8

Horizon Chase Turbo

Horizon Chase Turbo

Un género que en los últimos años ha perdido muchísima fuerza es el de la velocidad arcade. Aunque cada año salen varios simuladores de mucho nivel, los arcades de la vieja escuela son casi un peligro de extinción, y ya no digamos dentro del panorama AAA. Por suerte, hay propuestas independientes que pretenden ofrecer ese espíritu arcade con coches más o menos realistas, que el género existe más allá de los títulos de kart.

En este panorama tenemos Horizon Chase Turbo, la obra de Aquiris que supone una versión más completa y divertida que la versión para móviles, habiendo ya disfrutado de un buen éxito de crítica en PC y PS4. Pretendiendo recuperar el espíritu de clásicos como OutRun, esta obra llega a toda velocidad a las dos plataformas que le quedaba por visitar, Nintendo Switch y Xbox One, con varias novedades para hacer que la espera haya merecido la pena. Preparad vuestro bólido, que se avecinan curvas, derrapes y mucha velocidad.

Antes he mencionado OutRun, y si habéis probado el clásico de SEGA, entonces os encontraréis con unas mecánicas principales muy similares. A mí me pilló la franquicia muy joven, pero gracias a Fist of the North Star, pude probar este clásico de recreativa, lo cual ha supuesto un calentamiento perfecto para disfrutar de Horizon Chase Turbo. La forma de conducir es bastante similar, al estar en una pista donde el acelerador es nuestro mejor amigo, y como mucho, usaremos el freno cuando veamos que no podremos tomar una curva acelerando, pese a la ayuda que nos ofrece el juego. El reto está en completar la carrera sin salirnos de la pista, no chocarnos con los demás pilotos ni sufrir un accidente por los elementos que hay en los lados de la carretera en los circuitos. Suena sencillo, pero el juego esconde bastante miga.

Horizon Chase Turbo

Ir a toda pastilla mientras esquivamos a los rivales más lentos es emocionante desde la primera carrera, sobre todo al inicio de cada prueba, donde los 20 corredores estamos pegados unos a otros, y los choques están garantizados. Golpear al oponente por detrás no solo le hace ganar un poco de impulso, sino que nos frena a nosotros bastante, por lo que tendremos que hacer adelantos limpios si queremos alzarnos con la victoria. Es aquí donde las curvas son tan importantes, ya que igual nos podemos arriesgar adelantando por el exterior de la curva, pero así nos arriesgamos a chocarnos con los diferentes obstáculos de la pista. Así que, ¿frenamos para adelantar en la siguiente recta, o nos arriesgamos?

Gracias al fantástico control arcade, Horizon Chase Turbo nos permite tomar las curvas con bastante precisión sin perder demasiada velocidad, de modo que igual podemos decelerar ligeramente para poder meternos por el interior de un oponente, por ejemplo. Estos adelantos son una constante en el juego, y es muy en la línea de lo que ofrecía OutRun. Incluso los accidentes que sufrimos cuando nos chocamos con un obstáculo recuerdan al clásico de SEGA, por lo que se nota que Aquiris es muy fan de esta gran (y olvidada) franquicia.

La gracia de Horizon Chase Turbo es que no estamos en pistas en las que avanzar hasta el infinito, sino que correremos en más de 100 circuitos cerrados, algunos con más rectas, otros con muchas más curvas, etc. Pese a la clara ayuda que tenemos en las curvas, un circuito muy rebuscado nos puede poner en más de un apuro como no dominemos bien lo de acelerar, decelerar y esquivar a los pilotos, lo que nos puede costar más de una victoria y un accidente en nuestro cochazo de lujo.

Horizon Chase Turbo

Estas grandes mecánicas se ven arropadas por mucho contenido en cuanto a modos de juego. El principal es el único que está desbloqueado de serie, y con el que iremos desbloqueando circuitos ambientados en diferentes regiones del mundo. En cada localización geográfica tendremos una temática muy clara, y dentro de la misma, hay bastante variedad. Sin ir más lejos, la primera zona es California, con circuitos más urbanos junto a otros que nos trasladan a zonas algo más áridas. Hay una variedad apabullante en cuanto a circuitos, los obstáculos que presentan, su meteorología, etc.

En cada región, tendremos que superar una serie de carreras. En función de nuestra posición, lograremos más o menos puntos, que se usan para desbloquear nuevas regiones, coches y pruebas. Algunas carreras nos harán ganar mejoras permanentes para todos nuestros vehículos, mientras que en otras “simplemente” tendremos que acabar en una buena posición para seguir sumando puntos. Algo que hace más adictivas las carreras de Horizon Chase Turbo es que hay una serie de fichas repartidas por todos los circuitos, y si queremos completar cada región al 100%, tendremos que ganar todas las carreras y recoger todas las fichas.

Intentar ganar al mismo tiempo que recogemos las piezas es bastante intenso, y aumenta considerablemente la dificultad, al pedirnos más precisión en muchas curvas. Reconozco que me he picado de lo lindo intentando completar cada carrera al 100%, por lo que he reiniciado más de una prueba cuando veía que había conseguido las fichas pero quedaba segundo, o quedaba primero pero justo me dejaba una ficha en la última vuelta. Es algo que no solo alarga la vida útil del título, sino que engancha de lo lindo.

Horizon Chase Turbo

Junto a este modo Carrera, hay un modo Torneo, para disputar una serie de 4 carreras, para ver quién se alza con más puntuación al final del campeonato. Esto se lleva a su máxima expresión en Resistencia, un conjunto de muchas carreras, en las que, para empezar, tenemos que llegar los 5º si queremos mantenernos en el torneo, y segundo, nos puede llegar a durar más de media hora. Es todo un desafío, al tener que mantener nuestro depósito lleno (si no cogemos gasolina durante las carreras, nos quedaremos tirados en la carretera), pero también es algo que pone a prueba nuestra habilidad, para demostrar todo lo que hemos aprendido en el modo Carrera.

Todos estos modos ya estaban presentes en las demás versiones de Horizon Chase Turbo, pero en Switch y Xbox One se estrena el modo Playground, que llegará más adelante a PS4 y Xbox One. Este modo nos planteará una serie de carreras que irán rotando cada cierto tiempo, con el objetivo de ver quién es el jugador del mundo que mejores tiempos consigue. Las reglas de estas pruebas serán diferentes, al tener todos nitro infinito en una carrera, o no haber prácticamente nada de HUD en otra. Es algo que aportará más vida útil al juego, sumándose a los piques por los mejores tiempos en cada prueba, las “carreras” contra los fantasmas de nuestros amigos y hasta el multijugador local. Con todo esto, Horizon Chase Turbo es un juego enorme, por lo que si nos engancha, nos va a tener pegados a la consola durante mucho tiempo.

Como he jugado a la versión de Switch, tengo que reconocer que esta fórmula tan arcade le sienta como anillo al dedo a la consola. Desde casa, es genial echar una carrera entre una sesión larga a otro juego mucho más pesado, pero en el transporte público, es fantástico sacar la consola, echar una carrera y seguir nuestro trayecto hasta casa, el trabajo o donde sea. Es cierto que, a largo plazo, el juego puede ser demasiado arcade para más de uno, o se le puede echar en falta algo más de profundidad en la personalización de vehículos, pero que me aspen si no me he enganchado a base de bien para intentar completar los circuitos al 100%.

Horizon Chase Turbo

A nivel técnico, Horizon Chase Turbo apuesta por unos gráficos low-poly que son bastante efectivos para mantener ese toque arcade de antaño, pero con ciertos matices. Por un lado, los coches son muy, muy vistosos, emulando coches auténticos, pero sin ser modelos reales por motivos de licencia, pero no será raro pensar en este es el “Ferrari”, el “Dodge Viper” o incluso el “Mini” clásico. Los escenarios por lo general entran también por los ojos, aunque al principio es un poco raro cómo se mueve el mundo. Casi parece que el mundo se deforma en algunos casos, sobre todo con los fondos, algo muy propio de los arcades clásicos, y que me choca ver hoy en día. No es malo como tal, pero puede chocar a más de uno. Lo bueno es que todo es muy simpático, incluyendo los bocadillos que indican lo que dice nuestro piloto cuando adelantamos a los oponentes, nos chocamos o usamos el turbo.

Donde no le puedo poner ninguna pega al juego es en su apartado sonoro. La banda sonora es sencillamente increíble, con muchos temas bastante ochenteros de usar el sintetizador y elementos electrónicos, que le sientan al juego como un guante. Si solo podéis ver o escuchar algo de Horizon Chase Turbo, que eso sea la banda sonora, ya que es para quitarse el sombrero. Jugar con los cascos a todo volumen mientras escuchamos la música y adelantamos a 19 oponentes (e incluso doblamos a los más lentos) y no soltamos el pie del acelerador es increíblemente satisfactorio. Los efectos son más normales, pero con una música tan buena, no necesito mucho más.

Conclusión

Hay muchos juegos que pretenden emular el espíritu de los clásicos de antaño, y no me imaginaba que me lo pasaría tan bien con un arcade de velocidad como los de antes. Pero los chicos de Aquiris han clavado una versión súper completa de su título para móviles, que realmente se merece estar en PC y consolas de sobremesa, ya que tiene contenido para dar y tomar, y sobre todo, para picarnos a la primera de cambio.

Gracias a sus sólidas mecánicas, apabullante cantidad de circuitos y fantástica banda sonora, es muy fácil acabar pegados a Horizon Chase Turbo, queriendo echar “solo una carrera más”, que obviamente, se convierten en unas cuantas más. Puede que le falte un poco de profundidad en ciertos aspectos, pero a poco que os gusten los arcades de velocidad, o sencillamente echéis de menos clásicos como OutRunTop Gear (no el programa de televisión), tenéis que haceros con Horizon Chase Turbo.

8

Nos consolamos con:

  • Mecánicas sencillas pero que hacen las carreras trepidantes. ¡Nuestros rivales son también nuestros obstáculos!
  • Muchísimo contenido. Más de 100 circuitos, más de 30 coches, el nuevo modo Playground… Hay juego para rato
  • Adictivo a más no poder, ya sea para completar las carreras al 100%, picarnos en local con los amigos o intentando superar los mejores tiempos de las clasificaciones
  • La banda sonora es fantástica

Nos desconsolamos con:

  • Un poco de profundidad a la mejora de los coches no le habría sentado nada mal
  • Cuesta un poco acostumbrarse a cómo se mueve el escenario debido al estilo visual empleado por el juego

Ficha

  • Desarrollo: Aquiris
  • Distribución: Aquiris
  • Lanzamiento: PC y PS4: 15/05/2018 - Switch y Xbox One: 28/11/2018
  • Idioma: Textos en Castellano
  • Precio: 19,99 €

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *