Impresiones de Outlast 2. El terror vuelve por la puerta grande

outlast_2

Puede que el Outlast original no fuera mi survival horror favorito, ya que iba perdiendo fuerza a medida que avanzaba tras un genial inicio. Sin embargo, todo apunta a que en The Red Barrels han hecho los deberes, ya que la demo que se puede probar en la Gamescom es todo lo aterradora que cualquier fan del miedo podría desear.

Vale que no es una demo completamente nueva, y que se ha podido ver parte por YouTube, pero jugarla sin interrupciones y con cascos es una experiencia muy distinta a ver un pequeño fragmento desde el ordenador o el móvil.

Esta secuela deja atrás todo lo ocurrido en el psiquiátrico para contarnos una historia centrada en una secta demoníaca en mitad del bosque. Mientras hacíamos una grabación desde un helicóptero, éste es derribado, y acabamos perdidos y heridos allí, con la única ayuda de, cómo no, nuestra fiel cámara.

a href=”http://www.desconsolados.com/wp-content/uploads/2016/08/Outlast2_WindMill-1920×1080.jpg”>Outlast2

En esencia, Outlast 2 va a ser igual que el original, pero mejorando todas sus facetas. Esto ya se puede ver en la cámara, que por fin graba a 1080p, y provoca un pequeño zoom con respecto a no usar la cámara. De esta forma, no se tiene la misma perspectiva con y sin cámara, lo que nos “fuerza” a no ir con ella siempre puesta, aunque sea con la visión nocturna desactivada para ahorrar batería.

La demo es bastante lineal, ofreciéndonos caminos claros para seguir avanzando. Sin embargo, este camino está lleno de peligrosos y mucha tensión, escuchando puertas que se abren y cierran a nuestro alrededor, pueblerinos que se alejan de forma no muy amigable de nosotros en un primero encuentro bastante inquietante. Todo esto mientras vemos restos de animales, personas y varias frases satánicas. No podía parar de preguntarme “¿qué narices está pasando aquí?”.

Outlast2

Mientras que el original se mantuvo más o menos realista, en este lo sobrenatural cobra fuerza rápidamente, con monstruos, oscuridad que abre portales, pozos con sustos preparados al investigarlos y mucho más.

Una de las quejas principales de Outlast es que se basaba más en los “jump scares” que en el miedo psicológico. Aunque los sustos en plan “booo” siguen muy presentes, éstos están mejor planteados en su mayoría al ya haber muchas cosas pasando a nuestro alrededor que nos ponen en tensión. En un momento de la demo que casi parece sacado de PT y sucedáneos donde todo es una locura y hasta cambian algunas cosas al girarnos, estaba mirando a todos lados porque no dejaba de escuchar ruidos, ver taquillas que se abrían y se cerraban, alguna sombra tenebrosa y, cuando finalmente llegó el susto, fue imposible no cagarme en los muertos del bicho en cuestión.

La parte final de la demo es más tradicional, al hacernos huir de los pueblerinos, que han dejado de alejarse para acercarnos con un buen machete en sus manos, y no precisamente para pelarnos unas patatas y hacernos una rica cena. Para escapar de ellos toca correr, aunque nuestro personaje esta vez se agota, por lo que los sprints hay que usarlos como último recurso para no estar sin aliento en el peor momento posible.

Esta persecución es bastante tensa, ya que estamos en mitad de un maizal con poca visibilidad, viendo las linternas de los enemigos, escuchando sus pasos y sus gritos, y nosotros completamente indefensos. Hubo un momento en el que me tuve que esconder en un barril y fue un momento muy emocionante mientras veía entre los agujeros a los enemigos rezando para que no me encontraran mientras andaban alrededor del barril.

Outlast-2

Al llegar al final, la persecución se vuelve mucho más guiada, al aparecer enemigos para dirigirnos al único camino posible, llevándonos a un final sangriento y que dolerá mucho a todos los hombres.

Así que, la demo de Outlast 2 me ha dejado muy buen sabor de boca, al saber usar mejor los “jump scares” (aunque algunos siguen siendo muy obvios) gracias al miedo psicológico creado por el escenario, y unas persecuciones más intensas y abiertas que antes. Si logran mantener esta tensión durante el juego, entre su mejorado apartado técnico, una historia interesante que esta vez tiene un protagonista y el miedo que nos hará pasar, seguro que logra hacer que durmamos con la luz encendida cuando por fin salga a la venta a principios del año que viene.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *