Microsoft celebra el lanzamiento de Xbox One por todo lo alto

FOTOS_EVENTO_XBOX_Xbox One Experience - cupula geodesica

Xbox One por fin está entre nosotros, dando el pistoletazo de salida a la nueva generación en Europa, para darnos muchísimos años de increíbles juegos y nuevas experiencias. En una ocasión como esta, Microsoft no podía evitar celebrar este lanzamiento, y para ello, nada mejor que montar una impresionante cúpula en mitad de la plaza de Colón en Madrid, que está abierta al pública durante esta tarde y el día de mañana, con varios torneos y juegos para que la gente vea lo que ofrece la next-gen.

Para dar la bienvenida a la consola, Microsoft montó anoche una fiesta dentro de la cúpula, donde Sergio Ramos y Cesc Fábregas fueron los grandes invitados de la noche. Gracias a su pique por Twitter porque el futbolista del Real Madrid ya tenía una Xbox One en su casa, los dos se han convertido en una pieza fundamental de marketing a través de las redes sociales. Así que nada mejor que ellos para echarse los primeros piques al Forza Motorsport 5. Al final, ambos recibieron una consola, dando por finalizada la presentación como tal.

FOTOS_EVENTO_XBOX_Maria Garaña entrega la Xbox One al ganador

Así que los asistentes tuvimos el resto del evento para probar por nosotros mismos las versiones finales de los principales juegos de lanzamiento. Empecé por Ryse: Son of Rome, del que por fin pude probar el modo campaña y no el cooperativo. Gráficamente, hay que reconocer que es lo más potente que he visto nunca en una consola, con unos efectos de fuego, escenarios, animaciones y detalles para quitarse el sombrero. La jugabilidad ya es otro cantar, ya que los combates eran todos iguales en los primeros compases de la aventura (golpear con la espada, cuando esquiven los ataques, usar el escudo, y así hasta poder ejecutar), además de que una sección en la que se usaba una ballesta no era lo más divertido del mundo. Personalmente, el juego también me pareció muy fácil (no sé en qué dificultad estaba), aunque a muchos les costaba ir avanzando, con que igual no es tan fácil como me pareció.

Otra estrella del lanzamiento es Dead Rising 3, que tiene unos primeros compases muy emocionantes, teniendo que huir a la desesperada de los zombis hasta dar con más supervivientes en una cafetería. Lo interesante de estos primeros minutos de juego es que hay cientos de zombis en pantalla, y con sólo cuatro cuadrados de vida, ir al enfrentamiento directo no es lo más recomendable. Por eso, había que recurrir al ingenio, como ir sobre los restos de los coches para evitar caer en la marea de los no-muertos. En otros momentos, la oscuridad y los pasillos oscuros eran los predominantes, teniendo que esquivar en la medida de lo posible a los zombis. Al llegar junto al resto de supervivientes, ya podemos ir más a lo bestia usando un arma combinada: una maza junto a una motosierra. Tras llegar a un coche, empezaba un poco de libertad para llegar, junto a los demás supervivientes, a un taller seguro. Por el camino, se podía salvar a más supervivientes, para así obtener mucha más experiencia. Al llegar al nuevo refugio lo dejé, no sin antes haber conseguido dos logros.

IMG_0926

Sin duda, diversión no nos va a faltar con Xbox One, con que desde hoy, ya podemos dar el salto a la nueva generación. Y los que estáis en Madrid, os animo a que vayáis a esta increíble cúpula, ya que no hay mejor forma de dejarse convencer por una consola, que probar sus mejores juegos en un lugar tan espectacular.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *