WWE SmackDown VS. RAW 2010

El problema de los juegos basados en licencias deportivas que sacan una entrega anual es la continuidad y la falta de novedades entre un año y otro, cosa que echa para atrás a bastantes usuarios. Esto pasa con el fútbol, el baloncesto, y por supuesto la lucha libre no se iba a escapar de este tópico.

La franquicia de pressing catch por excelencia es WWE SmackDown VS. RAW, que lleva varios años repitiendo la misma fórmula una y otra vez con escasas novedades, lo que ha llegado a cansar a muchos jugadores. Por esta razón, los chicos de Yuke’s se han puesto las pilas y se han dejado de toda la propaganda que solían dar durante el verano para esforzarse al máximo tras dejarse a sí mismos el listón muy alto con su juego de luchas marciales mixtas UFC Undisputed.

Así que aquí nos encotramos un año más, preguntándonos si será necesario comprar o no el título. Los desarrolladores han apostado muy fuerte por el contenido creado por la comunidad, influenciados por el enorme éxito de Little Big Planet. Sin embargo, ¿quedará bien dentro de un juego de lucha? Si queréis descubrirlo, continuad leyendo para ver a las estrellas del pressing catch disputar uno de los mejores combates de los últimos años.

De nuevo, el modo estrella es “Road to Wrestlemania”, en el que viviremos la historia de un luchador en los dos meses anteriores a Wrestlemania, el evento principal de este espectáculo de entretenimiento. Como el año pasado, tendremos seis argumentos completamente diferentes, en los cuales los protagonistas son las superestrellas más conocidas de la WWE. Por tanto, podremos encarnar a Randy Orton en su intento de acabar con todas las leyendas, la guerra de marcas entre John Cena y Triple H, la búsqueda de poder de Edge…

La mayor novedad es que una de las historias está protagonizada por nuestro personaje creado, por lo que podemos ver a nuestro alter ego digital en estos argumentos alocados con giros, traiciones, toma de rehenes, líos amorosos y demás parafernalia que incluso en la vida real es extraño. Y por si esto fuera poco, la forma de introducir nuestro luchador tiene hasta sentido, ya que entra en la WWE cuando Santino reta al público, y por supuesto salimos a la llamada de la pelea.

Otro añadido es la posibilidad de tomar nuestras propias decisiones. Por tanto, podemos elegir si estampamos un título a McMahon o a Santino, formar una alianza o no, ayudar a un púgil o a otro, etc. Todo esto añade profundidad a este modo, y realmente nos hace sentir que somos los protagonistas de la historia, y que nosotros tomamos el control pudiendo seguir nuestra propia historia. Lo malo es que al final se suelen seguir guiones muy similares, por lo que a veces podemos pensar que no importa. Por tanto, esto es un buen comienzo, y si logran mejorarlo para el próximo año será todo un éxito.

Lo que se mantiene son los objetivos secundarios, que aparecerán en determinados combates y si se cumplen no desbloquearán ciertos elementos, como vestuario alternativo, nuevos escenarios o leyendas que estaban bloqueadas inicialmente. Estas metas serán tan sencillas como hacer un determinado movimiento, ganar en un tiempo concreto, lanzar a los rivales fuera del ring, etc. Esto es algo bueno, ya que para algunos tenemos que jugar una misma historia y tomar decisiones diferentes, lo que aumenta aún más la duración. Respecto a este tema, cada argumento durará una o dos horas, y esto es solo uno de los muchos modos de juego.

El otro modo a destacar es “Carrera”, que no ha cambiado en absoluto desde la edición del año pasado. Por tanto, seguiremos compitiendo contra cuatro rivales en cada intento para conseguir el título. En cada combate ganaremos unas estrellas, y cuando conigamos las que nos pide el juego podremos pelear para convertirnos en el rival número uno por el título, para acto seguido luchar contra el campeón y tratar de arrebatarle su posesión más preciada. De nuevo, no es la modalidad más rompedora o divertida, ya que no hay ninguna clase de historia ni nada que nos enganche, pero puede servir para mejorar nuestras habilidades poco a poco.

Aunque para esto esto último nada mejor qu adentrarnos en la nueva zona de entrenamiento, en la que aprenderemos los movimientos básicos que podremo realizar. La verdad es que los jugadores que han seguido la saga no lo necesitarán y pasarán de esta novedad, pero para los novatos es una delicia y ya no andarán perdidos.

En el aspecto de los combates rápidos no nos encontramos con grandes novedades, ya que los únicos añadidos son los Mixed Tag (combates por equipos con una chica y un chico en cada equipo) y Championship Scramble (en combates de 5, 10 ó 20 minutos irán apareciendo luchadores hasta un máximo de cinco, y alguno tendrá que ganar antes de que se agote el tiempo). Por lo demás siguen presentes los combates handicap, First Blood, Table, TLC, Money in the Bank, Steel Cage, etc. Sin embargo, lo mejor es que nos encontramos con algunas mejoras jugables en varios tipos de combate que forman una experiencia mucho más divertida y agradable,aunque ya profundizaremos en esto más adelante.

Todo esto está muy bien, pero lo que seguramente va a atraer más a los jugadores son las grandes opciones de personalización en casi todos los aspectos imaginables. Para empezar, la posibilidad de crear nuestro propio personaje (masculino o femenino) se mantiene, pero hay nuevo equipamiento con el que crear nuestro avatar virtual de forma realista, o crear un auténtico engendro friki con el que reírnos.

Uno de los fallos que arrastraba este editor de luchadores era el número de capas que podíamos poner a nuestro personaje, que casi siempre se quedaban escasas y no podíamos poner todo lo que queríamos. Para solucionar esto se ha añadido un sistema de puntos, que irán descendiendo según vayamos poniendo más objetos. Así cada elemento tiene un precio, y cuanto más aparatoso más puntos quita. Sin duda, esto ayuda mucho a que simplemente por poner un collar perdamos una capa y no podamos poner un tatuaje o un cinturón, por ejemplo.

Por si todo esto fuera poco, se ha añadido la posibilidad de personalizar a los luchadores que vienen de serie en el juego. Si bien solo consiste en cambiarles el color de la ropa, es algo que se agradece.

Al igual que en anteriores ediciones, podemos crear nuestra propia entrada al ring mediante un sencillo editor. En él podremos elegir la animación del personaje, la música, las luces, etc. De esta forma podremos hacer que cualquier personaje entre como un chulo, un ligón, un cobarde y muchas otras formas. Así podemos dar cierto toque personal a la forma de actúar de nuestro púgil.

Lo que también vuelve es el editor de remates. De nuevo, tenemos la capacidad de encadenar movimientos para crear ataques finales completamente inverosímiles. La novedad en este apartado es que ahora podremos crear nuestros remates para cuando estemos en los postes. Si los normales ya eran bastante surrealistas, esperad a ver cómo se puede luchar contra las leyes de la física con muchas volteretas imposibles sin tocar el suelo. A pesar de esto, el editor sigue funcionando muy bien, y nos da poder sobre los movimientos de los personajes, que también podemos modificar como queramos, y no solo los remates.

Si siempre habéis querido modificar los aliados y enemigos de cada luchador, ahora podéis hacerlo con cualquier personaje, ya sea original o creado. De esta forma, otros púgiles podrán salir en nuestra ayuda o a perjudicarnos en los combates que admitan las interferencias, haciendo así lo que suele pasar realmente en televisión.

Y ahora toca la mayor novedad en la creación de contenido, y puede que en el juego entero: la creación del argumento. Así es, podremos hacer nuestras propias historias haciendo absolutamente todo lo que queramos. Lo mejor de todo es la sencillez de este editor, pero a la vez lo profundo que es.

Por tanto, con unas pocas opciones podremos crear escenas de lucha, con dos personajes hablando, asaltos a traición y demás acciones que caracterizan al mundo del pressing catch. Además, podemos escoger a los personajes que van a actuar, escribir sus diálogos, poner las cámaras que prefiramos, el logo de final de programa, etc.

Con todo esto, nuestras historias tienen unas pequeñas restricciones lógicas, como el poner solo 50 combates y 53 escenas, a la vez que solo puede durar 10 años como máximo. Esto es normal, ya que no vamo a crear un argumento tan largo. Sin embargo, lo que no es plausible es que los personajes creados solo puedan aparecer diez veces en cada historia. Y lo más ilógico es que esta restricción solo esté en las versiones de Playstation 3 y Xbox 360, mientras que en las versiones de consolas inferiores no existe tal problema.

El resultado es una pequeña historia en la que hay ciertas escenas de vídeo y combates en los que hay que cumplir las condiciones que hayamos puesto para continuar. Además, se puede variar la salud inicial de cada luchador para que se adecúe a las escenas que hayamos puesto antes de las peleas.

La historia resultante puede ser jugada, o una de las mejores decisiones, subirla a internet. Un aspecto fundamental es la comunidad de usuarios, ya que pueden compartir todos sus argumentos con el resto de jugadores, y ver así el ingenio que tienen el resto de aficionados al wrestling. Aunque no solo podemos subir esto, sino también las repeticiones de algunos momento de los combates tras retocarlas mediante otro sencillo editor.

La última posibilidad de creación es la de logos. Mediante, cómo no, otro sencillo editor podemos crear auténticas virguerías para aplicarlas a los luchadores. Lo mejor es que las posibilidades son muy amplias, y con tan solo mover el stick con cuidado podemos hacer absolutamente lo que queramos (o sino, podéis mirar los vídeos de YouTube para comprobarlo).

Cuando llegamos al resto de apartados vemos cómo la mayor parte de las mejoras y novedades del juego se han quedado en los aspectos de creación, dejando los gráficos y la jugabilidad casi intactos, aunque dando pasos en la buena dirección.

En lo que concierne a los controles, casi todo se mantiene igual. Las llaves las hacemos con el stick derecho, que combinándolo con un botón y las cuatro direcciones se puede desarrollar todo el repertorio de movimientos. Con el Cuadrado/X daremos puñetazos o patadas, dependiendo de la dirección que tenga el stick de movimiento.

Hasta aquí nada ha cambiado, pero cuando llegamos a los contraataques y los remates sentimos todo mucho mejor que antaño. Para evitar un golpe o llave enemigo, ahora solo tendremos que pulsar un botón (el gatillo derecho), sin tener que variar para los diferentes ataques que nos puedan lanzar. Esto simplifica mucho las cosas, y lo hace más natural.

La barra que indica nuestro momentum se mantiene, y una vez hayamos rellenado tres cuartas partes de ésta podremos hacer un movimiento característico de nuestro personaje. Si lo logramos, la barra se llenará por completo, dándonos la posibilidad de ejecutar nuestro remate. Además, si un rival evita este ataque final no perderemos este movimiento instantáneamente como antes, sino que tendremos unos pocos segundos para intentar hacerlo de nuevo.

Todos los años era un gran problema que un rival cayera boca arriba o boca abajo, ya que hay algunos movimientos especiales que solo se pueden hacer cuando el enemigo está en una posición específica. Ahora bastará con un solo botón  para girarle y hacer lo que queramos.

Antes hemos comentado que en varios combates se han añadido comandos especiales dependiendo del objetivo en cada ocasión, y estos modos son Royal Rumble y First Blood. En el primero nuestra meta es tirar a los rivales del ring, y para lograrlo tendremos que empujar a un rival a las cuerdas o a un poste. Una vez allí, podemos iniciar un pequeño minijuego en el que tenemos que ser precisos o pulsar los botones que salgan en pantalla. Por si esto fuera poco, los remates ya no serán para situaciones normales, sino para cuando están los oponentes en las cuerdas y queremos tirarles instantáneamente.

En los combates First Blood ganará el luchador que primero haga sangrar al rival, sin importar los métodos que utilicemos o las armas que “accidentalmente” acaben en la cara de nuestro oponente. En anteriores ediciones los controles no cambiaban respecto al resto de combates, por lo que teníamos que usar las mismas tácticas que siempre, haciéndose el combate más largo si nuestro personaje no tenía ningún ataque que hiciera sangrar al rival. Todo eso se acabó, ya que ahora la llave que haríamos para buscar la cuenta de tres se cambiará por un movimiento en el que atacaremos de forma impasible el rostro de nuestro rival, que es mágicamente la única zona en la que sangran los luchadores tanto en el juego como en la vida real (a no ser que se hagan algún corte por fallar al hacer un movimiento) esto demuestra el “realismo” de este deporte.

Estas dos mejoras aplicadas a ambos modos de juego hacen que sean mucho más divertidos que antaño, ya que ahora no se hacen pesados ni nada por el estilo. Pero las mejoras no acaban ahí, ya que se ha solucionado a medias el problema de machacar los botones que tanto cansaba y aburría. Ahora será el juego el que nos diga el único momento en el que esto servirá (no serán muchos), y tan solo será un botón y no todos los que podamos.

Por tanto, la jugabilidad del título ha dado unos cuantos pasos en la buena dirección, manteniendo todas las mejoras de anteriores entregas, aunque sigue presentando un problema que parece no tener solución: la selección de objetivos. Cuando haya muchos púgiles en el ring no siempre atacaremos al que queramos por culpa de este sistema automático. Afortunadamente, existe la posibilidad de hacerlo manualmente, pero esperamos que en los próximos años lo consigan mejorar. Sin embargo, el fallo más grave se encuentra en el apartado online, en el que las partidas tienen un lag muy molesto y que más les vale solucionar.

En el apartado gráfico más o menos lo mismo. Los más de 50 luchadores, entre los que se encuentran los conocidos John Cena, Randy Orton, Shawn Michael, Batista, Undertaker, CM Punk… de las tres ligas (SmackDown, RAW, ECW y las DIVAS) tienen un aspecto muy bueno. Los personajes creados también están muy bien hechos, pero siguen sin tener el mismo grado de detalle de los originales.

Las animaciones han mejorado ligeramente, gracias a algunos nuevos movimientos y ataques más refinados, pero en hay algunos momentos en los que parecen robots, lo cual no queda muy bien. Además, se siguen manteniendo los problemas de clipping que hay en algunas llaves y la rareza de que en algunos momentos los luchadores no se tocan físicamente en los ataques, a pesar de que lo sienten.

Los escenarios siguen estando bastante vacíos, y apenas hay diferencia entre uno y otro, ya que únicamente cambia el cartel luminoso de la entrada dependiendo del evento en el que nos encontremos. Al menos las presentaciones lucen muy bien con los fuegos artificiales, el público ha mejorado ligeramente y ahora hay cinco escenarios diferentes de backstage, lo cual es un incremente y da realmente algo de variedad.

Y ahora le toca el turno a las mejoras. Como recordaréis, todos los años había un HUD en el que se mostraba el estado de cada luchador, y que quitaba bastante el realismo si es que lo puede haber de los combates. Los chicos de Yuke’s se han dado cuenta de esto y han eliminado por completo este HUD. Por tanto, ahora la barra de momentum estará debajo de nuestro luchador, y cuando tengamos la posibilidad de hacer un movimiento especial aparecerá una espera al lado de la barra. Al contrario que antes, ya no podremos ver el momentum de nuestros rivales, aunque sí sabremos si tienen un remate.

Dicho esto, ¿cómo sabremos ahora el estado de los púgiles? Muy sencillo: con la vista. Un nuevo añadido es que el torso de los personajes se irán poniendo rojos según van recibiendo golpes, mientras que para el resto de las partes del cuerpo tendremos que esperar a que estén muy dañadas para ver cómo el oponente muestra dolor en esa zona. Al decirlo así puede parecer que es confuso, pero os asguramos que realismo al juego y hace que parezca una verdadera retransmisión televisiva, hecho que se ve reforzado por la aparición de “Directo” junto al logo de la WWE al principio de cada pelea.

La última mejora del notable apartado gráfico es la sangre. En años anteriores cubría toda la cara y si se seguía golpeando pasaba ligeramente al pecho, pero siempre de una forma fija. Ahora la sangre podrá aparecer en zonas específicas de la cara, y a partir de ahí empezará su movimiendo, pudiéndose incluso pasar al rival en alguna llave o puñetazo, lo cual queda muy realista y se nota que han aprendido gracias a UFC 2009: Undisputed.

En lo que al sonido se refiere, no ha habido ninguna novedad de peso. Siguen estando los dos comentaristas por cada marca de la WWE, mostrando la calidad de siempre y unos diálogos durante el combate bastante coherentes y entretenidos. Eso sí, siguen estando en inglés, por lo que si no entendéis la lengua de Sheakspare esto será algo que pase bastante inadvertido.

Para las secuencias de “Road to Wrestlemania” los luchadores de verdad han prestado sus voces, lo que añade calidad en este apartado y será toda una delicia para los fans del pressing catch que vean los combates en versión original (en España ya los ponen a un horario poco conveniente).

La música vuelve a estar compuesta por las canciones de las marcas y de cada luchador, junto a una banda sonora con temas cañeros  de pop-rock que pegan con esta temática.

Lo único que no está a la altura son los efectos de sonidos. Los golpes no suenan de forma realista, y los objetos muchísimo menos. En este aspecto, han reciclado absolutamente todo respecto a ediciones anteriores, lo cual no queda muy bien.

En conclusión, WWE SmackDown VS. RAW 2010 es el mejor juego de lucha libre que hay en el mercado, simple y llanamente. Las mejoras introducidas en la jugabilidad y en el aspecto gráfico, a pesar de no ser muy numerosas, consiuen crear una experiencia mucho más satisfactoria que antaño. Y con los numerosos añadidos en el aspecto de creación y personalización no sería una exageración decir que nos encontramos ante el Little Big Planet de los juegos de lucha, ya que las posibilidades son enormes, y la posibilidad de compartir nuestras historias y vídeos con el resto de usuarios le otorga una vida casi infinita al título.

Por tanto, si os gusta el pressing catch tenéis que haceros con esta edición. No importa si ya poséeis las de otros años, porque las novedades son apabullantes y os encantarán. Incluso si no os encontráis muy atráidos por este tipo de peleas os recomendamos que le echéis un vistazo, sobre todo si tenéis una vena creativa y queréis crear vuestros propios argumentos.

Por nuestra parte, queremos felicitar a los chicos de Yuke’s, ya que es posiblemente la entrega deportiva anual que más novedades ha tenido en bastante tiempo, y es muy reconfortable ver cómo hay algunas desarrolladoras que se esfuerzan año tras año para tratar de sorprender a los usuarios, cosa que no suele pasar mucho últimamente.

Comentarios

  1. Y tras leer el análisis me cae un RKO sobre mi cabeza de pensar que yo tengo que hacer lo mismo y se me acumula el trabajo…

    Buen análisis, la verdad creo que este año se han superado, el juego ha avanzado y mucho y han añadido el modo Crea tu historia que alarga la vida del juego muchas mas horas. Un “chapó” para ellos si señor.

  2. Hola,

    Yo soy fan de las superestrellas de la WWE y estoy loco por ellos ..
    Veo WWE regularmente en mi TV y si me olvido de que soy su captura desde internet y secuencias de vídeo de algunos de los sitios de vídeo WWE …

    Este artículo realmente impresionante para mí ..

  3. porfabor diganme como le cambio el remate a mi creasion !!! dejenme un mensaje done sea msn hunter_letf4dead@hotmia… y en youtube ( no comentario) hunterdechlie plz !!!!!!!!!!

  4. dark_wolf:

    porfabor diganme como le cambio el remate a mi creasion !!! dejenme un mensaje done sea msn hunter_letf4dead@hotmia… y en youtube ( no comentario) hunterdechlie plz !!!!!!!!!!

    Para cambiar el remate de tu personaje creado tienes que ir a la creación de set de movimientos. Ahí seleccionas tu personaje y te vas a la sección de los remates. Simplemente seleccionas tu favorito y listo!

  5. por que no se puede apostar los titulos en Elimination Chamber en el juego?

    Pues no me había dado cuenta. Luego me pongo a mirarle a ver si puedo sacar algo.

  6. hay una llave que no se como se hace (hablo de la ps2) no es de xbox360 que si te la hacen debes girar el r3 muchas veces paral liberarte y no se como yo se las hice diganme como se hace y otra que se pone todo rojo y vas mas rapido a cambio les dare movimientos del bully scholarship edition para la wii que me se secretos que nadie sabe mas que yo… como por ejem hacer la llave de russel sin mods para la wii

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *