Dante’s Inferno

En el 2008 un estudio interno de Electronic Arts nos sorprendió a todos con el que es para muchos el mejor survival horror de la actual generación y el mejor juego del año. Por supusto hablamos de Dead Space, cuya fama hizo que este estudio se hiciera famosoy tuviera más autonomía, llegando a pasarse a llamarse Visceral Games.

Tras semejante juegazo todos esperábamos ansiosos qué es lo que estos talentosos desarrolladores conseguirían en el futuro. Tras un tiempo de descanso anunciaron el juego que ahora nos ocupa: Dante’s Inferno. Desde el principio, habían prometido que esta representación de la Divina Comedia de Dante tendría algo especial. De hecho, en su anuncio se dijo que incluso tendría elementos de survival horror para horropilizarnos con su gran localización artística. Por fin tenemos el juego final en nuestras manos, y es el momento de juzgar si este viaje al infierno es uno que debemos tomar o dejar pasar.

Como ya hemos dicho, el juego está basado en la Divina Comedia  de Dante Alighieri, y por tanto, su historia también. Pero tranquilos, ya que si habéis leído estos poemas basados en el infierno realmente intrincados no sabréis el final ni la historia completa al haberse tomado ciertas libertades a la hora de interpretar esta conocida obra.

Así que en el juego encarnaremos a Dante durante la época de las Terceras Cruzadas. Al principio de la aventura lucharemos como un cruzado contra los herejes en Acre. Por desgracia, nuestro héroe acaba siendo apuñalado y recibe la amarga visita de la muerte. Pero como Dante es muy “persuasivo” y no se quiere dar por vencido al ver que todo lo que ha hecho han sido pecados y entonces irá al infierno, consigue vencer a la muerte y arrancarle su guadaña.

Tras esto volveremos a Florencia para tratar de absolver nuestros pecados y redimir nuestra alma con nuestra amada Beatriz. Sin embargo al llegar a su casa ve a su padre y Beatriz asesinados. Para rematar la faena el alma de Beatriz es llevada al infierno, y entonces iniciaremos un viaje por los nueve círculos del infierno para salvar el alma de nuestra amada.

En nuestro acometido nuestro único aliado será el poeta Virgilio, que nos irá dando información de las localizaciones en las que nos encontremos. Dicho todo esto así puede parecer que la historia es simple, y de hecho lo sería si se limitase sólo a la búsqueda de Beatriz por el infierno (en serio, puede llegar a cansar escuchar por enésima vez en cada encuentro con Beatriz “Llévame a mí, que ella no ha hecho nada” y cosas similares). Por suerte no es así y a lo largo de nuestro periplo infernar iremos descubriendo el pasado de Dante en unas escenas hechas con estilo manga que son violentas e incluso tienen algún momento subidito de tono.

Sin embargo la sensación general que puede dejar la historia es que se podía haber hecho mucho más. Por un lado habría sido brutal tener un guion completo para cada uno de los nueve círculos que por sí sola hubiese funcionado en lugar de algunas explicaciones por parte de Virgilio, al igual que el desenlace abierto es todo un despropósito teniendo en cuenta que los desarrolladores han dicho que no harán más entregas de esta franquicia.

Pero que esto no os desanime, ya que la historia que se nos presenta es interesante y el desarrollo emocional de Dante es bastante bueno, por lo que a pesar de que se podía haber hecho más nos encontramos con un guion sólido y contundente.

En la jugabilidad hay que dejar clara una cosa desde el principio: Dante’s Inferno bebe directamente de God of War y no trata de ocultarlo en ningún momento. Así que los momentos de acción, los quick time events y las zonas plataformeras son muy parecidas. Sin embargo eso no implica que sean iguales, ya que los chicos de Visceral Games han introducido algunos elementos de cosecha propia para diferenciarlo ligeramente. Pero vayamos por partes.

Primero, en el combate es donde más similitudes encontraremos en la forma de controlar a Dante. Nuestro principal (y única) arma cuerpo a cuerpo será la guadaña que le arrebatamos a la muerte. Con ella dispondremos de un ataque fuerte y otro ligero. Combinándolos obtendremos una buena variedad de movimientos, que se pueden ver expandidos mediante el sistema de mejora del que hablaremos más tarde. Hasta aquí parece que a guadaña es el equivalente de las espadas del caos, pero por suerte la cruz le da algo de distinción. Con este arma lanzaremos cruces benditas a los enemigos, por lo que se convertirá en nuestro arma para las distancias. Encadenando los combos con el arma que sea iremos rellenando el indicador de “Redención”, que cuando se llene podremos activarlo y ser mucho más fuertes y resistentes durante un corto período de tiempo.

Los enemigos que nos encontraremos forman un buen elenco de criaturas entre las que nos encontramos con siervos débiles, cuzados, una especie de cabras andantes, bebés sin bautizar endemoniados o peligrosos glotones que en un descuido nos podrán dejar literalmente sin cabeza. Este repertorio tiene puntos positivos y negativos. En el lado bueno, cada enemigo tiene sus propios ataques, por lo que tendremos que usar tácticas diferentes con cada uno de ellos. Por contra, a la larga nos cansaremos de destruir constantemente a los mismos enemigos, ya que son un grupo pequeño que van sufriendo varias modificaciones visuales y de fuerza.

Por suerte para la variedad nos encontramos con los imponentes jefes finales, entre los que estarán personajes conocidos como Cleopatra, el rey juzgador Minos, el perro de tres cabezas Cerbero y hasta el mismísimo Lucifer. Estos combates son más variados y nos harán buscar tácticas diferentes para cada uno de ellos. Además de que en algunos momentos son muy espectaculares y épicos.

A los enemigos más fuertes (los jefes finales incluídos) a veces tendremos que derrotarles con un quick time event tras ablandarles con nuestros ataques, pero ésto es únicamente opcional con las criaturas convencionales. Esta opción o no se debe a que cuando agarramos a los enemigos podemos absolverles o castigarles. Dependiendo de lo que hagamos ganaremos puntos de impiedad o pureza, lo que nos dará acceso a habilidades diferentes que comprar.

Sin embargo no podremos hacer esto a todos los enemigos, como ocurre con las mujeres, los codiciosos o los jefes finales por ejemplo. Entre este grupo se encuentran también los gigantes, que tras debilitarlos pueden ser tomados por Dante y dar lugar así a un signo de distinción frente a su rival (aunque ya sabemos que en su próxima entrega también se podrá hacer). Así habrá momentos en lo que estemos a lomos de criaturas enormes que no tendrán rival. Y aquí quizá me he quedado algo decepcionado en que habría sido brutal incluir algún combate entre estas bestias, o incluir algún momento más épico con ellas. Pero por suerte lo que nos encontramos es suficiente.

En cuanto al sistema de mejora, al igual que en otros títulos del género, la moneda de cambio serán almas (en este caso blancas) que obtendremos al derrotar enemigos o en las fuentes repartidas por los escenarios (también habrá de salud y de magia). Como hemos dicho antes, podemos absolver o castigar a los enemigos, y dependiendo de lo que hagamos podremos conseguir puntos para mejorar el lado malo o el bueno del personaje. Esto no afecta a la historia, sino que nos irá abriendo nuevas habilidades para un lado u otro. Por ejemplo, si tomamos la senda del castigo lo que más mejoraremos será la guadaña y conseguiremos nuevos ataques, mientras que con el camino de la luz la cruz será la gran beneficiada. Sin embargo en las dos posibilidades habrá algunas habilidades comunes, como aumentar la salud y la magia.

En cuanto a los poderes que usaremos en la aventura, en total tendremos cuatro poderes que conseguiremos de forma progresiva, mientras que otros cuatro se podrán conseguir comprándolos. Su uso es sencillo y son tremendamente eficientes. Su única pega es que las fuentes en las que recargar nuestra magia no son tan numerosas como las de la salud, y por tanto tendremos que limitar más el uso de estos poderes para no quedarnos sin ellos en los momentos más peliguados.

Pero no todo será acción, ya que habrá momentos de plataformas y puzzles. Las primeras zonas estarán compuestas por sencillos saltos, además de que será habitual pasar zonas en las que nos tendremos que agarrar a una superficie o a una cuerda. Lo bueno es que el control responde muy bien a nuestras órdenes, aunque alguna trampa de más no le habría venido mal a este apartado para hacerlo más emocionante.

Los puzzles por otra parte son menos numerosos, y será tremendamente sencillos. En algunos simplemente tendremos que mover un objeto para que bloquee algo y cosas por el estilo. Así que aquí nos hemos llevado una decepción al poderse haber hecho mucho más.

En cuanto a la exploración de los escenarios será importante buscar rincones ocultos para conseguir los objetos secretos. Entre ellos están las monedas de plata de Judas para obtener más almas, las reliquias para conseguir beneficios jugables como más tiempo para los combos o más poder en un arma concreta, los condenados para conseguir más puntos de la senda buena o mala (entre ellos habrá figuras históricas como Judas o Atila, y para absolver los pecados tendremos que superar un minijuego similar a los juegos de bailar) y las piedras de Beatriz para poder absolver a los condenados automáticamente.

Mezclando todo esto se consigue un buen ritmo de juego que consigue enganchar, aunque en algunos momentos (sobre todo el penúltimo círculo del infierno) se pueden hacer algo pesados al hacer durante una buena parte de un nivel práticamente lo mismo.

En cuanto al aspecto gráfico podemos decir que hay cosas que nos han encantado y otras que nos han horrorizado. Por un lado el diseño artístico de todo el juego es brillante. Todo desprende un aire de desesperación, locura y espantosidad que nos hace ver que realmente estamos en el infierno. Además, cada círculo del infierno tiene una representación propia. Por ejemplo, el de la traición es el frío, el del fraude oscuro o el de la ira el fuego. Así se consigue crear una diferencia entre los círculos que también se debería haber conseguido en la historia.

Pero esto no solo abarca a los escenarios, sino también a los personajes. Dante tiene un buen aspecto, pero Lucifer, Beatriz, Cleopatra o el padre de Dante directamente son espectaculares desde el punto de vista artístico. Por suerte los enemigos también se unen a esta maravillosidad artística gracias a unos diseños que se salen. Porque en serio, los bebés sin bautizar son impresionantes, al igual que las mujeres y los glotones.

Así que si en el arte no está el problema está claro que en los gráficos sí. Para empezar, las animaciones de los personajes y todo lo que pasa a nuestro alrededor es muy fluido, sin bajadas de frame ni molestos tirones. Sin embargo, la calidad de los personajes en sí varía mucho. Por un lado, es sorprendente que el protagonista no luzca extremadamente bien, y es que por desgracia es así. No hay nada en el modelo de Dante que nos haga alucinar, pero luego vemos algunos detalles mucho mejores en una bestia infernal gigante de fuego. Luego los enemigos también sufren bastantes contrastes.

Pero a pesar de esto, los personajes lucen bien. Los escenarios no tanto. Las texturas son en líneas generales bastante simples y no llegarán a sorprendernos. Para rematar, algunos efectos como el fuego o elementos como líquido lleno de condenados o cosas por el estilo son dibujos, y crean un contraste demasiado grande con el resto del escenario.

Así que el apartado gráfico del título es bueno, pero podría haber tenido más calidad para sorprendernos tanto como el arte de toda la aventura y las impresionantes CGI.

En lo que al apartado sonoro se refiere, todo está a un gran nivel. Por un lado las voces están dobladas al castellano, y la calidad de ésta es muy buena. De hecho no será raro que reconozcáis alguna de ellas de las películas o las series de televisión.

Los efectos sonoros de los golpes, guadañazos y demás ataques son bastante buenos. Las explosiones no son las más espectaculares que escucharéis, pero cumplen su cometido.

La música es lo que realmente sobresale en algunos momentos del juego, ya que se adecúa perfectamente y refuerza todas las situaciones que nos encontraremos a lo largo de la aventura.

Resumiendo, Dante’s Inferno es un muy buen juego de acción, pero quizá esperábamos algo más de él tras el anterior trabajo de los desarrolladores. Y es que esta vez nada destaca sobre el resto de juegos. La historia es buena pero podría haber estado mejor, la jugabilidad es una copia con algunos añadidos del competidor directo del título, lo que le hace bajar algunos enteros y los gráficos solo sorprenden en su vertiente artística. Para rematar, la duración de la aventura es casi ridículo (unas 6 horas), lo que reduce su impacto general.

Pero que esto no os engañe: Dante’s Inferno consigue divertir mucho durante lo poco que dura, por lo que cualquier fan de la acción se lo pasará en grande con un muy buen juego que podría haber sido algo más.

Entradas relacionadas:

Comentarios

  1. Lo d las 6 horas es lo q me echa 1 poco para atras, pero pensandolo bien estaria mejor, ya q con tanto juego puede asta q ni lo termine, ya vere si compro este y star ocean cuando vaya a comprar heavy rain, muy buen analisis muy sincero, espero q saquen review d star ocean pronto.

  2. la sombra de kratos es demasiado grande,tanto como para dar cobijo a dante y darksiders.le pasara a dante como a saboteur?porque a 20euros si me lo compro al igual que darksiders que ya va por 50.tras probar la demo de dante le faltaba algo esteticamente,visualmente y orquestralmente,dante es muy bueno pero le falta algo,quizas el carisma de dante.

  3. Den:

    Bufff, una vez jugado y terminado, siento discrepar de tu conclusión. Me ha parecido un juego absolutamente redondo, me lo he pasado tremendamente bien con el. De hecho no solo ha hecho la espera por God Of War más amena si no que ahora mismo como si tardan medio año en sacarlo, yo ya estoy saciado.

    Por si alguien le interesa, aquí mi análisis: http://www.feelthebyte.com/2010/02/dantes-inferno-anlisis-xbox-360/

    Hombre, a mí también me ha gustado mucho, pero quizá esperaba algo más de él. Porque en la historia podrían haber metido una sub-historia para cada círculo y habría sido impresionante, y sobre todo, más duración y variedad de enemigos.
    Pero aun así, y como he dicho, el juego es muy bueno y divierte de lo lindo, aunque luego depende de cada uno para ver si le llena o no.

    PD: Muy buen análisis el que hiciste!

  4. Den: Bufff, una vez jugado y terminado, siento discrepar de tu conclusión. Me ha parecido un juego absolutamente redondo, me lo he pasado tremendamente bien con el. De hecho no solo ha hecho la espera por God Of War más amena si no que ahora mismo como si tardan medio año en sacarlo, yo ya estoy saciado.Por si alguien le interesa, aquí mi análisis: http://www.feelthebyte.com/2010/02/dantes-inferno-anlisis-xbox-360/

    Te satisfecho un juego d 6/10? q mal.

  5. Gracias Snake. Si que es cierto que se le podría haber sacado más chicha histórica al asunto pero tal y como está me ha sido super satisfactorio y tremendamente adictivo. Vamos, que lo he disfrutado tanto que no me he dado ni cuenta y ya casi estaba en el final.

    Eso, que parece una tontería, hacía mucho tiempo que no me pasaba con ningún juego, me he llevado una sorpresa tan grata que no puedo ponerle pegas.

Trackbacks

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *