[Gamescom 2019] Dying Light 2. La evolución del parkour, los zombies y las decisiones

Dying Light 2

Un juego que tenía que ver sí o sí esta Gamescom 2019 era Dying Light 2, ya que el original es de mis juegos favoritos de la generación, y esta secuela tiene un potencial altísimo. Por suerte, esta presentación no decepcionó, y aunque seguimos sin haber probado el juego todavía, se nota que Techland Games está poniendo toda la carne en el asador para crear su mejor juego. Pero vayamos por partes. Esta demo es en principio la misma que se mostró en el E3, y la que se enseñará el próximo 26 de agosto.

En esta demo, nos encontramos en un momento en el que el agua potable de la ciudad se ha agotado, lo cual es muy preocupante en un mundo post-apocalíptico lleno de zombies. Para intentar arreglarlo, nuestro amigo dueño del bar local, junto a otro par de NPCs, va a intentar llegar a un acuerdo con una de las facciones más importantes de la ciudad, que en principio, tienen la forma de abastecer de agua potable a todo el mundo. Esto ya demuestra el conflicto que hay entre facciones, con uno de nuestros compañeros estando a favor de la facción más militar, por lo que no está muy de acuerdo con este trato.


Obviamente, la reunión sale fatal, con nuestro amigo recibiendo un disparo, y los asaltantes supervivientes a nuestro ataque, escapando en una furgoneta. Aquí empiezan las decisiones que podemos tomar, ya que podemos perseguir la furgoneta, o quedarnos con nuestro amigo para buscar un médico que le ayude. Uno de los aspectos en los que Techland Games no para de centrarse en toda la demo es justamente la toma de decisiones, ya que quieren que Dying Light 2 sea un «sandbox narrativo», donde en una sola pasada, habremos visto menos de la mitad de todo lo que ofrece el juego por esas decisiones.

Dying Light 2

En este caso, el estudio mostraba la persecución de la furgoneta, teniendo que usar las renovadas habilidades de parkour de nuestro protagonista. El original ya parecía Mirror’s Edge, pero ahora, directamente lo han superado. Los movimientos de Aiden Cadwell, nuestro protagonista, son mayores que los del héroe de la primera parte, al haber diversas formas de superar zonas con ventanas, tenemos un paraglider para planear por la ciudad y mucho más, lo que hace la exploración increíblemente natural, y sobre todo, espectacular. Como amante de los plataformas, ver esta secuencia era sencillamente espectacular, y me daban ganas de quitar el mando al desarrollador para probarlo por mí mismo.

Durante esta persecución, Aiden acaba cayéndose a un edificio cerrado que, casualidades de la vida, es un nido de zombies. Esto muestra cómo funcionarán en Dying Light 2, ya que al haber pasado 15 años desde el original (en la historia descubriremos qué final de The Following es considerado canónico), los infectados han cambiado, y ahora no salen hasta la noche. La oscuridad es lo que les permite moverse con mayor facilidad, por lo que en el día estarán «hibernando» en diversos edificios, de modo que entrar entre tantos infectados no es nada nuevo.

La persecución para escapar del edificio me recordaba a la persecución del final del original, que personalmente, era justamente lo mejor de dicho título. Aquí hay también que gestionar los items que nos permiten quitarnos de encima a diversos zombies, de modo que tengo ganas de explorar más estos territorios infectados.

Dying Light 2

Volviendo a la persecución, finalmente alcanzamos la furgoneta y la tomamos. Aquí tenemos la decisión de matar al piloto, o forzarle a que nos lleve a su fortaleza, para así abrir nosotros las válvulas que darían agua potable a la ciudad. Esta fortaleza es casi como un castillo, ya que en Dying Light 2, la sociedad ha vuelto a una especie de Edad Media moderna, algo que nos proporciona un mundo post-apocalíptico bastante particular.

Al acceder a la fortaleza de esta forma, podemos ir con sigilo, comprobando que algo no cuadra: esta banda se supone que es muy violenta, pero dentro hay familias y niños viviendo con calma y seguridad, como si estuvieran totalmente a salvo. ¿Acaso estábamos equivocado sobre este grupo? Pero bueno, nos enteramos que nuestro amigo ha muerto, de modo que estamos más motivados para completar nuestra misión sin pensarlo dos veces. Todo esto, a pesar de que el líder del grupo sostenga que todo ha sido una trampa para que den acceso a la fortaleza a sus enemigos, ya que abrir las válvulas será algo muy malo.

Podríamos elegir aliarnos con él, pero en este caso, se tiene una pelea contra sus soldados, demostrando cómo ha evolucionado el combate cuerpo a cuerpo contra humanos. Ahora, las armas no tienen tanto de RPG, sino que muchas habilidades y efectos se activarán porque nosotros lo decidimos, no porque haya un porcentaje aleatorio que nos permitan electrificar a los enemigos, por ejemplo. También habrá jefes humanos, como el soldado estrella de esta banda, que llevaba una gran armadura, o habrá armas nuevas que se podrán usar tanto a distancia como en el cuerpo a cuerpo, lo que las hará las armas más versátiles.

Dying Light 2

Tras activar las válvulas, acababa la demo, de modo que comprobamos cómo era verdad que había una conspiración contra esta banda, que es ahora asaltada al poder acceder a la fortaleza desde la zona que antes estaba inundada, pero ya no, por liberar el agua nosotros mismos. Al parecer, el motivo por el que no podíamos abrir las válvulas era porque la zona inundada bloqueaba la presencia de unos nuevos infectados. Sí, ahora tendremos una nueva zona para explorar, pero también habrá nuevos zombies y criaturas contra las que luchar. En teoría, dependiendo de con quién nos hubiéramos aliado en esta misión, podríamos acceder a este área o no. Esta es una de las promesas de Dying Light 2, de modo que los usuarios tendrán mundos muy diferentes en función de las decisiones que vayamos tomando.

Esto será interesante en el cooperativo, ya que toda la aventura se podrá disfrutar junto a otros 3 amigos. El mundo en el que tendrá lugar la partida será el del host, por lo que será posible comprobar cómo ha cambiado el universo para cada usuario en base a sus decisiones, lo que ayudará muchísimo a la rejugabilidad.

Todo esto me parece maravilloso, pero le veía un problema a esta presentación: todo me parecía muy scriptado, y no sé cómo podría vivir algo así cuando llegue el título el año que viene. Es decir, la persecución inicial de la furgoneta se supone que tiene lugar por todo el mundo abierto, pero el camino está demasiado scriptado como para pensar que ese es un mundo que podremos explorar con libertad. O las posiciones en las que podremos interactuar con la furgoneta, las interacciones con los demás NPCs, las reacciones de los personajes, etc.

Dying Light 2

Si realmente el juego funciona así, es posible que haya partes del HUD desactivadas para que todo parezca más espectacular en esta demo o algo por el estilo. O puede que, sencillamente, todo me parezca demasiado ambicioso y espectacular como para ser verdad, ya que nos hemos llevado unas cuantas decepciones en el pasado por presentaciones demasiado buenas.

Lo que sé es que tengo unas ganas tremendas de probar ya mismo Dying Light 2. Lo que se puede ver del parkour es espectacular, mientras que la promesa de todas las variaciones narrativas y en el mundo me sigue pareciendo muy ambiciosa. Será interesante comprobar cómo funciona todo el año que viene, pero tengo muy claro que Techland Games tiene entre manos un posible bombazo, y a poco que enganche como el original, me veo haciendo parkour entre zombies hasta el final de la generación, y más allá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *