Impresiones de Prey. Un reboot con toques de Dishonored y Dead Space

prey

Una de las mayores alegrías que Bethesda dio en el pasado E3 fue el anuncio de Prey, el reboot de esta saga cuya segunda parte se quedó en el limbo de los videojuegos, y que va a volver en 2017 de la mano de Arkane Studios, los autores de Dishonored. Aunque no llegué a jugar mucho al original, que fuera un FPS de la vieja escuela me daba ánimos de que el reboot perteneciera a este género, que tan bien está volviendo con DOOM o en breve con Shadow Warrior 2.

Por eso tenía tantas ganas de ver el juego en la Gamescom, donde nos mostraron un vídeo gameplay de varios minutos donde quedan claras dos cosas: el juego no tiene ningún parecido en la jugabilidad con el original, pero la mezcla de géneros que plantea es de lo más atractiva.

En el juego, estaremos en una estación espacial llena de cadáveres con unos enemigos que pueden ser tan peligrosos como desternillantes: unos seres capaces de tomar la forma de cualquier objeto inanimado. Por eso, nos puede llegar incluso a atacar una silla o una mesa si el cambiante ha tomado esa forma, o como una especie de sombra si está en su forma original.

Prey

Esto puede dar lugar a muchos momentos de terror y tensión de lo más prometedores, ya que en un escenario donde hay tantísimos objetos, cualquier cosa podría ser un monstruo acechando para matarnos. Encima, la munición no será muy numerosa, teniendo bien que cuidar cada disparo que demos. Eso sí, en este vídeo no es que lo representaran muy bien, ya que a la vez que decían que las balas serían un bien muy preciado, dispararon dos veces a lo que claramente era una papelera y no un monstruo.

Junto a estos elementos de survival horror también habrá elementos de RPG, al poder ver la vida de los enemigos y desbloquear poco a poco nuevas habilidades al clavarnos una especie de jeringuilla en el ojo. Sí, es muy cruenta la escena, y eso me atrae bastante, ya que no querremos volver a verla, pero lo necesitaremos si queremos seguir mejorando a nuestro protagonista.

Durante toda la demo, la ambientación era sencillamente espectacular. La nave desprende vida con toda su muerte (viva la ironía), y a pesar de todos los horrores que había a nuestro alrededor, daban ganas de explorar cada rincón de la nave. Lo mejor es que no solo visitaremos su interior, sino que a veces saldremos al exterior en zonas de gravedad cero que alteran notablemente la jugabilidad.

prey

No solo habrá acción, sino que también habrá algunos puzzles usando tanto nuestras habilidades como nuestro equipamiento. Hay un arma que dispara una especie de gel que se puede usar para “congelar” a los enemigos, lo que nos permite luego machacarlos con un buen ataque cuerpo a cuerpo, lo que hace los encuentros más cortos. Este gel se solidifica mucho muy rápido, por lo que se puede usar para crear caminos con los que llegar a zonas anteriormente inaccesibles. En el vídeo crearon una escalera improvisada para llegar a una zona alta, por lo que esa arma vendrá de perlas tanto para combatir como para explorar.

Por otro lado, nuestro protagonista tendrá varios poderes, como poder transformarse en cualquier objeto, como hacen nuestros enemigos. En el vídeo nos mostraron una escena en la que el personaje se transforma en una taza para poder acceder por una rendija a una sala de seguridad y desbloquear la puerta que anteriormente estaba cerrada. Este momento era tan absurdo como efectivo, que tiene sentido en este mundo.

Esta habilidad también se podrá usar para esquivar a los enemigos, ya que así se puede mover uno rápidamente por el escenario evitando el campo de visión enemigo, algo que puede recordar bastante a Dishonored.

prey

Me decepciona bastante que Prey no se parezca en absolutamente nada al original, ya que no es un FPS de la vieja escuela, ni parece que vaya a haber uso de portales ni hay un nativo americano dando cera a los alienígenas. Sin embargo, quitando esta decepción, la verdad es que el juego pinta muy bien. La combinación entre Dishonored y los elementos de survival horror a lo Dead Space pueden dar mucho juego. Si a esto se le suma una ambientación increíble y un apartado técnico a la altura, estamos ante un título que puede ser uno de los grandes del 2017.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *