Impresiones de Hyrule Warriors. Link, Zelda y compañía se vuelven más guerreros que nunca

Hyrule Warriors

Aunque todos esperamos como locos por saber más de The Legend of Zelda para Wii U, este próximo mes de septiembre podremos disfrutar de una nueva aventura con Link, Zelda y el resto de grandes personajes de este universo con Hyrule Warriors. Eso sí, no estamos ante una entrega al uso de la franquicia, sino que es más bien un Dynasty Warriors con estos personajes, algo que ya se veía por los vídeos mostrados últimamente, y que cuando te pones a jugar, es algo que se nota a las primeras de cambios.

Para empezar, el mapa es exactamente igual al visto en la saga de Tecmo Koei, y el sistema de juego tres cuartos de lo mismo: con nuestro personaje, tenemos más o menos libertad para avanzar por un extenso mapeado, donde se enfrentan los ejércitos aliados y enemigos. Para poder alzarnos con la victoria, hay que ir cumpliendo objetivos prefijados, además de otros que irán surgiendo en el fervor de la batalla, como proteger X zona o a Y personaje.

Hyrule Warriors

En esta demo, había que ir a unas cuevas para conseguir un artilugio: las bombas. Al conseguirlas, los enemigos cerraban el paso de las cuevas, por lo que había que usar las bombas para ir destruyendo los obstáculos, lo cual también nos permite acceder luego a otra parte del mapeado. Usar estos objetos es algo diferente a lo visto en Dynasty Warriors, al igual que la aparición de grandes enemigos finales.

Con las bombas en nuestro poder, a este bicho había que matarle lanzando bombas a su boca. Entre tanto, toca matar cientos de enemigos, tanto con los combos normales como con los ataques “Musou”, que son muy poderosos, pero se tienen que recargar a base de golpear de forma tradicional. La demo la jugué con Zelda, pero por lo que vi de las partidas de otros, cada personaje tiene su propio estilo de combate, junto a sus propios ataques finales.

Hyrule Warriors

Gráficamente, en esta demo se podían ver todos los puntos fuertes y flojos de Dynasty Warriors: un gran número de enemigos en pantalla con una fluidez impecable a pesar de haber montones de efectos simultáneos, a costa de mucho popping, con enemigos que pueden aparecer o desaparecer a unos pocos metros de nosotros.

Así que, esta entrega va a encantar a los fans de Dynasty Warriors, ya que presenta alguna cosilla nueva, como jefes finales gigantes en vez de “solo” poderosos generales, o el uso de objetos en mitad de la batalla. Sin embargo, a los fans de The Legend of Zelda veo más complicado que les conquiste, ya que a su favor estará el universo y poco más. Habrá que esperar hasta septiembre para ver cómo reaccionan ambos grupos de fans, aunque si como un servidor os gustan ambas licencias, tenéis una compra más que asegurada con este Hyrule Warriors.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *