Impresiones de J.U.L.I.A. Among the Stars. Exploración y puzzles más allá de las estrellas

JULIA Among the Stars

Me encantó ver en la Gamescom bastantes aventuras y propuestas independientes, entre las que se encuentra J.U.L.I.A. Among the Stars, que además, saldrá a la venta el 12 de septiembre, con que en breve lo podremos disfrutar en toda su plenitud. Hay aventuras gráficas de “point and click”, y hay aventuras de puzzles. Pues bien, estamos ante una especie de mezcla de ambos, basando todo mucho en su historia.

El contexto es que Rachel Manners ha despertado tras un sueño criogénico en su nave, y no sabe por qué no hay nadie a bordo ni qué ha pasado con la estación de investigación más cercana. Su única “compañera” es la IA de la nave, J.U.L.I.A., cuyo principal objetivo es mantener a Rachel a salvo. Junto a ella, tendremos que ir explorando los planetas del sistema solar hasta desvelar el misterio detrás de todas estas estructuras abandonadas y cómo ha acabado Rachel sola.

Todo esto lo haremos a través de niveles semiestáticos donde tendremos decenas de elementos sobre los que clickar para interactuar. Algunos serán útiles para avanzar por el nivel, mientras que otras darán un mayor contexto a la historia.

JULIA Among the Stars

Pero no será Rachel la que interactúe con el escenario, sino que enviaremos a cada planeta que visitemos el robot, por lo que veremos todo desde una perspectiva en primera personajes. Durante mi tiempo con el juego, Jan Kavan, uno de los dos desarrolladores detrás del título, me mostró varios niveles. Empezando por la primera estación, ya se nota el alto nivel de detalle puesto en cada escenario. Fue pulsar el botón para resaltar todo lo “clickable” y ver aparecer decenas de marcas en la pantalla, por lo que los que se quieran informar a fondo sobre todo lo que rodea a este universo, van a tener muchos elementos que investigar.

El objetivo en esta estación es descubrir qué ha pasado, por lo que hay que abrir diferentes puertas que están bloqueadas con contraseñas, para lo cual hay que buscarlas en los emails encontrados en los diferentes ordenadores de los miembros de la tripulación que antes estaba ahí, lo que además nos empieza a dar pistas sobre qué narices ha pasado.

Algo en lo que Jan ponía mucho empeño era en mostrar cómo el juego no es solo una sucesión de puzzles, sino que están integrados en la historia y tienen un motivo de ser.

Tras esta fase, que sirve a modo de tutorial, el sistema solar se abre y podemos explorar sus diferentes planetas en el orden que queramos. En cada uno iremos descubriendo más pistas y misterios sobre lo que está pasando, a la vez que nos enfrentamos a nuevos puzzles, de nuevo, todos basados en la historia y no en simples puzzles por ofrecer puzzles.

Esto hace que en principio cada puzzle sea único, y que los que se repitan únicamente son en los que mejoramos el robot, lo que le permitirá acceder a zonas submarinas en uno de los planetas, por ejemplo.

Los planetas son también muy variados, habiendo algunos selváticos, otros más marítimos, u otros más tecnológicos propios de la ciencia ficción. No quiero desvelar mucho para no entrar en el terreno del spoiler, pero los puzzles que me mostró parecen interesantes.

Eso sí, aunque veamos todo en primera persona y sin movernos como tal por el escenario, como si estuviéramos viendo una imagen estática, el mundo está vivo. Un ejemplo fue encontrarnos en el planeta marítimo, en una de nuestras visitas, una especie de tortuga que ha encallado en la playa. Podemos devolverla al mar, diseccionarla para estudiarla o dejarla ahí, y entonces, cuando volvamos más tarde, habrá muerto. Son pequeños ejemplos para demostrar que cada mundo está vivo.

JULIA Among The Stars

Aunque J.U.L.I.A. Among The Stars no me dejó con la boca abierta, me gustó lo que vi, ya que si bien parece que va a ser una aventura de ritmo lento, los misterios de ciencia ficción siempre me gustan, y la variedad de puzzles es algo que siempre se agradece en este tipo de juegos. Afortunadamente, en apenas una semana podremos comprobar por nosotros mismos si la aventura merecerá la pena o no, ya que estará disponible para PC, Mac y Linux el próximo 12 de septiembre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *