[Gamescom 2018] My Friend Pedro. ¿Y si Max Payne estuviera loco y sólo avanzara lateralmente?

My Friend Pedro

Desde hace tiempo, me encontré por Twitter un juego con unos GIFs que eran increíbles. No sabía muy bien de qué iba, ni quién lo desarrollaba, pero cada vez que veía un nuevo GIF, tenía que verlo varias veces porque era una maravilla de acción en scroll lateral y un uso del tiempo bala brillante. En el E3, este juego ganó una gran popularidad gracias al apoyo de Devolver Digital, y ahora casi todos nos conocemos bien su nombre: My Friend Pedro.

Detrás de esta obra se esconde DeadToast Entertainment, un estudio formado por un único desarrollador (Victor Agren), que trabajó previamente en LittleBigPlanetTearaway con Media Molecule, y decidió dar el salto al mundo independiente. Tenía muchas ganas a My Friend Pedro, por lo que necesitaba probarlo durante la Gamescom, y sí, me gustó tanto como me esperaba. La premisa es bastante absurda: nuestro protagonista, una especie de justiciero, habla con un plátano parlante llamado Pedro, que nos anima a acabar con todos los maleantes de la ciudad.

Obviamente, no estamos más que ante una excusa para empezar a disparar, ya que es lo principal que haremos en el juego. Estamos ante un “run and gun” en el que apuntamos con el stick derecho del mando o con el ratón, y sólo nos desplazamos lateralmente por los mapas. Nuestro objetivo es llegar desde el inicio hasta el final, acabando con todos los enemigos por el camino de la forma más estilosa posible.

My Friend Pedro

En teoría, podemos avanzar de forma normal, pero la gracia de My Friend Pedro es hacerlo con un estilo increíble. El protagonista es capaz de rebotar por las paredes, dividir la puntería para disparar a dos lados a la vez cuando llevamos dos pistolas equipadas, podemos realizar esquivas y otras habilidades más. Si además activamos el tiempo bala, nuestros movimientos serán mucho más acrobáticos, lo cual no sé si afecta a la jugabilidad, pero hace que todo luzca increíblemente bien.

Todo es fácil de realizar, pero el cómo enlacemos todas nuestras habilidades para matar con estilo y mantener un alto combo es lo que hace tan grande a My Friend Pedro. Podemos apuntar a los enemigos directamente, o aprovechar el escenario para matar rápidamente y haciéndonos parecer más chulos que un ocho. Por ejemplo, una placa de metal hará rebotar las balas hacia los enemigos, y lo mismo que una sartén, por lo que podemos darle una patada, colarla por una ventana hacia una sala con enemigos, empezar a disparar, entrar a la sala de una patada, y rematar a los que puedan quedar con vida. Eso, o directamente dar una patada a la sartén o a un cuchillo para matar a un oponente de golpe.

También podremos agarrarnos por cables y otras estructuras, para desplazarnos rápidamente por los niveles. En ocasiones, habrá pequeños puzzles que frenan un poco el ritmo, pero le aportan variedad al conjunto. Con todo, era una delicia estar a los mandos del juego. Desde DeadToast Entertainment saben que los GIFs de nuestras mejores jugadas van a quedar muy bien, por lo que al acabar una fase, podremos guardar o subir a las redes sociales nuestro mejor momento del nivel. Entre los piques por obtener mejores GIFs que los amigos en las redes sociales, y la lucha por la mayor clasificación, My Friend Pedro promete ser bastante rejugable.

My Friend Pedro

Junto a las fases normales, habrá otras especiales en las que vamos en una moto. Este nivel no destaca tanto como los demás que pude probar, pero seguía siendo divertido, además de aportar algo más de variedad. Sin embargo, lo más épico de toda la demo no lo pude probar, sino que lo hizo el propio Victor (el desarrollador), y es para quitarse el sombrero. Cuando yo jugaba me parecía que lo había hecho todo bastante guay, pero él directamente está a otro nivel, y es fácil ver cómo puede llegar a brillar My Friend Pedro.

En esta fase más avanzada, hay un monopatín que usamos para movernos rápidamente por el nivel, además de para lanzarlo a la cabeza de los enemigos. Era todo un espectáculo ver cómo usaba placas de metal para disparar enemigos sin parar con el monopatín y muchas otras virguerías. Además, en esta fase vi todas las armas que habrá en el juego, incluyendo mini-metralletas, una escopeta, un fusil de asalto con lanzagranadas incorporado y otros juguetes más.

Pese a todo lo bueno que tengo que decir de My Friend Pedro, hay un aspecto que todavía se tiene que pulir a lo grande: el uso de un mando. Se nota que el juego se creó con el teclado y ratón en mente, y todavía están viendo cómo implementar bien el mando. Como tal, no funciona mal, pero ahora sólo se puede saltar con el botón “A” en el mando de Xbox. Este es el botón de salto habitual en los videojuegos, pero aquí hace que tengamos que quitar durante unos momentos el dedo del stick derecho con el que apuntar. Usar el botón “RB” o equivalente sería una solución infinitamente mejor, que espero sea implementada próximamente, sobre todo para los que jugaremos en la versión de Nintendo Switch.

My Friend Pedro

Quitando este pequeño detalle, My Friend Pedro es justo tan divertido como parece. Es muy fácil ponerse a jugar y hacer partidas en las que pareces todo un héroe de acción super acrobático, al mismo tiempo que hay casi siempre margen de mejora para hacerlo todavía mejor. Con el sentido del humor de nuestro amigo Pedro, lo rematadamente bien que luce todo y lo adictivo que va a ser el obtener las mayores clasificaciones, a principios de enero tenemos una cita con el plátano más homicida de la historia, y no, no es el de los Fruitis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *