Probamos la magia de Disney Infinity en la presentación del juego

Disney Infinity

Aunque Disney ha paralizado bastante su división de videojuegos, todavía tienen un producto estrella con el que hacer la competencia a la franquicia Skylanders. Se trata de Disney Infinity, que hoy se ha presentado en Madrid de la mano de Troy Leavitt, uno de los desarrolladores del juego y principal responsable del mundo basado en la película “El Llanero Solitario”.

Al igual que Skylanders, uno de los principales atractivos de cara a los más peques de la casa será la necesidad de plantar los juguetes en la plataforma que trae el juego, ya que si no no aparecerán en pantalla y no los podremos controlar. Esta idea también la han llevado a la práctica dentro del propio juego, ya que todo está pensado como si fueran juguetes, con varios personajes con la carcasa para las pilas en su espalda, o que todas las pistolas tengan en el extremo del cañón una punta roja, como en la mayoría de armas de juguete. Y de eso va precisamente el título: pasárnoslo en grande con la mayor cantidad de juguetes Disney del mundo en universos ya creados o vacíos en los que la “única” limitación será nuestra imaginación.

Disney Infinity

El juego vendrá de serie con los mundos de “Monstruos University”, “Piratas del Caribe” y “Los Increíbles”, cada uno con su respectivo protagonista (Sully, Jack Sparrow y Mr. Increíble respectivamente). Como es de esperar, habrá 20 muñecos que se lanzarán junto al juego, para comprar los que vayamos queriendo, teniendo cada uno sus habilidades únicas. También se venderán mundos por separado, como el de “Cars” y el del “Llanero Solitario”, viniendo cada pack con dos personajes y el mundo. Más adelante irán saliendo más mundos y personajes, aunque de momento no se sabe cuáles serán. Las franquicias de Marvel y Star Wars no serían de extrañar (con lo rentables que son, seguro que las usan), pero Troy no quiso soltar prenda en este aspecto.

Las figuras relacionadas con los personajes tienen la base circular, mientras que las de base hexagonal se refieren a los mundos. Esto es importante a tener en cuenta, ya que habrá Discos de Poder específicos para mundos o personajes, pudiendo tener hasta dos activos en cada zona de la plataforma. Como podéis ver en la foto de arriba, hay dos huecos para los personajes (salvo en Nintendo 3DS, que tiene una sola zona), por lo que dos jugadores pueden adentrarse en las aventuras Disney desde una misma consola a pantalla partida, y hasta cuatro gracias a la conexión a internet.

A la hora de jugar, tenemos dos opciones bien diferentes. Por un lado, podremos seguir la historia de cada mundo, que no será igual a la de las películas en las que se basan, pero sí se basan en ellas. En este caso, sólo podremos seleccionar a los personajes de ese universo, por lo que no podremos ver a Mr. Increíbles en el mundo de Cars, o al Llanero Solitario en el de Piratas del Caribe.

Disney Infinity

Cada mundo tendrá mecánicas y objetivos bien diferentes, teniendo que asustar y gastar bromas a la universidad rival en “Monstruos University”, o detener a los maleantes en el “Llanero Solitario”. Eso por no mencionar la más acción con los puños o con las armas de un mundo a otro, o directamente el uso de vehículos. Al ir jugando, podremos desbloquear juguetes para luego emplear en el modo “Toy Box” o en ese mundo, ya que siempre hay elementos que podremos personalizar. Con las monedas que vayamos consiguiendo podremos comprar más juguetes a usar,  que antes tendremos que desbloquear subiendo de nivel al cumplir diversas misiones.

Esto es sólo el calentamiento de cara al modo estrella, el “Toy Box”, donde podremos crearnos nuestros propios mundos. Dicen que la única limitación es nuestra imaginación, pero no es del todo cierto. Por un lado, crear zonas de plataformas, encadenar reacciones del escenario según lo que vaya sucediendo (como hacer que una grada se alegre cuando marcamos un gol) o incluso crear pistas de carreras es perfectamente posible. Todo gracias a la varita mágica y al modo de introducción de objetos. En este sentido, hay montones de juguetes y vehículos para usar, como dispensadores de enemigos, pistolas para agrandar o empequeñecer vehículos, el carro de Cenicienta, Abu cuando es un elefante o el caballo de Mulán entre otros. Eso por no mencionar los jet-packs, tablas de surf o pistolas a emplear, o la posibilidad de establecer ciertos ángulos de cámara al entrar en una zona concreto. Sin embargo, todo esto se supone que es para crear grandes historias con estos juguetes, ¿no? Pues entonces, lo lógico habría sido introducir una forma de grabar secuencias de vídeo o al menos crear líneas de diálogo, pero va a ser que no. En este sentido, este editor de mundos me dejó bastante frío.

Disney Infinity

Pero más decepcionante es cuando te pones a los mandos del juego, porque los controles no podían ser más toscos. Para que os hagáis una idea, al propio Troy le costó apuntar a un coche para mostrar cómo se hacía más grande o más pequeño. Esto no sólo le pasa a las mecánicas de shooter, sino a todas. Al dar puñetazos todo es poco preciso, la conducción tampoco es para tirar cohetes, y en definitiva, no me parecía muy divertido de jugar.

Además, técnicamente hablando, el juego pegaba muchos tirones. Vale que estamos ante una versión inacabada del título, pero es que sale a la venta en menos de un mes, con que tienen todavía mucho que mejorar.

En definitiva, Disney Infinity me ha terminado decepcionando, ya que me esperaba algo a la altura de LittleBigPlanet pero con personajes y mundos de Disney a la hora de crear, pero las opciones son bastante más limitadas. Todo esto sin contar con lo tosco que resultaba el control de todo. Pero claro, a la hora de la verdad, el juego va a llamar la atención de los más peques de la casa, a quienes no les importarán estos fallos porque se estarán divirtiendo con los simpáticos personajes y mundos en los que podrán dejarse llevar. Así que para los niños, el 20 de agosto debería de ser un día importante, porque si Skylanders ha tenido tanto éxito, esta propuesta de Disney puede ser todo un fenómeno entre los peques una vez salga a la venta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *