Impresiones: beta multijugador de Gotham City Impostors

La verdad es que cuando se anunció Gotham City Impostros, un FPS exclusivamente multijugador destinado a los servicios de descarga basado en los imitadores de Batman y el Joker, era normal estar preocupado. El éxito de Arkham Asylum y Arkham City nos ha venido de perlas a los jugones, pero esto también significa la llegada de más juegos del Hombre Murciélago hechos con el único objetivo de aprovecharse de este tirón.

Afortunadamente, y tras su retraso, gracias a la beta pública del juego, ya nos podemos hacer una buena idea de lo que nos espera y respirar aliviados. Esta versión de prueba únicamente nos permite jugar en dos modos de juego: Fumigación y Guerra Psicológica, además de la Iniciación para aprender todos los entresijos jugables del título.

El primero de ellos se trata del clásico modo Conquista en el que tenemos que tomar los lanzadores de gas del mapa, para así rellenar el porcentaje global del gas de nuestro equipo, ya que una vez al máximo, ganaremos la partida gracias a una bandada de murciélagos o con el gas de la risa (dependiendo de si somos Jokerz o Bats). Por otra parte, el segundo es un Atacar la Base en toda regla, en el que en lugar de una carga hemos de llevar una batería hasta el megáfono propagandístico enemigo. Una vez activado, lanzaremos un mensaje que convertirá en una especie de zombis (que ojito a los manotazos mortales que se sueltan) a los rivales durante unos segundos, siendo una partida de ver quién logra dejar en este estado más veces al rival en dos rondas para que ambos equipos jueguen en las dos bases posibles. Como podéis ver, son dos modos muy clásicos, pero con una pequeña vuelta de tuerca humorística que le viene ideal al juego.

En lo que a la jugabilidad respecta, al principio podría parecernos que estamos ante otro clon de Modern Warfare, con su sistema de rangos, desafíos, los “perks” (aquí llamados anécdotas) y el sistema de acción rápida y directa. Por suerte, esto cambia al poco de jugar, al ver cómo hay muchísimas más opciones tácticas y personales que hacen del juego una verdadera delicia. El primer cambio destacable es el uso de un artilugio. El básico será el lanzaganchos para movernos con total libertad por todo el escenario, pero podremos desbloquear muchísimos más, como una especie de paracaídas para planear o lanzarnos como bombas humanas contra los enemigos, patines para movernos a gran velocidad, botas con muelles para saltar mucho más alto o incluso bombas de humo ninjas para hacernos temporalmente invisibles. Hay una buena variedad de artilugios, lo que se traduce en que seguro que encontramos el ideal para nuestro estilo de juego, no habiendo ni mejores ni peores, sino el que mejor se adapta a nosotros.

Con las armas arrojadizas pasa lo mismo. Al principio contaremos únicamente con las típicas granadas, pero podremos desbloquear boomerangs para atacar a varios enemigos a la vez, shurikens, hachas complicadas de dominar pero mortales, trampas de osos para frenar a los rivales o cajas de pasayos explosivas. Junto a esto, entra en juego la complexión de nuestro personaje (al que podremos personalizar con una buena cantidad de ropas diferentes), pudiendo ser más pequeños por su velocidad a costa de salud y ser objetivos más complicados, o al revés. De nuevo, todo se debe a nuestra forma de jugar.

Lo mejor de todo es que, cuando entramos a jugar, todas estas posibilidades se trasladan de forma perfecta a la partida. Desde el sentido del humor de los propios personajes, las armas o las habilidades, la diversión es altísima durante todo el juego. Gran parte de la culpa la tiene el diseño de los dos niveles de la beta, La Milla de la Diversión y El Callejón del Crimen (muy conocidos para los seguidores de Batman), ya que están llenos de rampas para los que llevan los patines, colchonetas para llegar a las azotes de los edificios o corrientes de aire para los del paracaídas.

La calidad gráfica es lo que es bastante más estándar (recordad que será únicamente un juego descargable), pero aun así luce bastante bien. Aunque lo mejor es el doblaje al castellano que ya se encuentra en la beta, con constantes comentarios tanto de los personajes como de los líderes de cada bando realmente divertidos… lo que no quiere decir que nos podamos cansar de alguno de los mismos tras varias partidas.

Si todo va muy bien, ¿qué es lo que le falta a esta beta de cara al lanzamiento del juego? Lo más importante en los juegos online: estabilidad. No es raro encontrarse en partidas con un lag bastante notable tanto en Xbox 360 como PS3, por lo que esto es algo en lo que se deben poner las pilas los desarrolladores, ya que no nos haría mucha gracia a nadie que en el lanzamiento haya partidas injugables.

En conclusión, esta beta de Gotham City Impostors ha sido una grata sorpresa, ya que nos hemos encontrado con una versión “cartoonizada” del multijugador de Modern Warfare con los suficientes añadidos como para ser algo personal. Sin embargo, todavía les falta por mejorar la estabilidad de los servidores, siendo éste el verdadero punto negro del juego. Si lo logran arreglar de cara al lanzamiento del juego, nos encontraremos ante una matanza de murciélagos y payasos a la que será difícil resistirse.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *