7

River City Girls

River City Girls

Hace años, había dos géneros estrella en el mundo de los videojuegos: los plataformas y los beat’em up. Eran tiempos mucho más sencillos, en los que todo se resolvía a base de tortas o de saltos. Esto ha cambiado, y de hecho, ambos géneros han perdido bastante relevancia. Mientras que el de los plataformas sigue presente (sobre todo en 2D), el de los beat’em up es mucho más extraño de encontrarlo en su vertiente más clásica.

Ahí es donde entra River City Girls, el nuevo juego de WayForward (autores de los geniales ShantaeThe Mummy Demastered) y Arc System Works. Si el nombre del juego os suena, es porque estamos ante una nueva versión de la franquicia Kunio-Kun, que llevaba años sin recibir una entrega… Y que personalmente ni conocía. Así que preparad los nudillos, que se avecinan montones de peleas en las peligrosas calles de River City.

A nivel argumental, estamos ante el cambio del típico cliché: esta vez son las chicas las que tienen que rescatar a sus novios (el propio Kunio y Riki), que han sido secuestradas. Por tanto, las jóvenes Kyoko y Misako son las grandes heroínas de esta entrega, que van a dejar moratones a todo tipo de matones. Es cierto que, a la hora de la verdad, todo es una simple excusa para liarnos a mamporros con todo el mundo (sabemos que los problemas siempre se resuelven a base de tortas), pero el guion está muy bien escrito, sobre todo los diálogos de todos los personajes.

River City Girls

Kyoko y Misako hablarán todo el tiempo (juguemos solos o en cooperativo local), lo que nos permite ver cómo es la personalidad de cada una. Además, hay montones de personajes secundarios y jefes finales que derrochan carisma, como las dos compañeras poco amigables, el vecino acosador/rarito, la diseñadora de moda, etc. Es algo que me ha sorprendido de River City Girls, ya que me he reído a carcajada limpia con muchas de las frases que sueltan los personajes, lo que siempre anima a seguir avanzando para ver qué locura dicen a continuación, o qué nos muestran en una de las escenas tipo-cómic que nos mostrarán el pasado de muchos jefes.

Pero vamos, a River City Girls hemos venido a partirnos la cara, y aquí tenemos tanto un juego muy clásico, como uno que intenta ofrecer algo moderno. En la vertiente más básica, tenemos el estilo de combate. Hay un botón de ataques rápidos, otro fuerte, podemos bloquear y saltar. Además, podemos coger objetos del escenario para emplear como armas, y poco más.

A medida que vayamos progresando, desbloquearemos combos que hacen el combate más variado, permitiendo notar más y más diferencias entre los personajes que podemos controlar. Por ejemplo, Kyoko es más ágil, mientras que Misako es más bruta, algo que también se refleja en la personalidad de ambas heroínas.

River City Girls

En la parte más moderna de diseño, tenemos la propia River City. El escenario no es completamente lineal, sino que iremos avanzando por las diferentes «habitaciones», con caminos alternativos y secretos. Podremos explorar libremente el escenario que hayamos desbloqueado, para encontrar estos secretos, o entrar a las diferentes tiendas de la ciudad.

El último elemento moderno es el del RPG. A medida que derrotemos matones, compañeros de clase, cíborgs y mucho más, iremos subiendo de nivel, para así aumentar las estadísticas de nuestro personaje o acceder a nuevos movimientos. La combinación de todos estos elementos permite disfrutar de combates bastante dinámicos, gracias a la variedad de enemigos, cada uno con sus propios patrones de ataque, de modo que aprenderemos a priorizar enemigos, controlar multitudes para que no nos usen como saco de boxeo, etc.

De hecho, una mecánica de River City Girls que me ha gustado es que podemos reclutar a los matones, una vez sólo quede uno en pantalla y le hayamos debilitado. En vez de acompañarnos en todo momento, les podremos llamar para que ejecuten su ataque (diferente según el tipo de enemigo), habiendo algunos que, personalmente, son más útiles que otros. Incluso podemos llevar un registro de a quién hemos reclutado y a quién no, como si tuviéramos una Pokédex de maleantes.

River City Girls

Aunque por lo general todo funciona muy bien en River City Girls, hay varios aspectos a nivel de diseño que no me han convencido en absoluto. El primero es el tema de la progresión, ya que me sentía igual de fuerte en el Nivel 1 que en el 20, ya que tardaba lo mismo en acabar con los mismos tipos de enemigo. Si al final los enemigos escalan de nivel junto a nosotros, ¿para qué meter este tipo de progresión en las estadísticas? Llegué a un punto en el que no sabía si siempre iba bajo de nivel, era demasiado débil o, en definitiva, me pasaba algo para no acabar con los enemigos más rápidamente.

Otra pega está en los jefes finales y el sistema de reaparición. Aunque los jefes están realmente bien y son muy variados, al morir, volveremos justo antes del combate. Esto nos obligará a ver de nuevo la escena del jefe, y aunque se pueda saltar, ya son pasos intermedios que se podrían ahorrar. ¿Por qué no empezar el combate de nuevo, y ya?

De hecho, si todo se reiniciara al morir, no me importaría tanto, pero no es así. Cuando morimos, perderemos una cantidad importante de dinero. Hasta aquí bien, pero cuando lo hacemos en un jefe varias veces, igual nos podemos quedar en plena bancarrota. Además, los items curativos que hayamos podido usar tampoco reaparecerán. Por tanto, una táctica es gastar todo lo posible antes de un combate, y usar sólo los objetos cuando estemos seguros al 100% de que vamos a ganar. De lo contrario, estaremos sin dinero y sin objetos curativos para poder intentarlo de nuevo, por lo que nos tocará farmear al máximo para volver a estar en igualdad de condiciones.

River City Girls

Hablando de las compras, que no sepamos cómo se ejecuta cada movimiento antes de comprarlo (me importa menos con los items curativos) me parece otro fallo importante, ya que no sabremos si estamos comprando un movimiento que forma parte de un combo, o es un ataque suelto, hasta que ya lo hayamos comprado. Sí, hay una pequeña animación para enseñarnos el movimiento, pero no me parece información suficiente como para que podemos planificar bien qué hacer con nuestro dinero.

Pese a todos estos problemas, tengo que reconocer que el juego es bastante rejugable. Por un lado, River City Girls nos permite desbloquear diferentes personajes controlables para completar otra vuelta, podemos jugar con un amigo (solo en local) con fuego amigo activado o no, hay multitud de secretos, etc. Vamos, que estamos ante un título bastante completo, algo que no se solía asociar con los beat’em ups de la época.

Donde es sencillamente imposible ponerle pegas a River City Girls es en sus aspectos técnicos. Para empezar, el estilo visual de las ilustraciones, escenas tipo cómic y demás es increíble, siendo vibrante, vistoso y muy llamativo, ayudando a crear esa personalidad para cada uno de los personajes. Pero lo mejor es el píxel-art, ofreciendo escenarios y personajes llenos de detalle. Las animaciones directamente están a otro nivel, siendo fluidas y maravillosas. Las animaciones para reanimar a nuestra compañera en el cooperativo son una genialidad.

El sonido no se queda para atrás. El trabajo de los actores de doblaje en inglés (hay textos en castellano) es magnífico, desbordando personalidad por los cuatro costados, ya tengan un sólo diálogo o varios. La música también es sensacional, con temas más de corte clásico, y otros más modernos, que ofrecen un conjunto inmejorable.

Conclusión

Los chicos de WayForward vuelven a demostrar que los juegos en 2D se les da de escándalo, ofreciendo un beat’em up con un apartado técnico brillante y realmente divertido. ¿Va a ser un clásico como lo fue la saga original? No, ya que hay ciertas decisiones de diseño que afean el conjunto global, y hasta pueden llegar a frustrar lo suyo.

Aun así, River City Girls sigue siendo un título altamente recomendable para los fans de la acción o los beat’em up, ya que el sentido del humor, lo bien que funciona el cooperativo y todo lo técnico harán que volvamos a unos tiempos más sencillos en los que con solo unas cuantas tortas, se podían solucionar todos los problemas y acabar cualquier videojuego.

7

Nos consolamos con:

  • Técnicamente es brillante. El arte, la música y las voces son sobresalientes
  • Bastante completo y rejugable
  • Las diferencias entre los personajes
  • Diálogos capaces de hacernos reír a carcajada limpia

Nos desconsolamos con:

  • El farmeo necesario y que alarga de forma artificial el juego
  • No conocer qué hace o cómo funciona un movimiento antes de comprarlo
  • Elementos de RPG bastante innecesarios

Ficha

  • Desarrollo: WayForward
  • Distribución: WayForward
  • Lanzamiento: 05/09/2019
  • Idioma: Textos en Castellano y Voces en Inglés
  • Precio: 29,99 €

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *