3

ArcaniA: The Complete Tale

Arcania-The-Complete-Tale

La saga Gothic siempre ha gozado de una excelente reputación. Por una cosa u otra ese sobrenombre nos ha sonado, ya sea de leerlo en algún medio o por haberlo visto en alguna estantería de algún comercio que alquilaba videojuegos. Sea como sea, la saga nació allá el año 2001 y cosechó grandes éxitos, donde muchos medios lo marcaban como el RPG occidental a seguir a partir de ahora. Solo un año después, Gothic II llegó también a PC y mejoró la fórmula que había dado tanto éxito a los chicos de Piranha Bytes. Con la llegada de nuevos tiempos y más potencia en los videojuegos, empezó el debacle de la saga con Gothic 3.

La tercera parte del juego recibió palos y flores por iguales. Pero si en algo estuvieron de acuerdo todo el mundo fue en el desastroso voice acting y en la cantidad de bugs que tenía el juego. Gracias a que el juego que convirtió en una especie de Open Source, la comunidad pudo tocar suficientemente el juego para dejarlo bastante presentable. Pero el crédito de Piranha se había terminado y el juego se congeló durante cuatro largos años, hasta la llegada de Nordic Games, con Daniel Miller a la cabeza. La saga volvería a renacer, esta ver con otro nombre (Arcania) pero los viejos fantasmas seguían ahí y ya era demasiado tarde para echarse atrás.

El juego llegó a PC, Xbox 360 y PS3 en el año 2010 y su recepción fue mediocre. Con la llegada de PS4 y Xbox One, Nordic Games quiere volver a confiar en su producto, lanzando Arcania: The Complete Tale que incluye mejoras gráficas y la expansión El Aliento del Demonio. ¿Será suficiente para lavar la imagen del juego y de la saga en general?

Venga a Feshyr transformado en un temible recadero

El juego comienza con nuestro protagonista soñando mientras sus cabras en el mundo real se van a comer a otro pasto. En dicho sueño somos una especie de Rey con una gran espada de fuego que no para de matar esqueletos y demonios. Tras despertar, nuestra querida novia nos dice que tenemos que ir al poblado a hablar con el suegro. Empezamos bien. Y como no podía ser de otra manera, aparecen las disputas de siempre, que si te estás tirando a mi hija, que qué tocas y qué dejas de tocar; y una cosa lleva a la otra y nuestro protagonista le pide la mano de su hija, así de postre. El señor que guarda un terrible parecido a Lars Ulrich dice que tenemos que superar tres misiones históricas y ancestrales de sus antepasados (aunque una de ellas se trate de echar a un vagabundo de su improvisado hogar, debe ser tradición familiar hacer tal obra social). El caso es que aceptamos, no nos queda otra, y empiezan los favores por favores, los recados por más recados y nunca más saldremos de esta viciosa espiral.

Arcania

Arcania The Complete Tale es uno de esos juegos donde empiezas a hacer recados a todo el mundo, creyendo que en algún momento conseguiremos algo por nosotros mismos. Cuando por fin encontramos un motivo de peso para viajar y luchar, nos damos cuenta que nuestro protagonista es un pamplinas que va de poblado en poblado, de granja en granja, mandado por alguien para conseguir algo que necesita y para colmo, muchas de esas misiones son a costa de poner en riesgo nuestra vida, por puro vaguerío de aquellos que nos encargan la empresa. Y cuando creemos que ya hemos hecho suficientes recados, tendremos más recados pendientes, porque esto es un simulador de hacer recados además de recorrer praderas – algo que caracteriza al género WRPG de por sí –. Cuando creemos que le hemos hecho el favor al líder del poblado en cuestión, no, llegamos al siguiente objetivo y, ¡oh! Mira, necesito diez pelajes de lobo, aunque solo sea para tocarte los cojones.

En algún momento de lucidez del estudio, se decidió incluir opciones de diálogo que nos permiten decidir cómo conseguir los objetos de misión que se nos encomiendan, ya sea de una forma más pacífica o un tanto más chulesca y agresiva. Esto se agradece, porque si ya tenemos suficiente de ser el chico de los recados de todo el mundo, ¿encima nos tenemos que bajar los pantalones para conseguir el dichoso objeto? No, desde luego que no. Así que la más acertada decisión siempre será partirnos la cara con cualquier NPC que se quiera resistir a nuestras importantes y vitales encargos.

Tu suegro y tu mujer seguirán todos tus pasos

Así es, uno de los puntos más divertidos y lamentables del juego, aparte de cómo se desarrollan los diálogos, es ver como los NPC se repiten una y otra vez en cada una de las zonas habitadas que visitamos. Como he comentado antes, nuestro suegro, uno de los primeros personajes no jugables con el que nos topamos se repetirá una y otra vez en cada una de las ciudades importantes que visitemos, pero también granjas periféricas, atalayas o campamentos nómadas. ¿Pero es la misma persona? Joder, eso sería cojonudo, pero no es así. Se tratan de distintos personajes, pero con el mismo rostro, diferente nombre y distinto atuendo.

Así que, prepárate para un viaje loco, donde tendremos la sensación de tener a nuestro suegro vigilando que no pongamos los cuernos a su hija, a nuestra mujer en cada ciudad vigilando que no se la peguemos con otra (al pario con los spoilers, ésta tipa muere al inicio de la aventura y encima estaba en estado, lo sabía todo Feshyr menos tu) a nuestro mejor amigo dedicarse a mil y un oficios y otros tantos rostros que se volverán conocidos durante las cerca de 20 horas que dura la campaña principal. Oye, si le hechas imaginación puede llegar hasta ser divertido. Es cuestión de hacer una porra imaginando qué personajes conocidos te vas a encontrar en la próxima zona, hasta puedes hacer otra porra más completa sobre qué recado te van a mandar.

arcania2

Evidentemente, esto no es bueno, pero quien no se consuela es porque no quiere y verle la parte divertida hace que nuestro viaje sea mucho (muchísimo) más llevadero. Si decides darle una oportunidad, prepárate para reírte un rato mientras no te importa tirar tu tiempo a la basura.

Combate, exploración y desarrollo

Bueno, no todo va a ser deplorable en Arcania The Complete Tale. El juego goza de un mundo bastante grande y en algunas ocasiones, bello, donde podemos perder nuestro tiempo explorando. El mundo tiene dos niveles: La parte superior es donde se desarrolla toda la vida y es el mundo tal y como lo conocemos. Pero también coexiste un segundo nivel donde los túneles y las excavaciones mineras son las protagonistas. En este segundo nivel encontramos todo tipo de recursos, desde minerales a hongos hasta sectas secretas y enemigos más poderosos. Los túneles suelen ser ratoneras bastante sencillas de resolver pero le da algo de profundidad al juego y expande un poco el componente de exploración, ya que en ellas podemos encontrar coleccionables y nuevas magias que utilizar en combate y que no se pueden conseguir de ningún otro modo. También encontraremos enemigos más poderosos de lo normal que nos ofrecerán equipo especial que nos permitirá hacer nuestros recados más fácilmente.

Arcania3

Nuestro protagonista parece tener un poder sobrenatural y un dominio innato de las artes de la guerra porque domina absolutamente cualquier arma. Da igual si le equipamos un arco, una espada o un mandoble (tampoco es que haya más tipos de arma). Nuestro pastor de cabras es un fucker de mucho cuidado y se desenvuelve de forma letal en cualquier situación. A medida que suba niveles de experiencia podremos desbloquear nuevas habilidades y mejorar sus parámetros gracias a un sencillo menú de desarrollo. Cada nuevo nivel (un máximo de 30) podremos asignar talentos a un menú bastante sencillo que nos permitirá desarrollar a nuestro personaje como un guerrero, un pícaro o un mago, aunque no exista información sobre ello de forma clara y distribuida, tu asigna puntos de talento y leéte las descripciones para guiarte más o menos en el desarrollo de tu personaje. Y si quieres saber qué nivel tienes, ya te las apañaras, que no aparece en ningún lado.

Nuestro protagonista puede equiparse todo tipo de armas y armadura sin penalización. Si exploramos lo suficiente podremos encontrar tres tipos de reliquias distintas que, quieras o no, apremian un poco este viaje tan agónico. Cada objeto, arma o consumible se podrá equipar asignándolo a uno de los botones del pad direccional. El resto de comandos es pegar saltos, rodar por el suelo o aporrear el botón de acción. También podemos pulsar los botones L y L2 para cambiar a estados de magia y arco y variar un poco en la forma que tenemos para aniquilar enemigos. No es que sea un mal combate, es simple, algo lento pero desde luego no es el peor de los elementos de Arcania: The Complete Tale.

Existe la opción de crear armas y pociones si realizamos misiones con una receta como recompensa. Podemos aprender desde armas, elixires o comida sin importar donde estemos. Si tenemos los materiales podemos crear una espada en medio del campo, sin necesidad de un yunque y sin herramientas especiales. Que nuestro protagonista es un fucker, no sé cuántas veces tendré que decirlo.

Arcania1

El aliento del demonio

Uno de los ganchos de este título es su expansión El Aliento del Demonio que se incluye con la aventura principal y que es accesible desde el menú principal. Esta aventura comienza con un personaje a nivel 28, ítems más poderosos y nuevas localizaciones. Quizás lo mejor, para aquellos de estómago fuerte que han logrado sobrevivir a la aventura principal, es que la expansión incluye cerca de 10 horas de juego.

Así que si te ha gustado hacer recados, aquí tienes diez horas más. Sinceramente, lo único positivo de la expansión es que nos toparemos con enemigos un tanto más terroríficos que los vistos hasta el momento y los ítems son algo más logrados. Pero aun así, deja bastante que desear como en la aventura principal.

Conclusión

Tenía entendido que los dos primeros Gothic eran grandes juegos y unos muy buenos RPG occidentales. Es mi primera incursión en la saga y tengo curiosidad por saber cómo eran sus primeros títulos vista la positiva recepción. Sobre su cuarto capítulo, parece haber ya una mala crítica generalizada sobre Arcania: The Complete Tale y la verdad es que razones no le faltan: falta de variedad de situaciones, combate simple y poco evolutivo, exploración con prácticamente nula recompensa, NPC repetidos hasta en la saciedad, falta de carisma generalizado, chorreo de bugs… Y sin embargo en alguna situación gozamos de algún destello de calidad en los escenarios, una buena banda sonora y un juego de esos tontos que vas haciendo porque no tienes nada mejor a lo que jugar en ese momento.

Claro que, por WRPG tenemos cosas como Skyrim, Dragon Age Inquisition o el recién llegado The Witcher 3 Wild Hunt que deja a este título en la más absoluta miseria. Las comparaciones son odiosas, pero si juegas en la misma liga que los grandes, morderás tierra rápido con una adaptación tan pobre y con una calidad general tan poco trabajada. La gente está acostumbrada, que digo acostumbrada, la gente exige unos mínimos de calidad y Arcania hace aguas en prácticamente todos sus apartados. Otra vez será, quizás.

Nos consolamos con:

  • Algunos escenarios exteriores lucen bastante bien
  • La banda sonora suena por momentos muy acorde
  • El combate no es desagradable aunque podría ser mucho más profundo
  • Duración generosa
  • No se llama Gothic, por respeto

Nos desconsolamos con:

  • Recados, recados y más recados. No sabemos hacer nada por nosotros mismos
  • Faltan enemigos más grandes y poderosos
  • Bugs incontables, tanto en escenarios, como en NPC así como en enemigos corrientes
  • Hay como máximo 10 tipos diferentes de NPC y se repiten durante toda la aventura. Eso sí, con nombres y atuendos diferentes
  • Combate sin demasiadas florituras
  • Hay tantas misiones irrelevantes que éstas empañan cualquier tipo de historia
  • Desarrollo del personaje poco estructurado y simplón

Ficha

  • Desarrollo: Spellbound Entertainment
  • Distribución: Nordic Games
  • Lanzamiento: 08/05/2015
  • Idioma: Español
  • Precio: 24,95€

Entradas relacionadas:

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *