[Gamescom 2019] Budget Cuts 2: Mission Insolvency. ¿Y si Portal fuera un juego de sigilo?

Budget Cuts 2

Uno de los principales retos de cualquier juego para Realidad Virtual es cómo afrontar el sistema de movimiento. ¿Se usa teletransporte, aunque eso reste inmersión, o se usa movimiento libre, pese a que eso puede marear? En el caso de Neat Corporation, decidieron hacer algo único con el teletransporte en el Budget Cuts original, y ahora el estudio, junto a Fast Travel Games, está poniendo toda la carne en el asador con Budget Cuts 2: Mission Insolvency, para llevar un paso más allá su original concepto.

En la Gamescom 2019 pude probar una demo del juego, y se notaba que no había probado el original (que ojo, llegará a PSVR este mismo año), ya que estamos ante una secuela que bebe muchísimo de la primera parte. Por si no os suena, básicamente estamos ante un juego de sigilo, en el que podremos acabar con unas máquinas usando cualquier elemento del escenario. ¿La particularidad? Que para desplazarnos, tendremos que usar una máquina de portales de teletransporte.

Mientras que la primera parte se centraba casi por completo en entornos de oficina, Budget Cuts 2 nos permite salir al exterior, y de hecho, esta demo se ambientaba principalmente en las azoteas de una zona de rascacielos, además de algún escenario interno adicional. Lo que sí se mantiene es esta máquina de portales, por el cual lanzamos una bola que será la zona a la que viajaremos. Primero, podemos ver a través del portal (ojo, que también nos pueden ver los enemigos), para ver si estamos a salvo, y si es así, ya cruzarlo para movernos.

Budget Cuts 2

Esta mecánica me ha gustado mucho, y no me extraña que el Budget Cuts original llamara tanto la atención cuando se lanzó en PC. En definitiva, es casi como jugar a un Portal de sigilo, siendo algo original, fresco y hasta intenso. Lanzar un portal, ver cómo nos detecta el enemigo, y quitarlo de golpe para que no salten las alarmas, es no solo divertido, sino que nos pone en situación, como si miráramos por una ventana y nos quitáramos de en medio rápidamente para que no nos pillen a través de la misma.

Ahora bien, este sistema de movimiento y mecánica de sigilo necesita un poco de adaptación, ya que no es tan rápido de entender como simplemente usar los sticks para movernos o teletransportarnos de forma automática. Por tanto, al principio se me dio fatal el juego, me pillaban cada dos por tres y tenía que volver al último punto de control.

Lo bueno es que, mientras que en el original teníamos que usar elementos del escenario para defendernos y acabar con los robots enemigos, en Budget Cuts 2 la principal novedad es el uso de un arco. Esta debe de haber sido la principal aportación de Fast Travel Games, dada su experiencia con las mecánicas de arquería tras Apex Construct, y nuevamente, el arma funciona muy bien.

Budget Cuts 2

Como todos los elementos tienen que ser físicos, aquí no tenemos flechas infinitas ni nada por el estilo. En su lugar, hay que cogerlas, guardarlas en el inventario, y luego cogerlas de éste antes de empezar a disparar. Lo bueno es que, en nuestras manos tenemos unos mandos especiales, que nos dan acceso al módulo de teletransporte, de arco o de inventario, en función de lo que necesitemos.

Ahora bien, esto hace que sea necesario cambiar entre estos módulos con rapidez, para, por ejemplo, teletransportarnos detrás de un enemigo, cambiar rápidamente al arco, abrir el inventario y dispararle, antes de que se dé la vuelta y nos detecte. Si lo hace, no es el fin del mundo, ya que gracias al arco, da igual si matamos por la espalda o por delante. Aunque claro, eso significa que nos puede matar, teniendo que esquivar físicamente los disparos, ya que tanto nosotros como el enemigo muere de un solo impacto.

Al matar un robot, podemos deshacernos del «cadáver» al tirarlo de la azotea, para que no dejemos ningún rastro. Aunque lo principal y más obvio es coger la flecha disparada para volver a usarla, ya que la munición es limitada, con que no podemos desperdiciarla.

Budget Cuts 2

Durante la demo, al principio intentaba matar a los enemigos que me encontraba, ya que mi cerebro asociaba que, si los dejaba libres, igual más adelante me pillarían por la espalda. Sin embargo, gracias al diseño de Budget Cuts 2, podemos simplemente pasar entre ellos, aprovechando los huecos en sus patrullas para escabullirnos. Es entonces cuando mejor me lo pasé, ya que no tenía que lidiar con el cambio de módulos de las «manos», ni me tenía que preocupar de la puntería, que con el arco tampoco es mi punto más fuerte.

En general, me gustó bastante esta demo de Budget Cuts 2, ya que es una forma muy original de plantear el sigilo, y que solo puede ser posible en VR. Esto hace que tenga más ganas de jugar a la entrega original cuando llegue a PSVR (que vendrá con ayudas por el tema del Room Scale, que no es posible en el visor de Sony), y más adelante, disfrutar de esta secuela. Budget Cuts 2: Mission Insolvency llegará a los visores de VR de PC a lo largo del 2020.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *