Impresiones de Oculus Rift. La nueva generación del PC ya tiene nombre propio

IMG_0912

En la Madrid Games Week, cuando veías una cola que daría para varias horas de espera, estaba claro que se trataba de la del Oculus Rift, una tecnología que parece ciencia ficción, pero que es una realidad tremendamente espectacular. Los chicos de Mountain fueron los encargados de traer a España este increíble aparato, y que marca perfectamente el futuro de los videojuegos en PC.

Si no sabéis lo que es Oculus Rift, la respuesta corta es que son unas gafas 3D para que estemos dentro de un videojuego. Pero hay mucho más que un simple visor molón, ya que también tiene varios sensores, de tal forma que si movemos la cabeza, el juego lo reconocerá, y el personaje hará lo propio. Es complicado reproducir en palabras las sensaciones que produce, ya que es sencillamente indescriptible.

La demo que probé con estas gafas era de Half Life 2, que no es un juego precisamente moderno (aunque ha envejecido muy bien), pero que servía a las mil maravillas para ilustrar cómo funciona la tecnología. Con los mandos, movemos al personaje como toda la vida, pero cuando llega la hora de usar el stick de apuntado, la cosa cambia. El juego sólo reconoce el movimiento horizontal de este stick, ya que todo lo demás lo hacemos con nuestra cabeza.

Como os podéis imaginar, la primera vez que te pones las gafas te pones como loco a mover la cabeza, por lo que la experiencia me acabó mareando. Además, al llevar gafas, me las tuve que quitar, así que no veía la imagen demasiado nítida. Sin embargo, era toda una delicia mover la cabeza a placer para explorar los detallados escenarios del juego, aunque fuera por muy poco tiempo.

Aun así, estas dos pegas son insignificantes cuando estamos, seguramente, ante el futuro de los videojuegos. Ni nueva generación ni súper gráficos, lo más espectacular es sentirte que estás dentro del juego, y por el momento, no hay nada mejor que Oculus Rift. Por desgracia, todavía falta un año aproximadamente para que se ponga a la venta, y ciertamente espero que la tecnología tenga su equivalente en consolas, ya que es una experiencia completamente nueva e inmersiva a más no poder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *