8

Hatsune Miku: Project Diva X

hatsune-miku

Los vocaloid son muy famosos en Japón, y personalmente, me cuesta entender que alguien se vuelva loco por ver el concierto de un holograma. En Occidente lo mismo pasó con Gorillaz en su momento, aunque nunca a la escala de Hatsune Miku. Lo que sí puedo entender es el furor de los juegos musicales de este personaje, ya que están realmente bien, y aunque tardan algo en llegar, es genial poder disfrutar poco a poco de esta saga.

La última entrega en llegar es Hatsune Miku: Project Diva X, que en vez de quedarse solo en cambiar la lista de canciones, ofrece más novedades de las que uno podría esperar en una franquicia de este estilo. ¿Listos para ponerse a cantar y bailar junto a los adorables cantantes digitales?

Lo primero que sorprende es que esta vez hay un argumento: el mundo de Hatsune Miku y sus amigos se ha quedado sin música, y debemos ayudarles a restaurar la música bailando en las diferentes nubes, que representan cada una un estilo. Mientras lo hacen, los personajes irán aprendiendo más sobre sí mismos y los diferentes estilos a los que pueden acceder, pero todo muy sencillo y ligero. De hecho, la mayoría de diálogos de Hatsune se resume en “me encanta cantar y bailar. ¡Vamos a seguir cantando y bailando!”. Aun así, resulta curioso, porque esto afecta a la forma de progresión en el título.

hatsune-miku

En vez de tener los nuevos 30 temas desbloqueados desde el principio, tendremos que elegir el tipo de “nube” que completaremos antes de saltar a la siguiente, con sus nuevas canciones correspondientes. Cada nube tiene un estilo, que puede ser “friki”, elegante, adorable o clásico entre otros. Esto no solo afecta al tipo de canciones que nos encontraremos, sino también a cómo puntuaremos en dicha canción.

Ahora, cada traje y accesorio está asociado a una de estas auras. Si equipamos a nuestro personaje con la ropa y accesorios del aura de la canción que vamos a jugar, obtendremos un multiplicador de puntos considerable. Dicho multiplicador aumentará si también el equipamiento combina entre sí. Por ejemplo, si llevamos accesorios de animales, tendremos un bonus adicional, lo que anima a la experimentación para lograr los mejores multiplicadores.

Dentro de las canciones, Hatsune Miku: Project Diva X funciona como las entregas anteriores. Las notas irán apareciendo en pantalla y tendremos que pulsar el botón asociado a cada nota al ritmo de la música. Algunas notas serán estrellas, teniendo que mover el stick en cualquier dirección, o hacer un “swipe” en la pantalla táctil de PS Vita si jugamos en la portátil. La novedad es que hay notas llamadas “Rush”, donde tendremos que pulsar el botón lo más rápidamente posible para aumentar así nuestra puntuación. Además, hay notas marcadas durante la canción que aumentan más nuestro multiplicador, lo que nos hace centrarnos más en esas notas que en las demás.

hatsune-miku-project-diva-x

La experiencia de juego sigue siendo muy divertida, y los temas son muy divertidos de jugar. Además, hay un cambio importante para los momentos “Fever”, donde tendremos que rellenar una estrella y tocar la nota final para lograr una gran cantidad de puntos. Esta vez, también el personaje se cambiará de traje, siendo este el único método para desbloquear nuevos módulos como llaman a los trajes en la saga. Esta forma de conseguirlos es completamente aleatoria, igual que los accesorios, que lograremos al final de cada canción.

Esto como tal está bastante bien al principio, ya que hay una progresión palpable con cada canción, y como hay una gran cantidad de trajes, iremos recibiendo muchos nuevos hasta que se empiecen a repetir. Sin embargo, a largo plazo, empieza a cansar este método de desbloqueo. Para empezar, solo desbloqueamos trajes para el personaje que estamos controlando, por lo que tendremos que jugar de nuevo una y otra vez con cada vocaloid para desbloquear sus trajes. Como encima el desbloqueo es aleatorio, podremos estar bastante tiempo hasta conseguirlos todos, desbloqueando por el camino varios trajes que igual no nos gustan, lo que resulta algo molesto.

