7

Call of Duty: Ghosts

Call-of-Duty-Ghosts-HD

Hacía años que se veía venir, y finalmente, ha pasado. Call of Duty: Ghosts no ha logrado encantar a todo el mundo, y es que la repetición de la fórmula del éxito puede llegar a agotar, y parece que ese momento está llegando para muchos este año. Y es una verdadera lástima, ya que el nuevo universo creado por Infinity Ward prometía bastante cuando se anunció, pero ha resultado ser más de lo mismo, y encima peor. Pero como se suele decir, vayamos por partes.

La campaña nos muestra cómo EEUU ha sido atacada por un satélite de los suyos (ODIN), por lo que la Federación (un grupo de países sudamericanos que se han juntado por el poder que les ha dado el petróleo, aunque nunca lo llegan a explicar claramente) ha invadido el país, dejando a las fuerzas militares contra las cuerdas. El planteamiento es muy interesante, ya que en teoría, nos pone más a la defensiva y como parte de un ejército que está en las últimas. Pero como se suele decir, del dicho al hecho hay mucho trecho.

cod-ghosts_beware-of-shark-current-gen

Resulta ser que la única esperanza de EEUU radica en los Ghosts, un escuadrón secreto que realiza las operaciones más peligrosas del mundo sin ni siquiera despeinarse. En el papel de Logan, uno de los hijos de Elias Walker (desgraciadamente, no se trata de hijos del Walker de Chuck Norris), formaremos parte de este escuadrón, que en teoría, se trataba de una leyenda.

Este aspecto familiar de la historia podría haber estado bien, pero de nuevo, está muy mal explotado, y algo que no logro entender es por qué decidieron que era mejor no dar a Logan voz, cuando en Black Ops II funcionó a las mil maravillas que todos los personajes tuvieran una personalidad para crear así un argumento mejor. En su lugar, parece que controlamos un arma con vida, y resulta complicado ver por qué se llegan a preocupar por ti los demás personajes, o por qué llegan siquiera a confiar tanto en Logan.

Si ese fuera el principal problema no pasaría nada, pero todo el tema de que EEUU está en las últimas parece anecdótico cuando empezamos a completar misiones con recursos idénticos a los de anteriores entregas, haciendo que no se note casi nada esta situación tan catastrófica. Eso sin mencionar el nulo desarrollo de todos los personajes, lo predecible que resulta todo y lo cliché que es el villano de turno. Vamos, que el argumento se limita a darnos una excusa para viajar por el mundo y disparar, pero poco más. Espero que en la más que segura secuela de este universo se den cuenta del potencial argumental que tienen entre las manos y nos ofrezcan algo mejor.

cod-ghosts_homecoming-current-gen

El desarrollo de la campaña como tal tampoco os va a resultar novedoso, ya que está lleno de situaciones que hemos vivido demasiadas veces en las últimas entregas de la saga. ¿Entrar por la fuerza en una habitación tras una explosión y una cámara lenta? Por supuesto. ¿Seguir a un personaje en una zona de sigilo, en la que parece un “Simón dice” al sólo seguir sus órdenes? Que no os quepa la menor duda.

Así con prácticamente todas las situaciones que han caracterizado a las campañas de Call of Duty: Ghosts, por lo que la sensación de “déjà vu” es constante. Como momentos realmente nuevos tenemos tres: el perro Riley, las partes del espacio y las submarinas. Todo lo relacionado con Riley tampoco es gran cosa, ya que a pesar de todo el bombo que se le dio, tan sólo nos acompaña en unas cuatro misiones, pero al menos incorporan bien al animal para hacer algo medianamente nuevo.

Por otro lado, las fases submarinas y espaciales sí que dejan con un buen sabor de boca, ya que tenemos completa libertad para movernos tanto en vertical como en horizontal con total libertad, por lo que los tiroteos se vuelven más dinámicos al poder hacer lo mismo los enemigos. Aunque en el espacio hay que desactivar la lógica de cómo las granadas funcionan igual que en tierra, o cómo es que los tiros y las explosiones se escuchan, son situaciones que me hacían preguntarme por qué no explotaron más estos aspectos casi de ciencia ficción en lugar de seguir con lo mismo de siempre.

cod-ghosts_into-the-deep-current-gen

Con esto no quiero decir que la campaña es horrible, ya que ciertamente, logra divertir. Su ritmo es frenético, y vamos pasando de tiroteos normales (en fases pasilleras, claro está) a pilotar un helicóptero, un tanque (que va demasiado rápido para un vehículo de semejante peso y tamaño) o fases más de tensión.

Aun así, la sensación de refrito no te la quita nadie, lo que llega a hacer algo pesado el modo para un jugador. Además, la duración no es para tirar cohetes, ya que en dificultar normal lo podréis completar en apenas 4-5 horas, y algunas más en Veterano, pero no muchas dado lo fácil que resultar la campaña así respecto a otras entregas.

Para muchos, lo importante de la franquicia no es la campaña, sino el multijugador, por lo que a ellos les alegrará que sigue siendo el mejor apartado del título, pero igual que ocurre con la campaña, con mucho reciclaje de años anteriores. La principal novedad en este aspecto es que podemos crear a nuestro avatar eligiendo sexo, rostros y equipamiento. Eso da un plus de personalidad, lo cual nunca está de más.

COD-Ghosts_Birds-of-Prey-Current-Gen

A la hora de equiparnos con las armas, se ha modificado ligeramente el sistema de “Pick 10” de Black Ops II. En su lugar, podemos rellenar los huecos de las armas y sus accesorios como creamos conveniente, y luego en los perks es donde llega el momento de hacer las verdaderas  elecciones. Hay más ventajas que nunca, y todas tienen un coste en segmentos de la barra de ventajas. Mientras esa barra no esté llena, podremos seleccionar las ventajas que queramos. Este sistema es bastante bueno para elegir exactamente lo que queramos, siendo complicado que haya dos jugadores con exactamente el mismo equipamiento.

A todo esto hay que sumar las rachas, que ahora se distribuyen en tres categorías, y como siempre, dentro de cada una escogemos tres. Ahora no son por puntos como en Black Ops II, sino otra vez por bajas, aunque al menos, cuentan como bajas los perros o artilugios del enemigo. Hablando de perros, ahora es bastante fácil conseguir uno en el multijugador (5 bajas), y aunque sólo llamemos a uno, cuando hay tantos perros en una misma partida, resulta bastante molesto ver lo resistentes que son, y que incluso te pueden matar a uno o dos metros de distancia más o menos.

Como sabréis, la interacción que hemos tenido con los escenarios de la franquicia siempre ha brillado por su ausencia, y han querido remediarlo ligeramente. Ahora, hay ciertos elementos interactivos en varios escenarios, como una gasolinera que podemos reventar, o un autobús para tirar. Y como colofón, hay un mapa que se puede cambiar entero gracias a una gran explosión, que funciona como una súper racha.

COD-Ghosts_MP-Sovereign-Current-Gen

Desgraciadamente, todo esto pasa tan desapercibido, que casi parece que estamos igual que antes, lo cual no es muy buena señal. Los modos de juego son los típicos de la serie, como Dominio, Duelos por Equipos o Baja Confirmada. Como grandes novedades tenemos Blitz; donde hay que atravesar el portal enemigo sin que ellos hagan lo propio con el nuestro; Cranked, una variante de duelo por equipos, pero con la peculiaridad de que tras una muerte, iniciamos una cuenta atrás de 30 segundos que nos hará explotar a no ser que sigamos matando; y “Hunted”, donde empezamos con una pistola y cuchillos que es posible lanzar, con cajones de armas cayendo en posiciones del mapa de forma aleatoria cada poco tiempo.

Mis modos favoritos son precisamente Blitz y Hunted, ya que requieren mayor trabajo en equipo si queremos obtener la victoria, pero sin llegar a ser tan esencial como en otros FPS como Battlefield 4. Pero desgraciadamente, el número de jugadores máximo para el multijugador en las versiones para la generación actual ha pasado de 18 a 12, echando en falta más gente en una misma partida para cuando un mapa es bastante grande, o precisamente en estos modos para cubrir todo mejor y hacer las partidas más intensas. Es algo ilógico, igual que la reducción del multijugador a pantalla partida de 4 a sólo 2 personas. Este es un aspecto bastante negativo para, por lo demás, un multijugador igual de divertido y directo que siempre, pero demasiado familiar a estas alturas.

Eso sí, algo que no me ha gustado nada es que se eliminaran las partidas de tres equipos, ya que ofrecían algo bastante fresco y divertido en la anterior entrega. Tampoco gustará la eliminación del modo “Cine” a los que les gustaba editar sus partidas.

cod-ghosts_homecoming-current-gen

El último modo de juego que nos ofrece Call of Duty: Ghosts es Extinción, que sustituye al increíble cooperativo de los zombis de Treyarch por un cooperativo para hacer frente a alienígenas. El objetivo no sólo es sobrevivir al mayor número de oleadas posible, sino ir avanzando por unos niveles con nuestro escuadrón, para eliminar las colmenas alienígenas con un taladro especial o un helicóptero si son demasiado grandes, teniendo que proteger ambos objetos mientras están en funcionamiento.

Lo bueno de los alienígenas frente a los zombis es que son mucho más ágiles, pudiendo saltar por las paredes o por las verjas del mapa, por lo que muchas veces veremos cómo nos sorprenden por todos lados. Además, hay varios tipos de enemigos, estando los típicos que sólo nos atacan cuerpo a cuerpo, los escorpiones que pueden dispararnos ácido desde lejos, o los que explotan al acercarse.

Todo esto hace que el trabajo en equipo sea esencial, y por ello, hay varias ventajas y habilidades. Si acabamos con una colmena o completamos los objetivos secundarios, nos darán un punto de habilidad, que sirve para mejorar nuestras habilidades, como curar más rápidamente a los compañeros, dar más munición a todo el equipo o hacer más poderosas las torretas que coloquemos. Todas las habilidades especiales valen dinero, que conseguiremos al ir matando enemigos.

cod-ghosts_extinction-current-gen

Esto hace que el modo sea un buen inicio en estas andanzas cooperativas y sobrenaturales en la saga para Treyarch, pero eso no quita que esté falto de personalidad y que la exploración sea nula, dos puntos donde los zombis de Treyarch le dan un buen repaso, lo que los hace también bastante más divertidos.

En cuanto a los gráficos, es increíble cómo el juego se ve peor que las últimas entregas de la franquicia, con unas caras menos expresivas, fondos borrosos, más dientes de sierra y texturas bastante pobres. En serio, no sé cómo Infinity Ward no ha podido seguir los pasos de Treyarch con Black Ops II, quienes lograron unos muy buenos resultados para un motor que, clarísimamente, está muy obsoleto, algo que les va a pasar muchísima factura en la nueva generación.

Al menos, el sonido sigue tan bien como siempre, con buenas melodías que nos meten de lleno en la acción, un gran doblaje al castellano (destaca la conocida voz de Elena Anaya en un brevísimo papel) y un genial sonido de las armas. En este sentido, todavía me resulta raro que en el espacio podamos oír tan claramente los disparos y las explosiones, pero eso es un mal menor.

COD Ghosts_Maniac Blindside

Conclusión

Infinity Ward se ha dormido en los laureles este año, con una entrega que grita refrito por los cuatro costados, con tan pocas novedades que se pueden contar con los dedos de la mano. Y cuando muchas de las situaciones vividas son tan conocidas, que encima sean peores que antaño no es nada positivo.

Por lo que, sin lugar a dudas, Call of Duty: Ghosts es la entrega más decepcionante de la generación, con tantas cosas conocidas que muchas veces parece que estamos ante una expansión de la entrega de hace dos años que otra cosa. Y es una lástima, ya que con Black Ops II se empezaba a sentir una mejoría con la inclusión de decisiones, un modo cooperativo brutal y una historia genial, mientras que con Ghosts parece que hemos retrocedido.

Así que a no ser que con esto os baste, y sólo queráis nuevos mapas y modos para el multijugador, acabaréis muy decepcionados ante una entrega que, si bien no es mala, se vuelve cansina al haber vivido todas sus situaciones con anterioridad. Realmente espero que para la próxima entrega se pongan las pilas, ya que este año, el resultado no ha sido el esperado en absoluto.

7

Nos consolamos con:

  • Las fases del espacio y las submarinas.
  • El modo Extinción. No tan bueno como los Zombis, pero muy adictivo y divertido.
  • Los modos Blitz y Hunted del multijugador.

Nos desconsolamos con:

  • Sensación de refrito más patente que nunca.
  • Historia completamente desaprovechada.
  • Gráficamente peor que las últimas entregas.
  • La reducción de jugadores en el multijugador.

Ficha

  • Desarrollo: Infinity Ward
  • Distribución: Activision
  • Lanzamiento: 05/11/2013
  • Idioma: Español
  • Precio: 69,95 €

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *