurre algo parecido, aunque solo al principio. Nada más crear a nuestro luchador únicamente tendremos desbloqueados los movimientos básicos, que serán unos dos o tres. Según vayamos usando a este personaje, iremos consiguiendo puntos de estilo, y según vaya aumentando esta cifra conseguiremos nuevos movimientos, que serán cada vez más devastadores. El problema de esta mecánica es que al principio nuestro wrestler tendrá un repertorio de movimientos muy básico y repetitivo. Finalmente, podremos seleccionar una entrada al ring para nuestro personaje. El problema es que no podemos tener una vista previa de cómo será la introducción, por lo que tendremos que probar todos en diferentes tipos de combate para saber cuál es el que más nos gusta. Sin embargo, habría sido más acertado que tuviéramos la posibilidad de crear nuestra propia entrada, para darle un toque más personal a nuestro personaje.

    En el modo “Exhibición” podemos disputar combates en las diferentes modalidades que nos ofrece TNA Impact!. En “Partida Estándar” peleamos 1 vs 1, y el ganador es el que primero consiga la cuenta de tres o haga que su rival se rinda mediante llaves de sumisión. “Tag Team” es la modalidad por parejas del anterior modo. En este tipo de juego lo que más nos ha sorprendido es la IA, ya que en ocasiones nos ayudará cuando nuestro rival nos vaya a derrotar de forma eficiente, o simplemente se quedará mirando. Además, no podremos realizar llaves conjuntas ni ningún movimiento cooperativo, lo que es una verdadera lástima. Estos dos primeros modos de juego tienen una variable, que consiste en la posibilidad de hacer la cuenta de tres fuera del ring. En “Free for All” hay cuatro luchadores sobre el ring, y cada uno va por libre, por lo que nuestro objetivo será sobrevivir y derrotar a cualquier oponente cuando tengamos la ocasión. El mayor problema de este modo es el caos que se produce, aunque puede llegar a ser divertido. En el modo “Sumisión” nuestro objetivo es hacer que nuestro oponente se rinda ante el insufrible dolor que le causaremos.

    El modo “Handicap” consiste en peleas con desventaja numérica, en las que un luchador se enfrenta a otros dos personajes de forma simultánea. Sin duda, este es un modo que provará nuestra habilidad con los mandos, en especial en los niveles más altos de dificultad. Finalmente nos encontramos con la gran novedad de esta liga de wrestling: los combates “Ultimate X”. Es este modo de juego nuestro objetivo es conseguir una “X” que se encuentra suspendida en el aire en el centro del ring. Para llegar hasta ella tenemos que usar los conectores que la sostienen, y una vez lleguemos hasta el premio tendremos que superar un minijuego en el que tendremos que pulsar un botón en el momento justo. Esta modalidad de combate es bastante larga, ya que tendremos que superar muchas veces el minijuego para poder ganar. El modo “Ultimate X” también está disponible para que se enfrenten tres luchadores entre sí. Como podéis observar, la oferta de modos de juegos es algo escasa, y más si tenemos en cuenta las amplias posibilidades que nos ofrecen otros títulos de la lucha libre.

    En su faceta online, TNA Impact! nos ofrece la posibilidad de jugar partidas con rango o sin él, al igual que podemos visualizar las estadísticas de todos los luchadores del mundo. Sin embargo, el problema viene en los modos seleccionables para las partidas en red. Si jugando offline los modos de juego se nos antojan algo escasos, en el modo online este problema es aún más grave, ya que únicamente podremos seleccionar entre “Partida Estándar” y su variable “Free Count All”, “Ultimate X” y “Sumisión”, eliminándose por completo la posibilidad de jugar partidas por equipos. Otro problema es que no se pueden elegir luchadores que hayamos creado nosotros mismos, sino que tendremos que seleccionar uno entre los que el título nos trae de serie. Al menos, la estabilidad de las partidas es bastante buena, y los personajes reaccionarán rápidamente a nuestras órdenes. El único problema es la falta de gente en los servidores, al menos en su versión de Playstation 3.

    Finalmente, en “Suplementos TNA” podemos visualizar diferentes vídeos de entrenamientos en los que nos dan consejos los luchadores reales, o vídeos de detrás de las cámaras, la posibilidad de ver los datos de cada personaje disponible, poder ver dos tráilers (uno de este juego y otro del próximo Mortal Kombat VS. DC Universe), y para finalizar, podemos observar cinco de los mejores combates de la historia de la TNA. El único problema de este aspecto es que no hay subtítulos para saber qué dicen los comentaristas, aunque esto es perdonable.

    Para desarrollar TNA Impact! se ha usado el motor gráfico Unreal Engine 3, lo que asegura calidad en algunos aspectos. Lo que es realmente ejemplar es que no nos encontramos el fallo de la carga de texturas típico de este motor, ya que únicamente tardará un segundo o dos en cargarse las texturas de los elementos en el editor de personajes, y no durante las peleas. El modelado de los 31 luchadores, entre los que nos encontramos a auténticas leyendas, como AJ Styles, Samoa Joe o Kurt Angle, es realmente bueno en la mayor parte. Su cuerpo es muy fiel a la realidad, pero hay algunas caras que dejan bastante que desear, además de que son bastante inexpresivas durante los combates. Sus texturas son de calidad, y hay algunos elementos realmente asombrosos, como el brillo de la ropa, o en determinadas ocasiones el sudor. Sin embargo, sus animaciones no están tan bien trabajadas, ya que son bastante robóticas en los enlaces entre los diferentes movimientos.

    Al menos, se ve claramente cómo los luchadores reciben el impacto, cosa que no ocurre en otros juegos. Por otro lado, los escenarios, con un total de siete disponibles, son algo pobres, en especial el público. Mientras que el ring está bien construido, las texturas del suelo son bastante pobres, y el público tiene muy pocos detalles, además de que siempre hacen lo mismo, independientemente de nuestra actuación. Sin embargo, las presentaciones de cada luchador, si bien son algo cortas, están muy bien realizadas, y las animaciones de los personajes en estos momentos es muy realista, además de los diferentes efectos como luces o fuegos artificiales. El mayor problema en el apartado técnico es la ausencia de árbitro durante los combates, lo que le resta algo de realismo a las peleas.

    La jugabilidad del título es realista, al igual que en la vida real. En el juego se ha respetado el ring hexagonal que tiene la TNA en la actualidad, lo que es una novedad en los juegos de lucha libre. El sistema de combate es algo complejo si lo comparamos con otros títulos de wrestling, aunque tampoco nos llevará mucho tiempo dominar todos los ataques. Para pegar puñetazos disponemos de un botón, para las patadas lo mismo, con las llaves igual, y luego nos encontramos con el botón de acción. Además, disponemos de un botón que potencia los ataques y las llaves, y otro para esprintar. El botón de acción nos permitirá entrar o salir del ring, coger un arma, ponerse sobre el rival para buscar la cuenta de tres, dar el relevo a nuestro compañero en las peleas por parejas y subirnos a algunos de los postes. Este sistema tiene un problema, ya que si nuestro rival está en el suelo junto a una silla, y queremos cogerla, podremos buscar la cuenta o recoger el objeto, y lo mismo ocurre si el oponente se encuentra derrumbado junto a las cuerdas.

    Para las llaves disponemos de poca variedad de movimientos, aunque todos se realizan a la perfección. Si pulsamos el botón de potenciación, nuestros ataques y llaves aumentaránsu daño, pero también serán más lentos. Cada luchador dispone de tres barras en su HUD (cuatro si nos encontramos en una pelea “Ultimate X”, que nos indicará los que nos falta para soltar el premio). El principal es nuestro indicador de daño, que tiene forma de cuerpo. Todos los ataques que nos hagan cuando estemos de pie dañarán nuestro tronco, mientras que si nos hacen una llave en el suelo se dañarán las piernas, los brazos o la cabeza. Al lado se encuentra la palabra “Impact”, que se irá rellenando según vayamos golpeando a nuestro enemigo. Cuanto esté al máximo, tendremos algunos segundo para realizar un remate. Debajo nos encontramos con una barra roja, que irá subiendo si recibimos golpes, y que una vez esté llena estaremos atontados y totalmente indefensos hasta que se vacíe por completo.

    El sistema de juego en sí es bueno, pero abusa del movimiento de los sticks para evitar una cuenta o para despertar de un atontamiento. Lo que sí nos parece acertado es la mecánica de las llaves de sumisión: ambos jugadores tienen tres botones en la pantalla, que deben pulsar lo más rápido posible. Si gana el atacante, sigue la llave, pero si ocurre todo lo contrario se acaba la sumisión. Para que un jugador no abuse de su velocidad, únicamente jugaremos tres rondas de este divertido minijuego. Para los contraataques es fundamental el momentum, ya que tendremos que pulsar en el momento justo el botón de reverso. Dependiendo del momento en que lo pulsemos, podremos evitar el ataque, atacar al oponente o recibir el impacto. Uno de los mayores problemas que nos encontramos en el apartado de armas es su escasez, ya que solo podemos usar sillas, que estarán repartidas por el suelo. En general, es un buen sistema de control, pero que tiene algunas carencias, y además la falta de movimientos por parte de los luchadores no ayuda.

    El apartado sonoro de TNA Impact! nos ha sorprendido gratamente. Las melodías que escucharemos en los diferentes menús son buenas, y tienen ese toque de lucha libre que destila el juego por los cuatro costados. En la parte de los comentarios nos encontramos con altibajos. Por un lado, las presentaciones de los luchadores están bien, pero las introducciones para los combates del modo historia son siempre las mismas, lo que hace que se vuelvan repetitivas. Por suerte, las voces de los luchadores y personajes que intervienen en la historia son bastante buenas, mostrando la personalidad de cada wrestler a la perfección. Sin embargo, la mejor parte se la llevan los comentarios de los combates que tienen lugar en el escenario de la TNA, ya que se encuentran doblados al español. Los comentarios son algo repetitivos y escasos, aunque concuerdan a la perfección con lo que ocurre en la pelea. Sin duda, es un gran detalle que nos brinda Midway, ya que es algo que los usuarios aficionados a los juegos de lucha libre llevaban pidiendo durante bastante tiempo. El sonido de los golpes es correcto, sin llegar a despuntar en ningún momento.

    En definitiva, TNA Impact! es un buen comienzo para una franquicia basada en juegos de lucha libre, ya que tiene algunos elementos de calidad, mientras que hay otros en los que deben centrarse más. Sin embargo, se notan las buenas intenciones de los desarrolladores, y que los fallos presentes en este juego se deben a la inexperiencia en este género. A pesar de todo, es un título recomendable para los fans de esta realista liga de lucha libre, aunque a los demás puede que les decepcione un poco.