Lo peor es que solo se desbloquean en el modo principal, por lo que si preferimos jugar en el modo Libre, con el sistema clásico de puntuaciones y no con los multiplicadores por accesorios y trajes, no conseguiremos absolutamente nada, lo que hace este modo inservible.

hatsune-miku-project-diva-x

Tranquilos, que no todo es malo con el cambio, ya que hay elementos que funcionan bien con este sistema de progresión. Para empezar, la parte de interactuar con los personajes en su cuarto está mejor implementado, al a veces hablar con nosotros los personajes tras acabar una canción, pidiéndonos algo, y si les damos lo correcto, nuestra amistad aumentará mucho. Si sube de nivel la amistad, los multiplicadores son más efectivos, por lo que todo se retroalimenta.

También es de agradecer que haya una especie de misiones opcionales que nos irán mandando los personajes, lo que nos llevará a cantar temas bajo condiciones concretas, o crear festivales mediante mash-ups de los temas que escojamos. La contrapartida es que, para desbloquear el tema oculto, tendremos que repetir las canciones de cada nube muchísimas veces hasta que logremos una cantidad obscena de puntos, lo que hace que estemos ante un título que anima al farmeo, lo cual no encaja con un título musical.

Otro problema de Hatsune Miku: Project Diva X es que el número de canciones se ha reducido de forma notable respecto a la anterior entrega. Encima, ya no son como videoclips, sino que son actuaciones en un concierto. Esto no está mal para los festivales o canciones concretas, pero al ser así en todos los temas, lo que aparece en pantalla resulta mucho menos atrayente. Ya no hay mini-historias con cada canción que hacen más potentes las partidas ni nada por el estilo, sino que es una actuación más.

hatsune-miku-hatsunedivx2

A pesar de todo esto, tengo que reconocer que el juego sigue siendo divertidísimo y súper adictivo. Las canciones son geniales, y visualmente estamos ante la mejor entrega. En PS4 supongo que se notará más el salto, pero en PS Vita los efectos de luces y demás quedan genial. Esto hace que cuando nos pongamos a jugar, nos olvidemos de una mayor parte de estos problemas y disfrutemos con esta gran jugabilidad. Simplemente ir subiendo la dificultad más y más es adictivo a más no poder, y lograr la habilidad necesaria para completar todos los temas en Extremo nos llevará bastante tiempo.

Conclusión

Hatsune Miku: Project Diva X nos da una de cal y otra de arena respecto a anteriores entregas. Por un lado, el sistema de progresión es todo un acierto para que vayamos encima conociendo más a los personajes, descubriendo nuevos tipos de canciones, etc. La jugabilidad y los apartados técnicos son también geniales, disfrutando de cada canción en todo momento. Por contra partida, es una pena que haya menos cantidad de canciones respecto a los anteriores, y que el sistema de desbloqueo fomente tanto el farmeo cuando no estamos ante un RPG ni nada por el estilo.

Por todo esto, estamos ante una entrega inferior a la anterior, pero que sigue siendo muy recomendable si no habéis probado los anteriores y os gustan los juegos musicales. A ver si las aventuras de Hatsune Miku y sus amigos continúan por Occidente en breve y podemos disfrutar próximamente de Future Tone, que promete ser la entrega definitiva de esta querida vocaloid.

8

Nos consolamos con:

  • Sistema de progresión que mejora la experiencia mientras desbloqueamos nuevas canciones.
  • Las nuevas canciones son tan buenas y adictivas como siempre.
  • Visualmente es la mejor entrega de todas.

Nos desconsolamos con:

  • El farmeo necesario para desbloquear todo.
  • El modo tradicional no sirve para nada.
  • Cambiar los videoclips por meras actuaciones.

Ficha

  • Desarrollo: SEGA
  • Distribución: SEGA
  • Lanzamiento: 30/08/2016
  • Idioma: Inglés
  • Precio: 39,99 €

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *