Cargasm para iPhone

Nuestro dispositivo móvil está plagado de buenos juegos de conducción con unos gráficos de infarto. Pero esto no ha hecho mella en la buena gente de Candella Software para desarrollar su propio videojuego cuyo máximo aliciente es disputar carreras por entornos reales y reconocibles por la mayoría de jugadores como pueden ser el centro de Londres o San Francisco. La competencia es dura así que vamos a ver si Candella Software ha hecho los deberes con Cargasm y nos presentan algo diferente o en cambio su apuesta de jugabilidad es de lo más conservadora.

Cargasm


Pues bien, con Cargasm me he llevado una decepción y es que el juego está plagado de pequeños defectos que hacen que en conjunto no pueda ser recomendado para su adquisición por cualquier jugón amante de las carreras arcades. Desde un control un tanto pésimo, a una IA de los rivales penosa, falta de datos en pantalla, circuitos mínimos o falta de opciones para rejugar el título una vez superado. Pero vamos paso a paso para entrar en detalle en cada aspecto del juego y ver porqué llegamos a esta conclusión.

Estamos ante un juego de conducción, por tanto lo más importante son los coches, los circuitos y el control que podamos tener sobre los coches y como estos se comportan. Para empezar deberemos seleccionar entre seis coches disponibles y la primera sorpresa es que podemos elegir el que queramos. Nada de coches bloqueados. En cambio, tendremos cuatro circuitos con opción de carrera diurna y nocturna, que son Londres, Egipto, Paris y San Francisco. Esta vez los circuitos sí que están bloqueados excepto el primero y para desbloquearlos tendremos que quedar como mínimo en tercera posición, pero es que atención, sólo hay cuatro participantes en la carrera.

Cargasm

Nada difícil por tanto de superar, eso sí, ganar la carrera nos hará sudar de lo lindo, pero quedar tercero será pan comido para aquellos que dominen el arte de la conducción a través de dos botones situados en la pantalla (acelerar y frenar) y del acelerómetro para girar el coche. Toda la carrera la veremos desde una vista superior trasera del coche como podéis ver en la siguiente imagen y nada de nada de variar controles o vista.

Durante la carrera veremos que si intentamos superar al segundo o primer coche estos se ponen un poco nerviosos y a veces hacen cosas raras como bloquearnos o impedirnos el paso. Aceleraremos a tope, pero al llegar a las curvas tendremos que frenar y es que cuesta hacerse con el control a altas velocidades, y si tocamos alguno de los bordes de la estrecha calzada nuestro coche sufrirá algún trompo o accidente con vueltas de campana incluidas. A veces será un poco frustrante ir primeros y por tan sólo tocar un poco el bordillo en alguna de las pistas acabar el último. Otro pequeño fallo bajo mi punto de vista es no tener una imagen en miniatura del circuito que nos diga por dónde van nuestros enemigos o ver la próxima curva si será cerrada abierta o hacia qué lado. La única información que veremos en pantalla será el tiempo que nos saca nuestro adversario que tenemos delante o el tiempo que le sacamos al participante que nos pisa los talones.

Cargasm

Según Candella Software el juego prometía unos buenos gráficos (creo que debe ser la versión que saldrá en consola), pero esto se queda en una simple promesa y la verdad que se observa un modelado bastante justito, aunque eso sí, se agradece pasar junto a Notredame o las pirámides de Egitpo, por el London Bridge o el puente de San Francisco a toda velocidad, pero la verdad que no justifica la compra del juego. Algunos pantallazos que recibimos en la nota de prensa tienen mucho mejor aspecto, aunque suponemos que serán las versiones de consola que esperan sacar en breve, aunque mala prensa se acaban de ganar con este lanzamiento más bien pobre en iPhone. Otro defectillo son las carreras nocturnas y es que se ven demasiado oscuras y ni siquiera podemos activar los faros del coche. Al menos los delanteros, porque los traseros funcionan perfectamente, quizás los coches no han pasado la ITV pertinente.

El apartado sonoro es otro cantar, y aquí al menos hay variedad de pistas sonoras tanto en los menús como cuando estamos participando en carrera. Aunque no es lo más importante del juego se agradece que la música vaya cambiando en cada carrera.

Conclusión

En definitiva, Candella Software me ha decepcionado con este juego de carreras arcade. Le faltan circuitos, opciones de rejugabilidad, que ofrezca al menos algo a los jugadores para seguir jugando, es decir, retos o al menos superar algún tiempo, algo señores de Candella. En los tiempos que estamos no vale sacar un juego de conducción y ya está. Y es que la competencia con otros juegos del mismo género es muy dura, y por tanto no puedo recomendar para nada la compra de Cargasm por 2,99 euros.

Ficha

  • Desarrollo: Candella Software
  • Distribución: App Store
  • Lanzamiento: 02-06-11
  • Idioma: Inglés
  • Precio: 2,99€

Enlace para comprar la aplicación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *